Sueños de una comunidad despierta

"La utopía es el principio de todo progreso y el diseño de un futuro mejor": Anatole France

Cuando se diseñó el urbanismo de Los Nuevos Teques en el municipio Guaicaipuro, se previeron parcelas para el desarrollo de la seguridad, de la educación y del esparcimiento y la recreación; todo esto con la visión de un mejor bienestar y calidad de vida de sus habitantes.

No perdamos nada del pasado. Sólo con el pasado se forma el porvenir.

La parcela para la seguridad fue entregada a la Policía Autónoma del Estado Miranda, con la finalidad de que el sector estuviera mejor resguardado. La comunidad construyó una garita y dotó de un vehículo al cuerpo policial para el patrullaje interno. Fue bizarra una decisión de la dirigencia vecinal de aprobar una solicitud de apoyo que permitió sacar este vehículo fuera del territorio de Los Nuevos Teques; ya que en corto tiempo se declaró este Chevette como Pérdida Total. Nada más irresponsable que esto.

Con una inseguridad creciente y un cuerpo policial que no cubría las expectativas de esta comunidad, se fueron implementando sistemas de protección un poco más segura con servicios de vigilancia privados, además los tres Puntos de Control que restringía el paso peatonal y vehicular. Veinte edificios y más de cien casas cuentan con servicios de seguridad a un alto costo.

Decía Kurt Vonnegut que los seres humanos serán más felices cuando encuentren caminos para vivir como las antiguas comunidades primitivas.

Vecinos se quejan de que los cuerpos de seguridad del estado no ofrecen la atención debida, no responden siquiera el teléfono para la atención al público, ni de los cuadrantes de seguridad respectivos, ni las sugerencias y acuerdo emanados de las reuniones con la comunidad. Pareciera que no tienen capacidad de respuestas.

En época de agitación política, no contribuían eficientemente con el orden público en Los Nuevos Teques.

La policía de Miranda, la policía Nacional y la policía de Guaicaipuro tienen conocimiento de la Ordenanza Municipal 419 del 29-11-2011 donde se decreta a la zona residencial denominada Los Nuevos Teques, de la ciudad Los Teques, Municipio Bolivariano de Guaicaipuro del Estado Miranda libre de economía social, también denominada economía informal o buhonería. Sin embargo cuando alguien viola esta Ley, no actúan.

Habitantes del sector a veces hacen propuestas como aquella de eliminar el módulo policial existente en el territorio. Otros son más tolerantes y sostienen que se debe mantener.

Queremos seguir nutriendo los debates con opiniones útiles, críticas y profundas.

La parcela para la educación, la urbanización Los Nuevos Teques la entregó en Comodato al CULTCA,- hoy llamada UPTAMCA.-, con algunos acuerdos, entre ellos, la construcción de una Guardería que serviría de laboratorio para los profesores y estudiantes de Educación; y a la vez que atendiera a los niños de esta comunidad. Lo cierto es que hace más de cuarenta años que recibieron la parcela y hasta estas alturas no se vislumbra la terminación de las obras de infraestructura, deteniendo el desarrollo del territorio.

Cuando hablamos de universidad y desarrollo territorial, se quiere discutir sobre el papel de UPTAMCA en el desarrollo de los territorios donde fueron fundadas y donde han venido realizando consuetudinariamente sus actividades académicas de docencia, investigación y extensión. El territorio, en este caso, es un área localizada del municipio, que puede ser definida por sus características poblacionales, culturales, productivas, ecológicas e, incluso, geográfico-políticas.

Hay muchas instituciones de educación universitaria que no tienen sede propia en la ciudad de Los Teques y no han podido avanzar por falta de un espacio para proyectarse.

Decía Paulo Freire que la educación necesita tanto de formación técnica, científica y profesional como de sueños y de utopías.

En este sentido, la Comunidad de Los Nuevos Teques solicita al MPPEU, a UPTAMCA y a otras instituciones del estado de asignar los recursos para terminar la planta física ubicada en este territorio. Igualmente en mantener limpio y alumbrado el frente de estas instalaciones. La comunidad exige su Derecho a la Ciudad.

La utopía es un paraíso perfecto que no existe, pero con el que todos soñamos de todos modos.

Las parcelas para la recreación y el esparcimiento: Son cinco (5) parques que tiene la Urbanización Los Nuevos Teques: Parque Ruta 4, Parque Ruta 3, Parque Ruta 2 y los Parques de la Ruta 1 (Parque Los Nuevos Teques y Parque Urquía) y otras áreas verdes.

La mayoría de nuestras áreas verdes han sido invadidas por la economía informal y formal.

En el año 1998, después de un gran debate realizado en Los Nuevos Teques, a través de un Cabildo Abierto con el ex burgomaestre Freddy Martínez, un sábado en la tarde, en sitio, se acordó negar la permisología para el funcionamiento de una Estación de Servicio en estas áreas verdes de este territorio y su construcción. Sin embargo, el lunes siguiente comenzaron los movimientos de tierra para la ejecución de la obra, contra la voluntad de la comunidad. De ahí, se confirma el pseudónimo de ÑAME PELAO.

Aquí me acordé de Federico García Lorca que decía "El que quiere arañar la luna, se arañará el corazón".

Las áreas verdes ubicadas en la Av. Principal de Los Nuevos Teques, justo al frente del Parque Los Nuevos Teques fueron también tomadas con el aval de funcionarios de la Alcaldía de la época.

Protestamos y seguimos en la lucha. "Es mejor perseguir un sueño que rendirse a no tenerlos. Preferimos perseguir utopías" como decía Julia Navarro.

Las áreas verdes en la zona adyacente a la Bomba de Gasolina han sido tomadas por la economía informal con el apoyo de funcionarios del gobierno.

Pero no nos rendimos y seguimos a Brayan Chaparro "la vida es una utopía digna solo para los valientes".

Las áreas verdes ubicadas frente al edificio Los Robles también fueron objetos de desalojos.

La lucha sigue y sigue como decía nuestro Comandante eterno Hugo Chávez Frías. Y estamos en pie de lucha. "Necesitamos utopías. Sin utopías el mundo no cambiaría" es el mensaje de Thornton Niven Wilder.

El Parque Los Enamorados tuvo también sus pretendientes. Querían desalojar sus áreas verdes para darle curso a un paso vehicular. Los que queremos a esta urbanización frenamos estas intenciones con el apoyo de la Cámara Municipal.

Voceros de la Alcaldía han venido a maltratar a la comunidad de Los Nuevos Teques acusando que son los propios vecinos que tiran basura y ensucian los parques; cuando muy bien sabemos quiénes son los culpables. Algunos usuarios están satisfechos con el estado actual de este parque. Como dice el dicho cada loco con su tema.

"Una sociedad no vive sin utopías, es decir, sin un sueño de dignidad, de respeto a la vida y de convivencia pacífica entre las personas y pueblos. Si no tenemos utopías nos empantanamos en los intereses individuales y grupales y perdemos el sentido del bien vivir en común." Leonardo Boff

El Parque Los Nuevos Teques no escapó de nuevas pretensiones; se convirtió en depósito de gaveras, puntos de agua y electricidad para apoyar la economía informal en violación de la Ordenanza Municipal 419 del 29-11-2011.

Uno de los grandes problemas que tienen los líderes políticos es que no escuchan a los sabios ni el conocimiento ancestral de los ancianos.

Se puede describir a Los Nuevos Teques como una isla imaginaria donde todos los sistemas políticos, sociales y jurídicos, son perfectos y operan en armonía; pero también como un imaginario mal lugar, donde todo el mundo asecha y donde el bien público está formado por un buen número de males particulares. Nuestro porvenir será entonces un lugar cómodo para colocar los sueños.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 783 veces.



Héctor Yi Durán

Ing. Luchador Social

 hectoryi@gmail.com

Visite el perfil de Héctor Yi Durán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Héctor Yi Durán

Héctor Yi Durán

Más artículos de este autor