“Mientras más críticos, más me gusta” (Sic). Hugo Chávez

Algunas ventajas del candidato majunche

Cara lavada para electores sin memoria

Inmune al “no hay”, al acaparado producto de turno

Santa palabra del amo gringo maligno

Todo menos Chávez

El “hombre” de la clase media escoria

Inversión de la descendencia extranjera

Libertador” en prensa, radio y Tv

Burocracia a su servicio

Botín y piñata por patria

Disociación e idiotez del “antes éramos unidos”

Prometedor esperado para el colonizado

Dorado de comerciantes

Apuesta segura de cámaras y mafias (valga la redundancia)

Automática simpatía en la “sociedad del rebusque”

Perfecto presidente para vividores (quienes “viven viviendo”… de)

Victoria de la perfidia magisterial

Razón y luces de la universidad “autónoma”

En cada púlpito una tarima

Continuador indudable de la cultura adeca

Reconcomio y mate de culebra en la seguridad genérica

Zorros y camaleones enfermos de poder y enriquecidos

Atropello y mala vida, pintados de “buen vivir”.

Jugar a ganar” para el perdedor de siempre

El “me da igual” por impotencia e impunidad

El “no quiero saber” en quienes creen burlado al mesías.


Postdata:

Las aquí llamadas ventajas del desconocido candidato majunche, corresponden a los resultados de su coherente y constante política; el único Líder califica a sus operadores como “carroña” y “rateros”; pierde tiempo. En Venezuela, pendejo duele más que corrupto; el mil veces patético Navarro no movió una paja en Educación para promover la decencia en la escuela, ahora es polísofo (político y filósofo) y director de un aborto negado, es decir, aquella “academia de altos estudios en política” cuya motivación obedeció a un ya difuso septiembre. La política no es falsa ni verdadera, es correspondencia entre fines y medios en función de un propósito; si éste difiere de un contrario es preciso considerar su ética, racionalidad y lógica desde la acción consumada. Sigue a Cristo y pretende alma grande quien ignore la ética capitalista en nombre de reglas (suyas, por lo demás), de la piedad que ésta no brinda. El artífice del venidero majunche, ha propiciado las condiciones de semejantes ventajas sobre su hegemonía y el costo de su apocalíptico progreso. Y el proceso, Hugo, el proceso es quien paga…, con el equipo, gabinete y el PSUV que presides, además de jodernos todos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1999 veces.



Antonio Rodríguez


Visite el perfil de Antonio J. Rodríguez L. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio J. Rodríguez L.

Antonio J. Rodríguez L.

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a122293.htmlCd0NV CAC = Y co = US