Decadente imperio de papel (II)

Ahora bien, los EEUU llevan sobre su conciencia –y la historia no los perdonará— el haber lanzado en este planeta las primeras bombas atómicas sobre los pueblos japoneses de Hiroshima y Nagasaki. Por lo tanto nos preguntamos: ¿quién lleva la cuenta de nuestras acciones, las correctas y las equivocadas? Sobre el particular se nos dice que ellas son grabadas por Dios y mantenidas en los archivos Akáshicos, o lo que los cristianos llaman el Libro de La Vida y los hebreos el Libro de la Memoria de Dios. Al respecto, el vidente o gran profeta norteamericano Edgar Cayce –que poseía la capacidad de conectarse con estos archivos a voluntad— los comparaba con una pantalla de televisión etérica (señalando que las ondas de televisión y radio existieron siempre, el hombre sólo las descubrió, no las creó) y diciendo que estas grabaciones han existido desde el comienzo de la Creación. Y agrega que, …es verdad que el hombre pone orden en el caos al someterse a la Ley Divina. Como también, con su desacato de las leyes de la influencia Divina, el hombre atrae el caos y las fuerzas destructivas hacia su experiencia. En este contexto se puede inferir que no habrá un cambio de conciencia, si lo que hacemos lo sembramos desde la maldad, la codicia, la manipulación, el egoísmo, el engaño y el odio…

¿Será ese el papel que ha jugado y que juega actualmente la mayor potencia del planeta? Sí, amigos lectores, el actual gobernante y su élite que dirige hacia el abismo a los EEUU (un ciego guiando a otro ciego), desde sus egocéntricos centros de poder se yergue como el juez y señor del mundo. Sometiendo, subyugando, invadiendo, expoliando, dominando y matando sin piedad, y sin rendirles cuentas a nadie ni a ningún tribunal internacionalde justicia, y sin que haya un doliente en este planeta que le ponga un parao a la irracionalidad y a la hostilidad desenfrenada de esos genocidas, quienes sin miramientos cometen crímenes de lesa humanidad (Afganistán, Irak, Haití, Guantánamo, Abbu Graig, etc.). Crímenes movidos por la ambición de poseer lo que no tienen o de poseer lo que no es de ellos (petróleo, gas, materiales estratégicos, acuíferos, etc.), para seguir alimentando la insaciable sociedad consumista de su pueblo, quien no se cansa de exigir más y más hasta que ocurra un freno o shock, que le dé un parao a esa irrefrenable y voraz locura consumista. Convirtiendo de hecho a la entelequia de su sistema político neoliberal, en el boomerang que los hará débiles ante su pueblo y el mundo, por lo equivocado de sus políticas, de su estilo de vida y de sus megalómanas ambiciones de poder.
En este contexto, el chamán estadounidense y curandero íntertribal Rolling Thunder nos explica que: …Los círculos gobernantes piensan que tienen una civilización muy avanzada. Cierto que puede que hayan hecho mucho técnicamente, pese a que sabemos de civilizaciones que fueron todavía más lejos en la misma dirección. Los círculos gobernantes parecen ser totalmente incapaces de aprender las verdades básicas. …"El principio fundamental de todos es el de no lesionar a otros y ello incluye toda la gente, toda la vida y todas las cosas. Significa no controlar ni manipular a otros y no tratar de manejar sus asuntos. Significa no partir hacia algún otro país y matar gente allá, ya sea por la religión, la política, ejercicios militares o cualquier otra excusa. No hay ser alguno que tenga el derecho de herir, matar o controlar a cualquier otro ser. No hay individuo ni gobierno que tenga el derecho de forzar a otros para participar en ningún grupo o sistema, ni de obligarlo a ir a la escuela, a la iglesia o a la guerra. Cada ser tiene el derecho de vivir su propia vida a su manera". Bien amigos compatriotas, si paradójicamente hay alguna similitud entre lo que dice el chamán estadounidense Rolling Thunder con la actitud genocida, injerencista e invasora de los Estados Unidos, eso precisamente no obedece a la mera casualidad. No, eso obedece a la descomposición social, a la corrupción generalizada y al fracaso de un modelo capitalista, que hoy por hoy se resiste a aceptar la ruina del equivocado e irreverente sueño americano.

En palabras del sabio hindú Aurobindo, se nos dice que "un cambio de conciencia es el hecho más importante de la siguiente transformación evolutiva, y la conciencia misma por su propia mutación, impondrá y efectuará cualquier mutación necesaria del cuerpo (¡Mente sobre la Materia!)". En ese camino estamos trabajando desde el proceso revolucionario socialista que se opera en nuestro país, bajo la guía y conducción de un líder revolucionario (Hugo Chávez) que más que líder político es un líder de elevada conciencia espiritual. En el que el pueblo como receptor y primer protagonista de los lineamientos y directrices que se le imparten, y más allá de lo meramente socio político, encierra además dentro de sí un salto cuantitativo de conciencia espiritual, que a la postre nos hará fuerte como pueblo y como nación ante el concilio de las naciones del mundo. Así es que de seguir por la senda de los cinco motores constituyentes (en lo político, social, económico, militar, territorial, internacional y ético) y de seguir bajo la égida y el mando del muchacho humilde de Sabaneta de Barinas, habremos de recoger –a diferencia del coloso del Norte y en pocos años— una muy buena cosecha; que se traducirá en un pueblo lleno de alegría, prosperidad y esperanza, y en una nación con sólida estabilidad socio-política y con una muy buena salud financiera. Pero por sobre todo, con una verdadera democracia socialista de iguales, donde se respire y se haga sentir de verdad verdad, el respeto por los derechos humanos y civiles, y se viva y se cultive a plenitud la mayor suma de felicidad posible (a decir de nuestro excelso e insigne compatriota Simón Bolívar)..

En unos pocos años estaremos exportando (Made in Venezuela) este sueño socialista lleno de amor, bolivarianismo, compañerismo, hermandad, solidaridad, compasión, y pare usted de contar… al que desde ya lo vemos y sentimos como el niño que comienza a dar sus primeros pasos. Y por supuesto
con rodilla en tierra, a paso seguro y a ritmo de vencedores.

¡Patria, Socialismo o Muerte!

joseagapo@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1674 veces.



José Agapito Ramírez Montes


Visite el perfil de José Agapito Ramírez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: