Escribiendo poquito, pero de mucho

¡Qué actorazo!

Ayer en horas de la noche, realizando un recorrido televisivo con el control remoto, recale en una canal donde exhibían una película sobre el comandante Ernesto “Che” Guevara, protagonizada y producida por el actor puertorriqueño Benicio Del Toro. No realizaré una crítica cinematográfica de esta película que pretendía ser una biografía de Guevara, solo me voy a referir al desempeño de un venezolano, que hizo una estupenda presentación en ese largometraje, por su naturalidad al desarrollar su personaje. Quiero aclarar que no me refiero al gocho Edgar Ramírez que también apareció en la cinta. No que va, estoy haciendo mención al insufrible Diego Arría. Si camaradas, este acartonado ser se veía tan natural ya que no estaba actuando, era el interpretando así mismo como el embajador de Venezuela en la ONU, en la memorable intervención del Comandante Guevara en diciembre del 64 en las Naciones Unidas. Diego Arría a mi parecer, no le dieron líneas o guión alguno, me imagino que el director le diría: “Doctor, sea usted mismo y luces cámara y acción” y el hombre sin vacilaciones realizó su notable presentación, como el recalcitrante fascista ultraortodoxo (coño si pudiera ser mas grandilocuente, pero no hay espacio) que es. Los productores de la película quedarían encantados ya que no hubo segundas tomas, solo fue una, lo que permitió un ahorro sustancial a los inversores en tiempo, rollos de película y calarselo un rato mas en el set. Eso si, lo que se ahorraron en el set, el lo gastó en la sesión de maquillaje. Bravo Don Diego, ahora a transmitir esos conocimientos en su nuevo papel como tutor del flaquito. Con asesores como tu, para que mas.


A cuidar al Flaquito.

Al Camarada Hugo Chávez el pueblo venezolano le ha inyectado una dosis enorme de aliento que lo ha vitalizado aun mas y que aunado a esto, está ese mar de emociones del pueblo resteado, que lo protegerá no solo hasta la gran victoria del 07 de octubre, sino a lo largo de su vida. Pero, por otro lado el Gobierno Nacional y nosotros que pregonamos el socialismo debemos también proteger al “Flaquito”, no solo dándole comida sustanciosa para que agarre carnita su famélica apariencia, sino para estar vigilantes porque algunos locos de la ultraderecha se les puedan ocurrir atentar contra su humanidad, como plan “B” en vista de su nula aceptación popular, a pesar de que inventaron esa payasada del “Efecto Capriles” que parece un efecto de los medicamentos antialérgicos, un efecto adormecedor. A estos carajos no les importan nada, ni siquiera la existencia del “Flaquito” para crear una tropelía achacada al Gobierno Bolivariano y que en nuestro país se desate una guerra civil, con las consecuencias que ello acarreará, nada buenas por cierto. Así que, cámara en mano tomándole fotos, pendientes al paso del casa por casa del “Flaquito” y denle agua, cafecito o comidita criolla o un sushi de bagre (si la acepta) y que lo único que lo pueda indigestar sea el retrato del Camarada Chávez o las algarabías de “Pa´lante Comandante” en la puerta de nuestras viviendas, para que sepa que en socialismo compartimos todo.

Benditos pelados prelados.

El Arzobispo de Mérida, se fue para Mérida. Baltazar Porras desde las emeritensis tierras españolas (la Mérida de España) emitió su cucharada opinativa diciendo que el camarada Chávez tenía un poder "omnímodo". Coño, quien lo dice, los omnipotente purpurados que han convertido el púlpito en una suerte de mástil donde ellos avizoran tormentas o son parte de ellas. Como les gusta a estos engreídos terrícolas que la gente crea que su santa palabra es santa, que la curia católica privilegiada a la que pertenecen es la vocería celestial. Estos son los que le dieron la connotación a lo divino no como algo sagrado, sino sabroso, lujurioso, incestuoso, muy mundano, llegando a lo escabroso y se erigen como parte del pueblo humilde, de los que velan por los desposeídos pero nada mas distantes ya que su “pregonada humildad y sacrificio” lo realizan desde sus cómodos y lujosos aposentos donde convirtieron las ermitas en extravagantes castillos feudales, ataviados con sus túnicas de seda y filigranas, estirando la mano con dedos enjoyados para que le laman su sortija, en señal de sumisión al Creador. Que hipócritas y lo peor es que no solo aquí en Venezuela actúan así, porque su “evangelio desestabilizador” esta regado por el mundo como pasó en Paraguay cuando el homólogo de Baltazar en tierras guaraníes el obispo Claudio Giménez, le pidió “cristianamente” a Fernando Lugo que renunciara para que el fascismo se apoderara del gobierno elegido democráticamente. Si Jesucristo regresa en estos días, la demanda de rejos de cuero será alta y veremos a estos mercaderes del templo huyendo despavoridos.

Lo último, por ahora

Y entonces. ¿Hasta cuando el partido nos pide un día de salario voluntario para la Revolución y lo invierte en medios de la derecha desestabilizadora? A revisar como se hace esto.

La canalla opositora está convirtiendo desde ya la desaparición y posible muerte de dos legisladores adecos, como una vinculación de unas denuncias que estas dos personas hicieron sobre el sistema eléctrico. A ellos les interesa sangre y desgracias, no importa si es la de algunos de ellos tratando de convertir este irracional y criminal hecho (sin haberse investigado aun) como si procediera del lado de la Revolución. En este caso en específico, se puede ver la intencionalidad de la información emitidos por los medios de la derecha y la vocería opositora tratando de ligar estas muertes con el ambiente político, como dijo el diputado adeco Edgar Zambrano “…ni el diputado Orlando Espinoza ni la diputada suplente Lisbeth Parra, son emblemáticos como para que se actué políticamente en su contra“. Es decir a pesar de esta aclaratoria, deja el espacio.


De aquí en adelante, la vaina se pone fuerte. Alerta, alerta


Sin Chávez no hay Revolución, porque Chávez es la Revolución.


Ing°

cajucont@gmail.com

cajucont@hotmail.com

cajucont@yahoo.com.mx


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1361 veces.



Carlos J. Contreras C.


Visite el perfil de Carlos Contreras para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: