La renuncia del gobernador de Anzoátegui

Un señor como Barreto Sira, no quiere entender que su aventura en la política terminó. Nunca puede comparar el escenario regional con la pasividad de un municipio. Cuando fue alcalde de Cantaura se portó como un reyezuelo haciendo lo que le venía en gana, con la suerte de haber incorporado a un ex banquero quien lo asesoró administrativamente, por tanto ese cuento que fue buen gerente es pura mentira. Apenas se preocupó por la capital del municipio Freites, abandonó por completo las parroquias Santa Rosa, Urica y San Tome. Nunca fue dirigente político, su otrora protector destituyó al aspirante natural a la alcaldía debido a sus grandes influencias adecas en Caracas y de un dedazo nombraron candidato a Barreto Sira. Pretendió luego de un procedimiento parecido hacer lo mismo en nuestro estado oriental que de acuerdo a la petición de Henry Ramos Allup, Acción Democrática se reservaba cuatro estados como parte de su apoyo a la unidad de la oposición, allí por supuesto estaba incluida la candidatura de Barreto Sira para Anzoátegui, lógico no se realizaron primarias. El nuevo gobernador quizás en la idea de manejar la institución a través del secretario de gobierno, Sergio Padrón, no asistía al Palacio de Gobierno, de casualidad pasaba dos horas en quince días, desafortunadamente para él, Padrón no estuvo a la altura, presentándose muchas fallas. Ante lo cual incorporó a un asistente que sin cargo oficial, tenía plenitud de poderes en la toma de decisiones, casi un cogobernador de nombre Gonzalo Barreto. Su condición de jubilado del Consejo Legislativo Regional, le impidió incluirlo en nomina. Este señor fue tan desastroso como Padrón. Queda la duda de su verdadera lealtad, pues Gonzalo Barreto hacia el mismo papel en el gobierno de David De Lima, era de la extrema confianza de aquel gobernador que se sentía orgulloso de haber nacido en la era de Chávez y después lo traicionó. La confianza y conexión con David De Lima fue tan fuerte que quien le daba las medicinas en su habitación cuando enfermaba era el asistente Gonzalo Barreto, fueron tiempos difíciles para De Lima, estaba en un proceso de separación con su esposa y corrían los meses finales de su mandato. Cuentan que en más de una ocasión le correspondió a Gonzalo, colocarle un aparato a De Lima para que pudiera dormir, debido a un grave problema respiratorio que todavía tiene. Decimos todo esto porque no se sabe si en la actualidad Gonzalo Barreto es gente de David De Lima, y actuó como quinta columna provocando el deterioro de Barreto Sira, quien confiando en él, dicen que se la pasaba más en Miami que en Barcelona. Lo de este gobernador de Anzoátegui ha llegado a un deterioro tal, que hasta en el comité regional de su partido exigieron su renuncia. O sea que no es cuestión de los diputados chavistas, por el hecho de haber improbado su memoria y cuenta, es un clamor general de la población de nuestro estado. El argumento dado con mayor contundencia lo hizo un ex concejal adeco, que renunció a su partido por no soportar las humillaciones e incapacidades de este gobernador, el dirigente de apellido Cedeño declaró en un programa radial "A Barreto Sira hay que destituirlo de la gobernación por inhumano".



Esta nota ha sido leída aproximadamente 9412 veces.



Andrés Marquez

Diputado Regional por el Estado Anzoátegui

 andreschinomarquez@gmail.com

Visite el perfil de Andrés Marquez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Andrés Marquez

Andrés Marquez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /regionales/a279353.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO