El arco minero venezolano, en la mira de los privatizadores e incendiarios del Amazonas

ES UN ASUNTO URGENTE PARA LA DEFENSA DE LA SEGURIDAD INTEGRAL DE LA NACIÓN

Una de las consignas en su campaña electoral, que esgrimió el Presidente del Brasil, Jair Bolsonaro fue que era necesario incrementar la productividad en el Amazonas, para ello es necesario introducir cultivos extensivos en esa zona y explotar los recursos naturales existentes, LO MAS FACIL ES QUEMAR Y DESFORESTAR, para poder lograrlo.

El ex Presidente de Brasil Luiz Inacio Lula da Silva, ratificó la llamada Medida Provisoria 458 en beneficio de los grileiros, como se denominan a los ocupantes irregulares de estas tierras selváticas que se asentaron en territorios fiscales y no contaban con títulos de propiedad.

Como se puede leer en esa ley, tierras de hasta 100 hectáreas de superficie se darían sin cobro a los ocupantes, de 101 a 400 saldrían a la venta con un precio simbólico y de 401 a1500 hectáreas serían vendidas a precio de mercado.

La decisión afecta a unas 67 millones de hectáreas de floresta en la Amazonia Legal. Las tierras "privatizadas" podrán ser explotadas para diversos cultivos y cría de ganado. Pasados tres años, sus dueños podrán ponerlos a la venta.

Sin embargo Luiz Ignacio Lula Da silva, no podía ponérselas tan fácil a los invasores privatizadores y agregó una limitación a esa Ley:

"Sólo las personas que viven en las tierras selváticas de manera permanente y que se han instalado allí antes de diciembre de 2004, pueden reclamar la posesión legal".

El ex Presidente Lula eliminó, además, el punto que extendía la posibilidad de adquirir títulos de propiedad a nombres de empresas.

Además de proteger la selva de la tala ilegal con las nuevas políticas ambientales ejecutadas durante el gobierno de Partido de los Trabajadores de Lula, se crearon nuevas áreas de conservación, se incrementaron las medidas de monitoreo y se les quitaron los créditos públicos a productores rurales que fueran capturados intentando derribar árboles en áreas protegidas. El resultado de este esfuerzo fue sorprendentemente exitoso y benefició aproximadamente al 80% de la superficie amazónica brasileña. El gozo, sin embargo duró poco tiempo.

Para 2014, con la caída de la economía brasileña resurgieron con fuerza los grupos de taladores ilegales y de rancheros ambiciosos, que violando las leyes de protección del medio ambiente, que se habían implementado reanudaron la destrucción de la Amazonía.

La verdadera tragedia, sin embargo, empezó a partir del 1º de enero de 2019, cuando Jair Bolsonaro asumió la Presidencia del gigante suramericano. Gracias a sus irresponsables acciones y desafortunadas declaraciones, la deforestación de la Amazonía, la quema intencional de selva y la relajación de las leyes ambientales regresaron con más fuerza que nunca, también con las concesiones a empresas internacionales de explotación maderera.

Para comprender mejor el asunto es necesario saber que la selva amazónica como tal no es proclive para la producción extensiva, tanto de renglones agrícolas como de ganadería y pastizales. Previamente es necesario talar. En este punto es donde entran los productores de maderas, empresas multinacionales que derriban árboles centenarios para el aprovechamiento de la madera. Una vez realizado esta acción, se procede a la quema de lo que queda en el terreno, para proceder luego al arado y la siembra propiamente dicha. Es entonces, cuando se pueden volver incontrolables los incendios forestales.

Sin embargo nosotros pensamos que existe un plan previamente estructurado desde el Norte, en el cual el Poder Corporativo tiene indicaciones precisas para el Presidente Bolsonaro y su homólogo Trump, quienes frecuentemente se han reunido. Bolsonaro conociendo que su popularidad ha disminuido sustancialmente y es muy poco probable, que pueda conservarlo por la vía electoral. Es entonces cuando entra en vigencia la tesis que a continuación exponemos:

  1. Con incendios provocados se puede revivir una antigua tesis de que el Amazonas es patrimonio de la humanidad, es decir es propiedad de todas las naciones del mundo, usando para ello razones de conservación del más grande pulmón vegetal que suministra el 20% del oxígeno y es el mayor poseedor de reserva de agua dulce, que se produce de manera natural en todo el globo terráqueo.
  2. Aquí es donde la mediática mundial entra en acción, para crear el imaginario, de que es necesaria la creación de un organismo multinacional, que asuma la hegemonía (Un gobierno supranacional) sobre este amplísimo territorio. ¡Pero ojo! La verdadera razón no es la que hacen pública, sino una intención neo colonial, para apoderarse de todas las riquezas existentes en ese territorio y aprovechar económicamente a ese amplísimo territorio irrespetando incluso a la biodiversidad, la fauna y la producción de agua en la cabecera de los ríos.
  3. Para ello es necesario la participación y aprobación del Grupo de Lima, más las potencias mundiales que se alinean al imperialismo norteamericano. Obviamente el Grupo de Lima debe formar parte de esta acción intervencionista debido a que gran parte de la Amazonia incluye buena parte de los territorios de algunos países pertenecientes a este grupo: Colombia, Ecuador, Perú, Paraguay, Brasil, quién pretende asumir la supremacía, poseyendo la mayor parte del territorio amazónico y es precisamente el Presidente Bolsonaro, quién ve en este plan, como su "Tabla de salvación" para mantener su cuota de poder, que de no concretarse, indudablemente perdería en un corto plazo. Es por ello que asume la vanguardia para la agresión directa en contra de la selva amazónica.
  4. La repuesta de la comunidad internacional ha sido sospechosamente tímida e insignificante. En el caso del "Grupo de los 7" Apenas pudieron reunir para responder a esta pavorosa situación la ínfima cantidad de 20 Millones de Dólares. Además el Presidente Bolsonaro declaró que no dispone de recursos suficientes para afrontar a esta incontrolable situación. ¿Cómo podemos entender, que la quinta economía más poderosa de la tierra: Brasil, se declare incompetente para controlar un problema que afecta a más del 50% del total de su territorio? Sin embargo el Presidente Evo Morales de Bolivia, mucho más pequeña que el gigante amazónico ha respondido con suficientes recursos humanos, de equipos, aeronaves, helicópteros y ha llegado a alquilar un avión boing 747, con capacidad de lanzar cada vez miles de litros de agua, para prácticamente controlar en pocos días el incendio que afectaba a su territorio. Esta acción estamos seguros supera con creses a los veinte Millones de Dólares con que quisieron cooperar los 7 países más poderosos del Occidente de la tierra. Y que el gigante brasileño se declaró incompetente de enfrentar.

Con todas las premisas anteriores podemos presuponer cual es el verdadero plan que se esconde detrás de todas ellas, tomando en cuenta la lógica del capital, la necesidad imperiosa del Neocolonialismo de obtener los recursos naturales donde quiera que se encuentren, irrespetando como siempre lo han hecho a la madre naturaleza, a los recursos no renovables, sin tomar en cuenta que este mundo tiene recursos finitos y ya no es posible soportar un crecimiento sin límites del modelo capitalista mundial. Veamos:

  1. Este diabólico plan estructurado desde el Norte, pretende gobernar a todo este amplísimo territorio con un gobierno supranacional, con dominio sobre el territorio ocupado mediante, de ser necesario, el uso de las armas, para mantener su supremacía.
  2. Previamente es necesario que los países ocupantes de la mayor parte de este territorio se declaren incompetentes para enfrentar a esta situación, tal cual ya lo hizo el gobierno del gigante brasileño, poseedor de más del 50% del territorio amazónico.
  3. Seguidamente se declara la "Emergencia mundial", por los organismos multilaterales: La ONU y OEA, que estarían prestos a hacerlo, siempre y cuando cuenten con el apoyo de los países cómplices nombrados.
  4. Inmediatamente después proceden a la intervención de toda esta área, con la instalación del gobierno supranacional, que asumirá el control Neo colonial de toda la zona.
  5. En esta etapa de este macro plan de intervención, es donde surge la contradicción que existe entre el Neo colonialismo norteño y los países soberanos que defienden a su territorio y promulgan la auto determinación de los pueblos, el concepto de patria por sobre toda forma de intervención imperial, nos referimos a Bolivia y sobre todo a la "Joya de la Corona": Venezuela, quien es poseedora de casi toda la riqueza mineral, acuífera, selvática, tiene salida al Caribe y el mayor valor geopolítico, que hasta la fecha ha surgido desde la llegada de Chávez, cuando el país asumió la defensa del territorio nacional ante todas las pretensiones del imperialismo norteamericano y sus acólitos de Europa. Venezuela posee en el Arco Minero, la mayor reserva en el sub suelo de oro certificada a nivel mundial, material indispensable para darle sostenibilidad a cualquier moneda que pretenda poseer la soberanía económica en un futuro inmediato, cuando ya es eminente, el paso de la moneda fiduciaria (El Dólar), que ya no puede sustentar su poder, ante la arremetida de la "Ruta y la seda", que viene a pasos agigantados desde China, con su "Petro-Juan-Oro". Además Venezuela posee en esa zona, Diamantes, Coltán, Uranio, Cobre, Tierras raras, Aluminio, Hierro en un área muy pequeña, que la hacen apetecible, para ser engullida por ese Neo colonialismo salvaje,
  6. En ese mismo orden de ideas, es necesario para las pretensiones imperialistas, cortarle el paso a la "Franja y la Ruta", como también se le llama al macro plan Chino, para darle vialidad al nuevo sistema alternativo al Dólar, el FMI y la corporatocracia capitalista mundial. Es por ello que deben ponerle la mano al Amazonas para poder continuar manteniendo la supremacía corporativa, económica del occidente mundial cortándole el paso que uniría al Atlántico con el Pacífico mediante vías férreas proyectadas por China.
  7. Como si todo lo anterior fuera poco, Venezuela mantiene una disputa limítrofe en un amplísimo territorio selvático, con Inglaterra y la Guayana Inglesa, (La Guayana Esequiva) que se encuentra en este gigante selvático amazónico, que comunica con la fachada al Caribe y el Atlántico y que cuenta, como ya se ha comprobado con amplísimas reservas de petróleo y gas natural. En el supuesto negado de que asumiera el control del Amazonas, el gobierno Neo Colonial intervencionista multinacional, esta zona sería muy apetecible, como una de las de mayor poder geopolítico. Y Venezuela perdería más de la mitad de su territorio.

Estamos aún a tiempo de adoptar las políticas necesarias para proteger nuestra soberanía ante las pretensiones neocolonialistas, que ya no nos vendrían solamente desde el Norte, sino que también nos atacarían desde la profundidad de la selva amazónica, del Sur profundo del continente latinoamericano.

Para protegernos venimos proponiendo desde hace algún tiempo la creación de ciudadelas comunales, a lo largo de nuestra frontera sureña, actualmente despoblada y a merced de las pretensiones de tantas agresiones. Comunas interconectadas entre sí, con una moneda comunal, con respaldo en oro, blindada ante la las pretensiones inflacionarias del Dólar, que dispongan de "Bases de Paz", diseñadas por Fidel y Chávez para darle sentido de pertenencia y patriotismo a las etnias naturales de la zona. Con suficiente capacidad aérea, acuática y terrestre para defender nuestros recursos, no solamente de los incendios provocados, sino también de las posibles invasiones armadas que podrían venir con para-militares. Y sobre todo darle una mejor y segura forma de vida a una inmensa cantidad de compatriotas jóvenes y no tan jóvenes, para reiniciar una nueva vida, con trabajo seguro, productivo, en armonía con la naturaleza, con viviendas dignas, estudio, tiempo útil para la superación, el arte, el deporte, la diversión y cualquier otra actividad productiva, que cualquier emprendedor quiera iniciar. Sería cuestión de fomentar la intención política para asumir este macro plan comunitario, desde los más altos sectores gubernamentales, para poder darle viabilidad. Serían suficientes 20 ciudadelas comunales, para cubrir a toda esta extensión fronteriza de aproximadamente 2600 Kms. Y lógicamente el concurso de nuestro mejor recurso: Más de un millón de compatriotas que seguramente, estaríamos dispuestos a integrar este plan. En este momento de diáspora migratoria sería más que conveniente, también para estimular el retorno de tantos compatriotas, que se han ido buscando nuevos horizontes, que nunca llenaron sus expectativas,

Ante una amenaza, en donde están en pugna los más grandes poderes mundiales y donde Venezuela es la "Joya de la Corona". Quien la posea, con seguridad logrará la supremacía de la economía mundial. De nosotros depende, que podamos preservar lo nuestro.

NOSOTROS, LOS VENEZOLANOS ESTAMOS EN LA OBLIGACIÓN DE DEFENDER NUESTRA SOBERANÍA ANTE TODAS LAS PRETENCIONES EXTERNAS. PARA ELLO DEBEMOS TRABAJAR Y PRODUCIR, PARA MANTENER NUESTRA INDEPENDENCIA, COMO ÚNICO LEGADO HEREDADO DE BOLÍVAR Y CHÁVEZ.

 

28/8/2019



Esta nota ha sido leída aproximadamente 534 veces.



Jouseff Kan

Master en Ciencia Política. Enfoque Sur.

 joukap10@outlook.es

Visite el perfil de Jouseff Kan para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a281965.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO