Qatar 2022 y la brutal explotación laboral

Entre noviembre y diciembre de este año (2022) se llevará a cabo otra edición del gran circo global futbolístico, como es la fase final del campeonato mundial, esta vez en Qatar, pequeño país ubicado en la península arábiga. Es una nación con una de las rentas per cápita más elevadas del mundo y con un elevado índice de desarrollo humano, y no obstante, tiene el dudoso honor de estar en el ojo del huracán, en el marco de la construcción de las instalaciones deportivas a ser utilizadas durante el evento deportivo en cuestión. Adviértase al respecto, que numerosos trabajadores empleados, en su mayoría provenientes de India, Pakistán, Bangladesh, Nepal y Sri Lanka, han sido muy mal pagados y brutalmente explotados, hasta el punto que muchos de ellos murieron por diversas causas, en especial por el excesivo esfuerzo durante muchas horas diarias de labor y por las pésimas condiciones del ambiente de trabajo. Las violaciones de los derechos humanos al por mayor, hasta el punto de ser denunciadas por Amnistía Internacional.

Lo anterior representa un típico ejemplo de cómo el beneficio económico de una minoría siempre está por encima del bienestar y de las necesidades de los ciudadanos de a pie, que regularmente pagan hasta con sus vidas por sus sacrificios en pro del gran capital. Y vaya si la fase final del campeonato mundial de fútbol dejará enormes beneficios para una minoría, en medio de la crisis económica global agravada por factores como la pandemia por COVID-19 y la guerra en el este europeo. De manera que el espectáculo a realizarse a finales del 2022, será vergonzoso a todas luces, considerando que sus organizadores y patrocinadores, son responsables directos de la esclavización (de facto) y muerte de buena parte de los trabajadores que han hecho posible que las instalaciones deportivas de Qatar estén a tono para el fabuloso circo-negocio:

"Una investigación del periódico The Guardian ha desvelado que más de 6.500 trabajadores migrantes de India, Pakistán, Nepal, Bangladesh y Sri Lanka han muerto en Qatar desde que comenzaron las obras para ser la sede de la Copa del Mundo. Con datos que consiguieron recabar a partir de fuentes gubernamentales, desde diciembre del 2010 han muerto cada semana una media de 12 trabajadores migrantes de estos cinco países.

Además, según cifras de India, Bangladesh, Nepal y Sri Lanka, 5.927 trabajadores han fallecido en Qatar entre 2011 y 2020. A estas cifras hay que añadir los datos aportados por la embajada de Pakistán en Qatar que confirman otras 824 muertes de trabajadores pakistaníes entre 2010 y 2020.

No obstante, el número de fallecidos es significativamente mayor ya que las cifras no incluyen las de los países de los que proceden otras muchas personas que están realizando trabajos allí como Filipinas y Kenia, ni tampoco se incluyen las muertes de los últimos meses del 2020 ni de los primeros meses del 2021.

The Guardian explica en su reportaje que ‘el sombrío número de muertos de Qatar se revela en largas hojas de cálculo de datos oficiales que enumeran las causas de muerte: múltiples lesiones contundentes debido a una caída desde una altura; asfixia por ahorcamiento; causa indeterminada de muerte por descomposición’. En el reportaje aseguran que la causa más común es la que denominan como ‘muerte natural’, lo que demuestra que tales calificaciones se realizan sin una autopsia (…)

Faltan menos de dos años para la celebración del Mundial de Fútbol en Qatar y el país no deja de acumular polémicas sobre las pésimas condiciones laborales de los trabajadores que están construyendo las instalaciones para el venidero acontecimiento futbolístico.

Ya son varios los países que han protestado por esta situación y se espera que, a medida que se acerque tan señalada fecha, sean más los que pongan el foco en la vulneración de los derechos humanos que se está produciendo en el país del Golfo, ya que, según una investigación de The Guardian, unos 6.500 trabajadores han fallecido desde que se inició la construcción de infraestructuras para el evento deportivo (…).

En 2013 este mismo medio ya publicó un reportaje sobre el abuso y la explotación de los trabajadores migrantes que preparaban al emirato para la construcción de las instalaciones de la Copa del Mundo 2022 y estimaban que morirían unos 4.000 trabajadores migrantes.

Incumplimiento de contratos y situaciones extremas

Retrasos en los pagos, incumplimiento de contratos e incluso suspensión de los salarios son algunos de los abusos que se cometen con los trabajadores migrantes en Qatar para la Copa del Mundial 2022, según recoge un informe de Human Rights Watch.

Entre enero del 2019 y mayo del 2020 la organización habló con más de 90 trabajadores migrantes que trabajaban en el país y todos informaron sobre diversos tipos de abusos laborales. En el informe se explica que incluso hubo trabajadores que contaron a la organización que sus empleadores dejaron de pagarles y, a menudo, tenían dificultades para alimentarse.

Amnistía denuncia abusos y explotación

Amnistía Internacional ha pedido a la FIFA que utilice su influencia sobre las autoridades qataríes para ayudar a poner fin a los abusos contra los trabajadores y trabajadoras migrantes, con ocasión de los partidos de clasificación para la Copa mundial de Qatar 2022. La organización ha detectado ocho formas de explotación que sufren algunos trabajadores que ha denunciado en su página web.

Entre las formas de explotación, la organización habla de las ‘terribles condiciones de vida’ de algunos trabajadores que soportan condiciones de hacinamiento y de falta de higiene y de seguridad en sus alojamientos. También hablan de que los trabajadores sufren mentiras sobre el salario y retrasos en los pagos. Además, la organización ha detectado trabajo forzoso y amenazas a los trabajadores que se quejan de las condiciones o piden ayuda.

El sistema Kafala, clave en la vulneración de derechos

Aunque en agosto del año pasado el país del Golfo anunció el nuevo salario mínimo y desmanteló el sistema de empleo kafala, este ha sido clave en la vulneración de derechos de los trabajadores migrantes en Qatar.

El sistema kafala es una forma de esclavitud moderna, según consideran multitud de ONG y está presente en diversos países como El Líbano, Jordania y otros países del Golfo Pérsico. Con él, ciudadanos y empresas privadas toman el rol de patrocinadores y los gobiernos delegan en estos patrocinadores la supervisión y responsabilidad de trabajadores extranjeros.

Sin el permiso de estos patrocinadores un trabajador no puede ni cambiar de trabajo, ni renunciar al trabajo ni volver a su país. De esta forma, hay países que se aprovechan de los trabajadores migrantes y les explotan bajo este sistema" https://www.publico.es/economia/explotacion-laboral-miles-trabajadores-fallecidos-cimientos-mundial-qatar-2022.html



Esta nota ha sido leída aproximadamente 805 veces.



Rubén Alexis Hernández

Licenciado en Historia, Magíster en Historia de Venezuela. Antiimperialista, izquierdista y ateo

 ruhergeohist@yahoo.com

Visite el perfil de Rubén Alexis Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Trabajadores Aporreando


Revise artículos similares en la sección:
Economía