¿Cómo salvaremos al bolívar de la caída estrepitosa del dólar?

Nuestra moneda tiene una gran amenaza a su estabilidad por la evidente caída del dólar estadounidense en el mercado de divisas mundiales. Por decisión del gobierno del Presidente Chávez, el bolívar ha mantenido estable su cambio de 2150 bolívares con relación al dólar lo que ve del año 2006, y acertadamente el Ministro de Finanzas conjuntamente con el BCV han declarado que dicho cambio se mantendrá invariable durante el año 2007 y 2008. Pero estas medidas locales no solucionan los efectos de la caída mundial del dólar.

La única manera para salvar nuestro bolívar es garantizar que nuestros ingresos en dólares sean cambiados al euro que muestra más solidez y estabilidad. Como somos un país petrolero por excelencia, lograr cambiar los ingresos de dólares a euros significaría que la OPEP cambie la divisa oficial patrón del precio del petróleo de dólares a euros. Esta medida es por supuesto incendiaria para los EEUU, pero de no hacerse sería la ruina económica para nosotros y para el mundo. El dilema es salvar nuestra economía asegurando los ingresos en euros, o perecen nuestras finanzas con los ingresos en dólares que inexorablemente seguirán debilitándose.

El Viernes pasado hemos recibido informaciones que el gobierno chino migrará sus reservas internacionales al euro tal y como lo hizo en parte Venezuela a principios de este año 2006, cuando migró 20 millardos de dólares de nuestras reservas a la banca europea para compartir riesgos. Los chinos decidieron no seguir apuntalando al dólar lo cual anuncia una fuerte caída de la divisa estadounidense, que a su vez pone en peligro a la economía mundial que opera con la divisa dólar.

Fuentes de una delegación de EE.UU. que llegó a Beijing han comentado en el programa radial Harl Turner Show, que el Gobierno de la República Popular China ha informado a los funcionarios visitantes de la Administración Bush que se proponen migrar un billón (millón de millones) de dólares de EE.UU de las reservas internacionales de China, y convertir esos fondos en euros. Harold "Hubert" Turner es una radio internet ubicada en North Bergen, New Jersey, y allá en EE.UU es conocido por expresar las polémicas opiniones con respecto a las minorías y especialmente aquellas que respaldan la supremacía judía en el gobierno estadounidense. The Hal Turner Show, es transmitido todos los Miércoles por las tardes desde el "Metropolitan of New York" vía internet.

Dijeron en ese programa que China pidió retuviera el anuncio de la venta de un billón de dólares a euros hasta que cerraran los mercados financieros durante el fin de semana pasado, para impedir un repunte inmediato en los precios del oro y de la plata. De esta manera el mundo financiero tendría más tiempo para considerar las acciones apropiadas en lugar de tener una reacción de sacudida “shock” que podría mostrar al dólar de EE.UU totalmente devaluado en las próximas semanas. China alegó que no tienen confianza en la divisa dólar de EE.UU. por varias razones entre ellas las siguientes:

1.- El Banco de la Reserva Federal cesó de publicar en Marzo pasado los datos 'M3', haciendo casi imposible que cualquier persona sepa cuánto dinero en efectivo se está imprimiendo. Por esta causa se hace imposible decir cuánto vale un dólar.

2.- El dólar de EE.UU. ha perdido el 30% de su valor con respecto a otras monedas extranjeras en el pasado reciente, lo que significa que China ha perdido casi trescientos billones de dólares simplemente manteniendo dólares estadounidenses en sus reservas. Infructuosamente EEUU pidió recientemente a China revaluara el yuan. China ha mantenido por muchos años la paridad del yuan frente al dólar, pero ya perdió la fe en la divisa estadounidense por su enorme déficit.

3.- EE.UU. no tiene ningún plan para reducir el gasto que incrementa el déficit, por tanto no manifiesta su capacidad de pagar cualquiera de sus deudas existentes, sin imprimir dinero. Esto aumenta la desconfianza en el dólar estadounidense.

Por estas razones China se ha decidido a poner en práctica una agresiva venta de dólares de EE.UU. antes de que el resto del mundo haga lo mismo. Según se informó, China dijo a la delegación de EE.UU. "somos los mayores poseedores de divisas estadounidenses, y si el resto del mundo descarga las suyas antes que descarguemos las nuestras, perderemos nuestras camisas."

Durante los años 2004 hasta el presente, Venezuela ha devaluado su moneda el 32%, mientras el resto de monedas del continente se han revaluado frente al dólar para compensar la caída del 30% del dólar frente al euro. Esta devaluación del bolívar del 32% ha conspirado contra nuestros bolsillos, porque además de injusta solo ha complacido a los capitales (150 millardosde dólares) de los venezolanos en la banca estadounidense. Hoy tenemos un panorama terrible de caer el dólar mundialmente, si no cambiamos nuestros ingresos a otra divisa más sólida y estable.

La semana pasada, la Administración Bush envió a Beijing a todo su equipo económico para un "diálogo económico estratégico”. El Secretario de Hacienda Henry Paulson y el Presidente de la Reserva Federal Ben Bernanke condujeron la delegación, junto a otros cinco funcionarios de alto nivel del gabinete, incluyendo al Secretario de Comercio Carlos Gutiérrez. También está en la delegación la Secretaria de Trabajo Elaine Chao, el Secretario de Salud y Servicios Humanos Mike Leavitt, el Secretario de Energía Sam Bodman, y la representante de Comercio de EE.UU Susan Schwab.

La Administración Bush deseaba conseguir la cooperación de China para impedir un hundimiento del dólar. El esfuerzo fracasó según dijeron en el programa de Hal Turner. Según la fuente, el Presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke salió de la reunión "pálido y con un sudor frío" ya que las implicaciones de la decisión de China lo enmudeció.

Las implicaciones son enormes: es probable que se hunda en valor el dólar de EE.UU contra el resto de las divisas importantes. Esto ocasionaría una venta mundial de dólares, creando una hiperinflación casi inmediata en EE.UU y también afectaría a los mercados mundiales a un nivel "peor que la gran depresión de 1929".

Los árabes con muchos dólares y parte de la OPEP podrían ir al rescate de EE.UU. Pero sucede que hay varios países miembros de OPEP que tiene sus reservas internacionales en euros y especialmente Irán había establecido con anterioridad el precio de su petróleo en euros. ARAMCO que es la PDVSA saudita, tiene la mitad de sus acciones propiedad de los EEUU por lo cual se le hace difícil no apoyar a los EEUU manteniendo esos grandes capitales respaldando al débil dólar estadounidense. Algunos altos funcionarios de la OPEP dejaron claro que ellos también serían dañados severamente si se hundiera el dólar de EE.UU, e insinuaron que como represalias ellos no estarían inclinados a vender petróleo a ninguna nación particular que ocasionara tal hundimiento intencionalmente, refiriéndose a Arabia Saudita y otros países árabes de la OPEP.

El programa de Hal Turner dice que la OPEP lanzó una sutil amenaza velada a China, que depende fuertemente del petróleo de la OPEP para sus necesidades energéticas que aumentan rápidamente. Sabemos que Venezuela e Irán son los socios de OPEP que respaldan a China, siendo Venezuela hasta ahora un seguro suplidor de crudo a EEUU como lo ha demostrado los últimos cien años. Pero los países miembros de OPEP no estarán dispuestos a seguir apuntalando el dólar si China no lo apuntala como parece ocurrirá próximamente. De hacerlo perderán mucho dinero por esa caída de la divisa estadounidense. Solo la OPEP no puede salvar la economía estadounidense.

También en ese programa se aventuraron a decir que China carece de capacidad para proyectar su poder militar contra las naciones de la OPEP que bloqueen el suministro de petróleo a China. Nosotros creemos que ya China dejó de ser un país inofensivo militarmente hablando, más aún ahora que estableció acuerdos militares y económicos con Rusia, país que es el primer productor mundial de petróleo. Por tanto ese escenario de debilidad de China no es cierto, de cara a la mancomunidad de Rusia y China, quienes se constituyen el otro polo militar y económico que puede equilibrar el poderío de los EEUU.

Por lo expresado existe una confrontación hasta ahora tácita en la OPEP por aquellos países miembros que tienen sus reservas en dólares, pero sobretodo por aquellos miembros de OPEP que mantienen el precio del barril expresados en dólares estadounidenses, versus aquellos países de OPEP que expresan el precio de su crudo en euros. Creemos que la gran batalla se realizará dentro del seno de la OPEP al definir una divisa oficial diferente al dólar para el barril petrolero, para así evitar la caída de los precios petroleros por la caída del dólar en los mercados de divisas mundiales. El euro es la divisa que ha adquirido gran fortaleza por ser la representación de la economía de la Comunidad Europea integrada por 25 naciones. Además el euro últimamente ha adquirido gran fortaleza especialmente por la migración de los grandes capitales mundiales a esa divisa, por la debilidad del dólar que será irremediablemente incrementada por la contracción de la economía estadounidense y por la enorme deuda externa imposible de pagar por ellos.

En el ajedrez geopolítico del Medio Oriente, el programa radial de Hal Turner dijo que los árabes con muchos dólares desearán algo a cambio de salvar a EE.UU del hundimiento económico (lo cual es inevitable) y se está especulado ampliamente que ellos desearán un cambio completo en la política de respaldo de EE.UU. a Israel. Uno de los escenarios posibles sería que si se hacen tales demandas los árabes ricos del petróleo, a EE.UU. no le quedaría otra opción que abandonar virtualmente al Estado de Israel para preservarse a sí mismo.

Nuestra moneda, el bolívar, goza de una gran estabilidad por el enorme respaldo con que cuenta con las reservas internacionales, pero especialmente por el auge de la producción petrolera venezolana para los próximos años. No solo la creciente producción de crudo sino la creciente producción de gas, el desarrollo de corrientes de refinación para la expansión petroquímica, y la expansión industrial instalada hacen de Venezuela una economía que ha roto records de crecimiento hemisférico los últimos tres años, con proyecciones similares para el resto de la década actual.

Es menester que nuestras autoridades financieras y monetarias consideren medidas ante esta realidad de la caída inexorable del dólar estadounidense, para así evitar nos arrastre a una hiperinflación y serio daño a nuestra economía. Si Venezuela promueve y alienta en el seno de la OPEP el cambio de la divisa dólar por el euro para los precios del crudo, podremos superar la enorme crisis mundial que se nos avecina. Solo así las inversiones extranjeras que llegan a nuestro país, seguirán creciendo para así aumentar el empleo en nuestro país y la estabilidad del mismo en el tiempo. Pero el otro lado de la moneda es que los EEUU no permitirán con su poderío militar que el dólar se hunda, y para ello los halcones del Pentágono estarán dispuestos a llevarnos a todos a una confrontación bélica de alcance planetario.

(*): Ingeniero Civil, M.Sc. CIV No. 8511 – Ex presidente y miembro de la Asociación Civil Defensores del bolívar - email: jairolarotta@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 11481 veces.



Jairo Larotta Sánchez (*)

Ingeniero Civil UCV 1970, Magister Scientiarum Ingeniería Sismo Resistente IMME-UCV 1976, postgrado en UNAM Mexico, UC Berkeley (1974-77). Amplia experiencia en dirección, gerencia en empresas de ingeniería en el área petrolera e industrial. Consultor y asesor de 11 empresas privadas y asesor de Ministerio de la Vivienda y Ministerio del Ambiente (1988-2014), patólogo de estructuras (2005-actual). Construcción de edificios residenciales, centros comerciales, estaciones de metro, naves industriales (1979-86). Secretario Ejecutivo de FUNVISIS (1975-79). Once publicaciones científicas en congresos nacionales y mundiales sobre ingeniería sísmica (1972-77). Más de 120 artículos en Venezuela y exterior sobre monetarismo y macroeconomía (2003-actual). Orador en conferencias, foros, entrevistas por radio y TV sobre macroeconomía geoestratégica, creador del bolivar oro divisa y criptodivisa oficial asociada para venta de hidrocarburos, productos no petroleros, compra de bienes y servicios foráneos (2005-actual). Libros publicados: coautor de "Cien años de compañía", Editorial Don Bosco, Caracas 2006; autor de "El síndrome de la piñata en la idiosincrasia del venezolano", Editorial Dictus Publishing, Saarbüken, Deutschland (2014) ISBN- 978-3-8473-8853-1

 jairolarottas@gmail.com

Visite el perfil de Jairo Larotta para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: