María Corina y su juego adelantado

No basta con tener el suficiente valor de haberle dicho en su cara y en cadena nacional, las verdades al comandante eterno, mucho menos ser recibida por un presidente norteamericano, para convertirse en líder de Venezuela y hasta creerse dueña de la verdad. María Corina Machado con una falta de humildad característica intenta hacernos creer que ella es la única capaz de dirigir el destino de Venezuela.

Ese punto de división permanente de la unidad opositora, financiada no sabemos por quien, a veces nos hace pensar que es él mismo gobierno que la promociona para mantenerla vigente en la mente de los venezolanos, aunque sean muy pocos, pero igual suma un capitulo a la controversia interna que tanto ayuda al madurismo. Observen que cuando nadie la nombra, Diosdado de manera jocosa, le aparta un puesto en su programa, sirviendo de proyección indirecta.

De esa misma forma presumimos que uno de sus grandes asesores es un representante del gobierno, ya que esas postura solo conducen a mantener la división de la oposición. En qué cabeza cabe que esa especie de primarias para elegir los auténticos jefes de la oposición antes de realizar el referendo, pueda ser una solución de unidad. Acaso no sabe las heridas que dejan esos enfrentamientos.

Por momentos pienso, no será que Luis Barragán, integrante de su equipo nacional, maneje su actuación. Igual que lo hizo con Cesar Pérez Vivas, en su tiempo de gobernador del Táchira, adelantándose en las estrategias, al intentar ser candidato presidencial prematuramente, sin concretar una labor en la entidad regional donde gobernaba.

Esos juegos adelantados incentivados por personajes que rodean a un dirigente son extremadamente peligrosos, porque aparte de hacerle daño al líder que asesoran, le causan demasiados problemas al país, desviando el camino exclusivamente para satisfacer ambiciones personales. En momentos de crisis no se debe pensar de esa manera.

La planificación política en los actuales momentos debe ser muy precisa, al tener presente lo que estamos enfrentando, Maduro ha sabido mantenerse a pesar de todo lo negativo se su gestión. Pensar que buscando atajos engañosos lograremos los objetivos, es una gran equivocación. El madurismo no juega adelantado, monta la trampa dejando su aplicación para el momento indicado.

El ejemplo de Barinas es súper aleccionador, dejar inscribir a Superlano, teniendo una carta debajo de la manga en el caso de ganar, fue su estrategia, calladitos, sin prepotencia, igual se las tenían guardada a otros candidatos a gobernadores con procedimientos administrativos, en done el Tribunal Supremo de Justicia, pudiera inhabilitarlos en cuando quisieran.

Miren el hecho de que a pesar de toda la guerra mediática y de los errores de sus aliados, todavía el gobierno de Estados Unidos reconozca a Juan Guaidó es un triunfo, hay un vocero internacional, avalado por el país con mayor poderío del mundo. No estamos sujetos exclusivamente a Rusia, Cuba y China. Porque somos un punto estratégico dentro de la geopolítica mundial. Si ya existe un Guaidó, porque todos incluyéndolo a él no se reúnen humildemente para hacer un frente solido en función al referendo. Deben despertar, no se puede caer en el error del pasado.

Eso de hacer lo mismo de las regionales, en donde quintas columnas del madurismo, explicaban que las elecciones regionales no eran importantes, esa lucha era desgastar fuerzas, Esos mismos dicen ahora que mejor es esperar el 2024. Hasta contratan encuestadoras para que hablen de un 54 % de ciudadanos que rechazan el referendo, que es necesario dejar que maduro termine su periodo. Por favor, acaso no nos cansamos que nos manipulen la mente.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 886 veces.



Claudio Schiveci

Exdirigente juvenil en el Liceo Cajigal de Barcelona, Cofundador de la revista Horizonte, redactor de la revista cultural Candilejas. Columnista en los diarios El Metropolitano, La Nueva Prensa de Oriente y Diario Impacto en Anzoátegui.

 claudioschiveci@gmail.com

Visite el perfil de Claudio Schiveci para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Claudio Schiveci

Claudio Schiveci

Más artículos de este autor