Trump promueve aumento de salario mínimo a $16 la hora en México

Entre las noticias del día se encuentra el acuerdo bilateral comercial alcanzado entre los Estados Unidos y México como sustituto del TLCAN. Las opiniones sobre quién se beneficia más de este acuerdo están divididas. Lo que si es cierto es que, siguiendo con su línea política electoral, Trump sigue insistiendo que los bajos sueldos en México ponían en desventaja a las empresas en territorio estadounidense. Por tanto, este tema fue central en las conversaciones sobre este nuevo acuerdo económico.

Uno de los puntos del acuerdo bilateral tiene que ver con los aranceles para los vehículos ensamblados o construidos en México y que se venden en el mercado estadounidense. Lo que se conoce hasta ahora es lo siguiente. Se acuerda un aumento del porcentaje de componentes producidos en Norteamérica del 62,5% al 70% para los vehículos ensamblados en esa región. Además, se exigirá que 40% del valor del vehículo provenga de zonas donde el salario mínimo no sea menor que 16 dólares la hora. Aquellos vehículos que no cumplan con esos requisitos pagarán aranceles del 2,5%.

Resaltamos de lo anterior lo relacionado con el salario mínimo de las y los trabajadores en la industria automotriz y directamente relacionadas. El acuerdo exige que para gozar de bajos aranceles, las empresas deberán pagar sueldos no inferiores a $16 dólares la hora. Meta muy difícil de cumplir de parte de las empresas que fabrican carros en México, que pagan en promedio unos $17 por día. Pero que tendrían que cumplir si quieren vender sus productos en los EE.UU. de manera competitiva.

Estaría Trump de esta manera protegiendo el salario mínimo de las y los trabajadores en territorio estadounidense, y estimulando un aumento del salario mínimo de las y los trabajadores en México. Pero no nos llamemos a engaño. Esto no significa que Trump esté abogando por una menor explotación de las y los trabajadores. El capitalismo estadounidense ha logrado explotar cada vez más a las y los trabajadores mientras aumenta considerablemente su capacidad de consumo. De esta manera ha logrado confundir a la clase trabajadora y garantizar la reproducción del capitalismo aminorando el antagonismo de la clase trabajadora.

En conclusión, abogar por el aumento del salario mínimo de las y los trabajadores no es necesariamente abogar por la abolición de su explotación.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 540 veces.



Julio Mosquera


Visite el perfil de Julio Mosquera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Julio Mosquera

Julio Mosquera

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /internacionales/a268516.htmlCd0NV CAC = Y co = US