El quiebre de Baduel

Soy de los tantos venezolanos que tienen dudas acerca de las motivaciones que tuvo el general Baduel para convocar de la noche a la mañana por el NO. Quienes recuerdan su discurso en el acto de entrega de su Ministerio, pudieron observar que allí se asomaron los primeros enfoques de su planteamiento, acerca del modelo de socialismo y de y sus efectos en el seno de la sociedad venezolana. Nada hacemos con confórmanos con la simple descalificación de traidor y agente encubierto de las fuerzas del mal; quizás esas afirmaciones consoliden nuestras seguridades, pero no van a la profundidad del submarino, y mucho menos a determinar las causa de los tornillos flojos.

Cuantos Baduel están del lado del Presidente y prefieren callar, y no decir públicamente que no están de acuerdo en tal o cual aspecto del paquete refrendario. Yo conozco de muchos diputados que por la amistad que les profeso no los mencionaré, que en privado uno los ve expresando opiniones que paran los pelos, y que de ser honestos consigo mismo, si hubiesen opinado en la cámara, hoy mucho de esos artículos pudieran tener otra redacción.

Allegados al entorno del comandante Arias Cárdenas me han hecho saber de sus angustias y preocupaciones por los peligros que acechan al proceso del referéndum aprobatorio; pero mas grave aun, son los distintos muestreos de opinión que reflejan un abstencionismo chavista en torno a la propuesta presidencial.

En diversos artículos de opinión sobre la reforma he expresado mis preocupaciones sobre los distintos enfoques, que desde la Asamblea se pretendió dar a temas referidos al debido proceso, la soberanía, el socialismo, la reelección única para el presidente, y el paquete de artículos sobre venidos, después que se nos convenció de que los 33 artículos eran una sola pieza jurídica, política y social. De allí que alguna pertinencia debe tener parte de las observaciones que realizara, el que rescató a Chávez y al mismo proceso Bolivariano en los aciagos días de Abril. Repito, nada hacemos con convertirnos en el pelotón de fusilamiento contra el héroe del 13 de abril, más bien debemos revisarnos y rearmar toda la estrategia que sea necesaria para conquistar los espacios perdidos. Ya Tascon ha señalado una verdad de Perogrullo: ‘‘Amo y señor de los traidores es Arias Cárdenas. Traidor nuestro y traidor de la oposición. Eso nos obliga a revisarnos, qué hemos hecho, qué estamos haciendo, cómo estamos ejerciendo el poder, cómo estamos nosotros viviendo, qué estamos haciendo dentro de la moral revolucionaria, qué socialismo construimos, qué pasará con los nuevos grupos de poder que se conforman en Venezuela''. Ha habido un quiebre y debemos recordar lo peligroso que resulta una victoria pirrica, en esta etapa de la vida republicana; y si no, pregúntenselo al General Baduel, quien si conoce de operaciones militares exitosas.

douglas.zabala@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2021 veces.



Douglas Zabala


Visite el perfil de Douglas Zabala para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Douglas Zabala

Douglas Zabala

Más artículos de este autor


Notas relacionadas