Manuela, Kendrys y Manuel

Maduro y la democracia del micrófono

Felicito sobremanera al Presidente Maduro por haberles dado la oportunidad a los chamos Kendrys, Manuela y Manuel de dirigirse a toda Venezuela en cadena nacional de radio y televisión porque de esa manera descubrió y dio a conocer el temple, el talento y la conciencia revolucionaria de una juventud que nunca había tenido el chance de darse a conocer. Muchos Kendrys, Manuela y Manuel abundan silvestres en los barrios y urbanizaciones de nuestro país. Lamentablemente no tienen influencia ni los contactos para tener acceso a los medios de comunicación social.

El camarada y colega Héctor Mujica dijo una vez que en Venezuela habían intelectuales y humanistas superiores a Don Arturo Uslar Pietri; pero lamentablemente no se apellidaban Pietri ni tenían influencia en los medios. Siempre he estado en contra de la repetitividad de algunos personeros políticos cuyos rostros forman parte de la cotidianidad de los hogares pero no del alma de sus componentes. Es tiempo de darle la pantalla chica al pueblo. No todo el que pega “lecos” en la televisión y “cagatinta” en los periódicos son líderes. Un líder es el paso del carbón al diamante.

Kendrys, Manuela y Manuel tres humildes chamos de Miranda, se lucieron en sus intervenciones por cadena nacional de radio y televisión. Con un discurso de mucha fuerza emotiva y rico en ideología exteriorizaron sus sentimientos revolucionarios gracias a un derecho de palabra que les dio el Presidente Maduro con su Gobierno de Calle .

Primero Kendrys se disparó una pieza de fuerte impacto. Habló largo y tendido. Pese a ser un chamo habló como un adulto de mucha experiencia, cómo que hubiese padecido los embates de los gobiernos cuatorepublicanos. Interactuó con el Presidente venezolano con aplomo y seguridad, sin nerviosismo. Lo mismo Manuela cuando dijo con sentimiento y mucha sinceridad que el dinero es una herramienta más del trabajo, y que lo que priva más son las ganas de hacer el bien y contribuir con los procesos productivos del país, sobre todos con los de orden social.

Y Manuel, un joven de tez morena y fornido, de esos que son mayoría en Petare. Con sus ojos llorosos y mucho sentimiento le dijo a Maduro que quería cambiar, dejar el mundo de la delincuencia, que muchos de ese mundo quieren dejar los” malos pasos”. Pero que necesitaban apoyo. Apoyo para los que están presos, para los que cumplieron condena y están en libertad sin trabajo, para los que están delinquiendo y para los que están en la frontera del delito.

Kendrys, Manuela y Manuel, son tres productos del Proceso Revolucionario que salen al ruedo mediático nacional e internacional gracias al Gobierno de Calle del Presidente Maduro. Menos mal que Nicolás les dio la oportunidad de hablarle a toda Venezuela; de demostrarle al País Nacional la clase diamantina de nuestros jóvenes revolucionarios. Gente que como Kendrys, Manuela y Manuel, abunda de manera silvestre en nuestros barrios y urbanizaciones. La cuestión está en, precisamente, recibir el chance que les dio el Presidente de Maduro de expresar sus ideas. Experiencia que “jamásynunca” se hubiere visto en la IV República.

Esa acción de Maduro, de darles el micrófono a esos tres chamos, debería ser imitada por todos los productores de las televisoras del Sistema de Medios Públicos. Ya basta de las mismas caras todos los días en los programas de entrevistas. Por favor, por el presente y el futuro de la Revolución Bolivariana de Venezuela Incluyan en la parrilla de los programas de entrevistas televisivas a gente como Kendrys, Manuela y Manuel. Hablen con los líderes de los barrios, que ellos saben donde viven y cuáles son sus números telefónicos.

TINTERO

Ante el descarado bloqueo informativo de los medios de comunicación social privados en contra del Gobierno de Calle del presidente Maduro éste se ha visto obligado, para informarle al país, convocar a cadena nacional de radio y televisión. Estoy totalmente de acuerdo con el Presidente Maduro. No es posible tanta anarquía. La oposición juega duro. Hay que jugarle duro también. Por supuesto que las cadenas hacen “cabalgar” el cuñero y altera la parrilla programática de estaciones de radio y televisión ye se convierte en pérdida de unos “buenos cobres”.

La oposición golpista está echando el resto y quiere embochinchar el país ,crear el caos, que el país se torne ingobernable y amerite la intervención del gobierno venezolano por la OEA mediante la aplicación de la Carta Interamericana. Ese es el mojón pelúo, que desde hace años merodea en el cerebro de estos h.d.p. Ellos sueñan con que se repita en Venezuela la experiencia del Chile de Salvador Allende. Pero se quedarán con la vela en la mano.

americoarcadio@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2775 veces.



Américo Hernández


Visite el perfil de Américo Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: