Expresamos nuestro rotundo rechazo al intento frustrado de asesinato contra Silverio Romero

Triste inicio de año para la sociedad venezolana

El consejo directivo y el equipo de coordinación de la Universidad Nacional Experimental Indígena del Tauca expresa su rotundo rechazo al intento frustrado de asesinato contra el estudiante Silverio Romero ocurrido el 3 de enero de 2014, quien se encontraba en su comunidad de origen realizando su trabajo de campo, requisito exigido por la universidad. Al momento del incidente Silverio, se encontraba en las inmediaciones del parcelamiento La Estrella, Municipio Machiques de Perijá, estado Zulia.

El intento de asesinato perpetrado a este joven indígena yukpa por parte de sicarios se suma a la lista de agresiones, asesinatos y hostigamiento que, juntos, constituyen un genocidio contra este pueblo indígena, duramente golpeado por la alianza de poderes económicos, políticos y militares que hacen vida en la región.

Durante su traslado al hospital, Silverio Romero fue asediado por motorizados quienes decretaban su muerte a viva voz. No conforme con haber sido herido a muerte a la altura del tórax, sus verdugos lo persiguieron hasta las puertas mismas del hospital, mostrando cómo el racismo y odio que cimienta las relaciones de poder en Machiques de Perijá les otorga licencia para matar.

Silverio Romero,  es nieto de José Manuel Romero e hijo de Sabino Romero.  Tanto su abuelo como su padre han sido asesinados. El primero a golpes  en el 2008  a manos de un conocido dueño de hacienda.   Este caso, a pesar de haber sido denunciado públicamente por el Presidente Chávez en acto con la entonces ministra  indígena Nicia Maldonado, aun está sin ser investigado. El segundo, Sabino Romero, fue un acontecimiento lamentable y altamente conocido en el país.

Es importante resaltar el hecho de que los operadores que  ejecutan el plan de aniquilamiento yukpa, son los mismos que hace menos de un año asesinaron a su  padre, Sabino Romero  y son los mismos que no cesan en  perseguir y asediar a todos los familiares de la familia Romero y Fernández hasta el punto de que los jóvenes Alexander Fernández Fernández, José Luis Fernández Fernández y Leonel Romero  fueron también asesinados  en la misma noche del 23 de junio del 2012 en el parcelamiento Las Flores. Hoy la madre de estos jóvenes, Carmen Fernández  resiste fundando la comunidad Kusé en medio de amenazas contra su vida y la de los hijos que le quedan vivos.  

Ante tal impunidad quienes suscribimos este remitido

Denunciamos:

1. El hostigamiento y ensañamiento contra la vida de Silverio Romero y de su familia, por parte de parceleros, ganaderos de la zona.

2. La lentitud con la que se ha procedido en establecer a los responsables intelectuales que han orquestado el plan sistemático de aniquilamiento de los indígenas yukpas que han retomado las tierras al piedemonte de la Sierra de Perijá.

3. La falta de protección hacia la familia de Sabino Romero y Carmen Fernández, dejándolas a merced de la conspiración mortal de parceleros, ganaderos y militares terratenientes.

4. El racismo y odio contra los yukpas que se vive en Machiques de Perijá, el cual legitima el ensañamiento y las acciones violentas contra los yukpas.

5. La ausencia de pronunciamiento por parte del Ministerio del Poder Popular para los pueblos Indígenas ante acontecimientos como el intento de asesinato de Silverio Romero. El MINPI ha jugado un triste papel en procurar la protección de la vida de los indígenas que amparándose en la constitución, decretos de demarcación y demás leyes, han estado retomando tierras que les han sido despojadas a sangre y fuego.

6. La actuación tardía por parte del gobierno regional, el cual ,pese a estar en estos momentos colaborando en salvaguardar las entradas del hospital donde se encuentra Silverio Romero, ha sido ineficiente en resolver el problema de la tierra y el sicariato que ha segado la vida de 7 yukpas, evitando el Gobierno Regional que hechos como estos se reediten.

Exhortamos:

1. La eficiente y eficaz actuación del fiscal  4º del estado Zulia, Israel Vargas, para la determinación de las responsabilidades penales derivadas de este intento de asesinato precisando a los autores materiales e intelectuales.

2. Protección para la familia de Sabino Romero y Carmen Fernández.

3. Rectificación del proceso de demarcación adelantado en la Sierra de Perijá para que sean incluidas parcelas cuyos presuntos dueños están involucrados con el asesinato de Sabino Romero, como es el caso del parcelamiento Las Flores y La Estrella.

Universidad Indígena de Venezuela

Caño Tauca, enero de 2014.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1711 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a179608.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO