No seamos ingenuos; nuestra oposición es colonialista y neofascista

A la víspera, como estamos, de una nueva contienda electoral, y de un intento más de zarpazo a la institucionalidad democrática, nadie en este mundo puede ni debe llamarse a engaños, ¡mucho menos los Chavistas, de corazón, auténticos,…! La oposición venezolana no es una oposición más, normal; es apátrida, pitiyanqui, colonialista, entreguista, proimperialista y sobre todo neofascista. Llena de odios y ansias de poder y venganza.

En un contexto geopolítico, social y económico adverso a las fuerzas populares y al gobierno Bolivariano y Chavista, la elección a la nueva Asamblea Nacional abre las puertas para que la oposición venezolana, con todo el apoyo jamás imaginado de fuerzas imperiales, tome el control por la vía constitucional y electoral de la AN en el mejor de los casos. Esta toma de poder representa una importantísima derrota de las fuerzas bolivarianas, del chavismo; como nunca las fuerzas opositoras tendrán el respaldo "popular, constitucional" e internacional para actuar contra el Proceso Bolivariano, Revolucionario.

En oportunidades anteriores su derrota electoral, por inferioridad numérica, fue la mejor garantía de paz del gobierno nacional y la institucionalidad democrática. El sentirse superiores, guapos y apoyados, por su mayoría y respaldo popular les permite en menor tiempo posible actuar en detrimento del gobierno nacional, en contra de Nicolás Maduro y toda la institucionalidad democrática, llamar a cambiar la Constitución y pare de contar, ¡volver al pasado colonial y de patio trasero! sometido al dominio imperial estadounidense. Cualquier vestigio de movimiento emancipador y libertario será sometido a la fuerza y cuando no encarcelado, será desaparecido, exterminado. Ese es el "mejor" de todos los escenarios posibles, caerse a coba de una oposición sana con mayoría en la AN defendiendo conquistas y bienestar social es impensable, es ingenuo.

En segundo lugar; desde la oposición se preparan, como siempre, para descocer los resultados electorales adversos. Derrotados electoralmente, saldrán de nuevo a drenar arrecheras, están muy, pero my bien organizados, con muchísimo apoyo propagandístico, económico y terrorista internacional, tienen acumulada muchísima rabia, odio, desesperanza, depresiones, nostalgia por el pasado servilismo proimperialista. Sus titiriteros internacionales ya tienen el escenario montado, lo demás es cuento viejo de caos, destrucción, muerte e ingobernabilidad que ya conocemos muchísimo…

El ganar la AN por fuerzas del GPP no es cuestión de "ganar como sea", es necesariamente imperativo "ganar de verdad", con clara, dura y contundente avalancha de votos, por "paliza electoral", donde los resultados no puedan ser cuestionados.

La mejor y mayor garantía de PAZ para la Revolución Bolivariana y la sociedad venezolana en su conjunto está en el triunfo electoral abrumador del Chavismo, no hay otro camino.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1680 veces.



Felipe Marcano


Visite el perfil de Felipe Marcano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: