La compra de Twitter por el megamillonario Elon Musk en ocho frases

Credito: Andrej Cukic / EFE

26 de abril de 2022.-

El ser humano más rico del planeta, que extiende su poder en sectores tan dispares como los vehículos eléctricos, el espacio, la energía solar y la inteligencia artificial se compra la popular red social. ¿Qué quiere hacer con Twitter?

Tras semanas de anuncios, tensiones y ríos de píxeles, los inversores de Twitter y el multimillonario sudafricano Elon Musk han cerrado un acuerdo histórico por el cual éste pagará 40.500 millones de euros por la red social más popular entre políticos (aunque Donald Trump ha dicho que no va a volver aunque le levanten el bloqueo), millonarios y periodistas.

La propia empresa indicó a última hora del lunes (horario europeo) en un comunicado que Musk, a través de una entidad, pagará 54,20 dólares por acción en la compra, o sea, 43.394 millones de dólares (40.495 millones de euros al cambio), por el 100% de la compañía.

La operación necesita que los accionistas de Twitter den su visto bueno en una votación que se llevará a cabo en una próxima junta de accionistas, que a ese precio se llevan una prima de casi un 40% sobre el valor medio de la acción este mes. Twitter dejará de cotizar en Bolsa, y Musk podrá hacer lo que le dé la gana con la plataforma.

Elon Musk se compra Twitter por 43.394 millones de dólaresElon Musk se compra Twitter por 43.394 millones de dólares JAVIER GÓMARA

Mientras tanto, el cofundador de Tesla, Solar City, Neuralink, Open IA y Space X, y millonario desde los tiempos de PayPal, anda desatado en la propia red social, un lugar que él considera crucial para la defensa de la libertad de expresión.

Analizamos qué es lo que ha dicho Musk en un comunicado (en Twitter, claro), en el que ha anunciado varias medidas de calado.

1) "La libertad de expresión es el cimiento de una democracia funcional"

Efectivamente, la libertad de expresión es un derecho humano y fundamental; como todos los demás derechos, tiene garantías pero también límites. Algunas organizaciones de derechos humanos han puesto el acento en este punto, dado que en esta red social es un campo abonado para el llamado "discurso de odio" contra los usuarios más desprotegidos, especialmente las mujeres. Las normativas de los países occidentales ya limitan este tipo de mensajes. El propio expresidente de EEUU está vetado en la red del pajarito (y ya ha dicho que no volverá, aunque quién sabe). Por otro lado, existe censura en mayo o menor grado en potencias como China o Rusia, así como en Oriente Medio: será interesante comprobar cuán sólidos son los principios anunciados por el magnate.

Twitter negocia su venta a Elon Musk, el hombre más rico del planetaLa Casa Blanca urge a una mayor regulación de Twitter tras el anuncio sobre Musk EFE

2) "Twitter es la plaza pública digital donde se debaten asuntos vitales para el futuro de la humanidad"

En realidad, Elon Musk exagera un poco. Si bien es cierto que Twitter es tremendamente influyente -acoge por igual a jefes de Estado, millonarios, empresarios, políticos, artistas, personas influyentes y periodistas en un lugar fácil, directo y gratis- lo cierto es que está muy lejos de ser la plaza mundial del debate público: 217 millones de usuarios activos al mes, con un crecimiento anual del 10'%.

3) "También quiero que Twitter sea mejor que nunca incluyendo nuevas funciones al producto"

Existen varios clamores entre los usuarios de la red social, pero entre ellos destaca uno: poder editar los tuits publicado. "Ni un tuit sin su errata" es una frase común y muy trillada. El propio Musk se ha quejado varias veces de ello y sus deseos parecieron órdenes incluso antes de adquirir la compañía. La complicación que supone implementar esta opción hace que Twitter siempre lo haya descartado hasta hace bien poco; no obstante, a principios de mes anunció que probaría esa opción en Twitter Blue (de pago y aún no disponible en España). El debate es profundo, dado que poder editar estos contenidos podría desvirtuar significados de algunos hilos, manipular contenidos y 'romper', de alguna manera, la espontaneidad inherente a esta red social.

4) "... haciendo que los algoritmos sean de código abierto para aumentar la confianza"

Abrir el código al escrutinio colectivo siempre es una buena noticia. Aporta más seguridad y transparencia en los procesos, y además es una excelente manera de aumentar la confianza del usuario. No obstante, surgen varias dudas: ¿sabremos al 100% cómo funcionan sus algoritmos de selección y recomendación de contenido? ¿Desvelará la compañía cómo decide qué es lo más relevante para cada usuario? No olvidemos que en Europa, la nueva normativa digital (DSA, o LSD por sus siglas en español) prevé obligar a las compañías a ser más transparentes. A la espera del contenido definitivo y aprobado de la mencionada Ley de Servicios Digitales (DSA) europea, quizá este movimiento que anuncia el multimillonario venga en realidad impuesto por los Estados en donde funciona.

Elon Musk  Twitter acepta la oferta de compra de Elon Musk por 40.500 millones de euros  PÚBLICO

5) "... derrotando a los bots de spam"

Elon Musk aborda un tema delicado que desde hace tiempo es motivo de reflexión interna en la compañía. Por un lado, Twitter reconoce desde hace tiempo que sus políticas en esta área "se centran en el comportamiento, no en el contenido, y están escritas de una manera que apunta a las tácticas de spam que diferentes personas o grupos podrían usar para tratar de manipular las conversaciones en Twitter". Así, los contenidos automatizados mediante bots (robots) no violan necesariamente las reglas (términos de uso) del servicio y "puede ser una herramienta poderosa en interacciones de servicio al cliente, donde un bot conversacional puede ayudar a encontrar información sobre pedidos o reservas de viaje automáticamente". Es decir, parece que esta lucha contra los bots maliciosos o tóxicos es algo que Twitter lleva haciendo mucho tiempo. ¿Veremos un cambio radical aquí?

6) "... y autenticando a todos los humanos"

Cómo olvidar las cuentas 'huevo', sin imagen, o aquellas detrás de las cuales se 'esconden' personajes que descargan sus mensajes de odio o de acoso en Twitter. Musk lanza esta idea, que sin embargo choca contra un pilar en concreto sobre el que también descansa la libertad de expresión: el derecho al anonimato en internet. De hecho, en España sólo un juez puede acordar la localización de alguien que actúe bajo pseudónimo. Grupos defensores de derechos de los ciudadanos, como la PLI, e incluso Naciones Unidas, han defendido siempre que eliminar el anonimato en internet supondría una clara violación de un derecho fundamental -el de la libertad de expresión- y un peligro para según el territorio desde el que se ejerza ese derecho.

La declaración parece aludir también al oscuro mercado de cuentas falsas o "resucitadas", en el que cualquiera puede inflar el numero de sus seguidores. También a las hordas de seguidores (humanos o no) que se dedican a acosar a determinados usuarios por sus ideas. Quizá Musk debería centrarse en luchar contra las amenazas, en lugar de hacerlo contra el anonimato.

7) "Twitter tiene un enorme potencial"

Las posibilidades de monetizar esta red social también han sido motivo de debate durante los últimos años. Como otras redes sociales, la principal fuente de ingresos de la empresa es la publicidad. El primer informe financiero del cuarto trimestre de 2021, el primero que presenta Parag Agrawal al frente de la compañía tras la dimisión del cofundador Jack Dorsey, indica unos ingresos de 1.570 millones de dólares, un 22% más que el año anterior. No obstante, la compañía hace años que no crece apenas en EEUU y, en general, no ha cumplido sus ambiciosos objetivos de alcanzar los 315 millones de usuarios diarios, objetivo que ya comunicó Dorsey el pasado año.

8) "Espero trabajar con la empresa y la comunidad de usuarios para desbloquearlo"

Parece que Musk está decidido a volcarse en la mejora de Twitter bajo sus parámetros pero, al final, no le va a quedar más remedio que contar con la propia empresa y, sobre todo, con su público. Muchos analistas se han lanzado a la tarea improbable de analizar qué es lo que sucederá con Twitter. Si bien no es la mayor red social del mundo, sí es una de la más fáciles de usar y ha cautivado a políticos, empresarios y medios de todo el mundo. Su capacidad de influencia está fuera de toda duda. Sin embargo, esto puede cambiar en cualquier momento.

¿Seguirá el magnate comportándose como lo ha hecho hasta ahora en su nuevo juguete? ¿Seguirá encajando críticas en Twitter porque "eso es lo que significa libertad de expresión"?

¿Seguirá él mismo metiéndose con personajes como Bill Gates, cofundador de Microsoft?



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2249 veces.


La fuente original de este documento es:
Publico.es (https://www.publico.es/economia/compra-twitter-megamillonario-elon-musk-ocho-frases.html#analytics-seccion:listado)



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter