Simple TV, no tuvo que ver la maleta del pasajero y nos metió un guariney

Directv hasta donde tengo entendido Carrao, es una empresa capitalista y transaccional. Eso da una idea, que su propósito era lucrarse y te ofrecía paquetes para eso y sacarte la máxima plusvalía ideológica. La última vez que Ñango Marín pagó Directv y eso fue como en agosto, según los que no contó, pagó no más de 120.000 bolívares por 30 días de servicio. En el conuco teníamos un chorizo de canales de todo tipo y con esa renta mensual prepago.

Carrao, esta Chucha cotorra que usted casi desplumada, está entrando ahora a este mundo de la gran civilización con sus choques y de la posmodernidad. No soy quien para decirlo, pero de todos modos lo digo sin mucha propiedad y sapiencia. Es muy difícil hacer coincidir la palabra televisión y su accionar con la palabra bueno. Es una tarea casi imposible reunir unas pocas coincidencias entre lo que se hace en TV y el significado de la palabra bueno, pero parece que para la gente Carrao, la televisión es una cosa mala pero necesaria. Conste Carrao, que Chela me pidió que antes de hablar de la televisión, debía leerme algunas páginas de un señor que tuvo por nombre Theodor Adorno y que fue un destacado representante de la Escuela de Fráncfort. ¿Esta escuela Carrao, será de Margarita? ¿Será una escuela de Porlamar o del nuevo Pampatrar tan cosmopolita?

Carrao, la única cosa en donde la televisión se puede asociar o mancomunar con la palabra bueno, es con los canales que pasan cosas de animales hasta que en la pantalla aparece el hombre. Después que vemos en la pantalla a un hombre, todo pierde su encanto. Debo decirte Carrao, que me ha gustado mucho la programación de TV en Familia. Pero después de estas situaciones, dudo que se establezcan armonía entre televisión y el significado de bueno.

Pero Carrao, tu que sabes de tropel y de escándalo porque es como tu esencia, sabes de lo que hablo. Sabes, que le faltó el respeto a todas las guacharaquitas de Venezuela y el mundo, pero la televisión es como un montón de guacharacas pegando gritos. Claro, ustedes desafinadas cantan; la TV chilla y nos educa para la violencia.

Vamos Carrao que Directv como empresa trasnacional y capitalista nos trataba más o menos bien. Tenía uno, la posibilidad de muchos canales y algunos nos ofrecían un rato de más o menos diversión. El Palomo, como tu sabes, es el que le pega duro a Chela, estaba fascinado con las novelas de Brasil. Se pegaba como un chicle de estas novelas.

Ñango Marín optó por la "nueva" empresa Simple TV con un plan un poco más económico. O sea Carrao, Ñango estiró la cobija y llegó hasta un plan que llaman Byte o algo así. No sabía Ñango Marín, que Simple TV ya sabía que toda la chusma se iba ir por el plan básico y este con el nombre de Byte y le metió aquí toda la cosas malas que tiene la televisión. Reunió aquí todo lo pésimo y nos tiene atorado con tantas cosas malas. Simple TV parece que nos metió todos los canales de tombos con violencia. Se le olvido a Ñango Marín que los capitalistas venezolanos (nuevos y viejos) le encanta hacerse rico muy rápido y con el sudor de los pobres y nos metieron (por ahora) un guariney completo

El Palomo que venía todas la tardes a ver las novelas y darle su chocolate a Chela, está tristemente desaparecido y nos ha llegado el rumor, que prefiere quedarse en el conuco de Carlitos el de Geña en los Hatos, que venirse para Tacarigüita.

Resulta y acontece Carrao, que Simple TV no tuvo que verle la maleta a los usuarios para calcular sus paquetes. Ya Simple TV que según se entiende, es una empresa ahora nacional formada con capitales nacionales, ya sabía de cómo se bate el cobre y nos metió en este basurero de paquete. No vaya acontecer Carrao, que esta Simple TV sea propiedad de lo que Jesús Puerta llama ahora la nueva burguesía emergente y que viene a disputarle el poder a la anterior burguesía, que según Puerta, esta vieja burguesía no califica para llamarla burguesía tradicional y sus razones tiene.

Chucha, nada de raro tendría que esta Simple TV sea ahora una empresa nacional y de este nueva burguesía emergente, que equivocadamente se le denomino boliburguesía. Todo un contrasentido Chucha. Bolívar nació rico y murió muy pobre, Esta boliburguesía parece que era pobre y en un ratico se sacaron la lotería. Le llegó el milagro y con camisa de marca. La última de Bolívar fue prestada.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5170 veces.



Amaranta Rojas


Visite el perfil de Amaranta Rojas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: