Ravell: "Globovisión seguirá tan tuerta y puta como le convenga"

Federico Alberto no se rinde, y asegura que pese a toda la viscosidad de sus culos de botella, aún le sobra vista para poder apreciarse en un espejo. Y le advierte al tenientito: “Debe recordar que sin los medios, usted hoy no sería sino a lo sumo un triste fiscal de tránsito en Sabaneta. Yo no transijo con gobiernitos, ni cargo presidente amarrado”. Aclara que Lusinchi, que estaba destinado a ser barman en el restaurante Los Candiles, su gente consiguió, mediante indecibles esfuerzo encajarlo en la Silla de Miraflores. “Cómo nos costó, carajo, pero lo logramos.” Que el pueblo venezolano no sabe cuántos favores él y su grupo le han hecho a ciertos particulares que una vez elevados al más alto sitial de la República luego se desmadran en torpezas y reniegan de las ayudas recibidas. Que de ingratos está lleno el mundo, pero que pese a todo lo tuerto (torcido) que pueda parecer nada hasta ahora le ha impedido ver el bosque. “Hay Federico y Matacuras para rato, y el que no quiera vernos, pues que use el control. Nadie los está obligando a vernos. A fin de cuentas, ¿no es en eso donde radica el verdadero libre albedrío? Yo, por ejemplo, jamás pierdo mi tiempo oyendo sus monsergas a la Nación. ¿”Dando y dando” no se llama acaso un programa de Venezolana de Televisión?, pues tu me das, y coge de lo tuyo”. Que si Gustavo Cisneros y Omar Camero escurren el bulto, él no va a bajar la guardia, sino que todo lo contrario: que ya le está metiendo más candela al fogón: además de todos los cuartos bates de su canal, viene un Chataing que no le va a tener paz ni piedad a las espuelas. Que ahora sí de veras verá el camandantico lo que es una Jinetera echando fuego y centellas hasta por el culo cada segundo de las 24 miserables horas que Dios le puso al día. Que con él no hay amenaza que valga. Que gracias a Dios no tiene barbas que poner en remojo. Que con él no lo estrictamente legal no camina. ¿Qué tribunal en el mundo podría con Globovisión? ¿Qué instancia podría condenarle?, ¿La Corte Celestial?, ja, ja, ja, jaaaa. Que por favor no lo hagan reír porque por eso le ha crecido la barriga. “¿Qué cometemos algunos errorcitos?, ¿Qué se nos ha ido la mano armando unos videitos para defender a nuestros amigos como Mezherane, y a quién no? ¿Qué nos equivocamos con Mingo que de marihuanero se pasó a darse de las greñas como una verdulera con el Matacuras? ¿Qué pusimos a Freddy Bernal al lado de Gouveia en lo de la Plaza de Altamira? ¿Qué armamos el golpe por sobredosis de cocaína que se metió el personal aquellos días? ¿Qué apoyamos el paro petrolero por un jugoso contrato con Movilnet y Telcel? ¿Qué dirigimos las guarimbas, las marchas y contramarchas, y la traída de los paramilitares, junto con los atentados en los cuerpos diplomáticos y el asesinato de Danilo Anderson?” “¡No nos joroben, por favor!” “¿Porque hayamos cometido, como Radio Caracas, y durante estos últimos 8 años solamente algunos pequeños deslices nos van a tirar esa de cierre total? Sin duda que las cosas buenas que hemos hecho en pantalla superan con creces lo malo. Yo siendo el tenientito me siento en una mesa con Marcel Granier para hablar distendidamente pero en una autopista de seis canales y no en la trocha mocha, y le diría como amigo: ¿Bueno vale, qué es lo que tú quieres, Marcel, seguir estrujándome con el Bicho y con la Bicha esa?, y bueno que se cambie ese programa por uno que modere, por ejemplo, Napoleón Bravo que ya de bravo no le queda un carajo. Incluso, chico, que se traigan a Orlando (nada furioso) Urdaneta y a Patricia Tolete Poleo y que monten un espacio que se llame la Ruleta Rusa, ¡MATE USTED AL COMANDANTE CADA MAÑANA! ¿Qué te parece? No. No te rías… Yo no sé por qué se ahogan en un vaso de vinagre, vale. Yo, insisto, prefiero quedarme sin concesión y poder afeitar cañones todos los días y no poderme ver al espejo con toda la risa del cerdo que llevo dentro, porque, mira, aquí lo que sobra es sangre para defender lo nuestro. Sangre con whisky fino. Además, yo consulto a todo el mundo para la línea editorial que sigo y mantengo. A todo el mundo, y eso le consta a la propia santa iglesia que nunca nos abandona, y de eso sobran pruebas. ¿Isulza, entendiste?”.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3732 veces.



José Sant Roz

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /medios/a29103.htmlCd0NV CAC = Y co = US