Cultura de guerra



Los niños muertos en Qana se vieron obligados a dormir en un sótano. Los niños de Israel se ven obligados a dormir en búnkers. Es la paz que W. Bush desea para los niños, en especial de Medio Oriente.

Juan Gelman, «Climas»

Cuenta Gabriel García Márquez que cuando el bombardeo del 1º de enero de 1958 en Caracas los venezolanos corrían a las azoteas a ver el espectáculo y los europeos a los sótanos a huir de él. Los venezolanos de estos tiempos no hemos tenido que desarrollar cultura de guerra, afortunadamente. Ojalá no nos toque.

El gobierno israelí busca terroristas bombardeando masivamente las afueras de Beirut y otras ciudades, pueblos y aldeas. ¿Es posible acabar con un grupo de resistencia clandestino, inencontrable, bombardeando ciudades? ¿Matas moscas a cañonazos? Menos mal que todos somos idiotas y nos tragamos la píldora, ¿verdad? Hay misiles que atraviesan desde la azotea hasta el sótano, de modo que aquí mataría a venezolanos y a europeos por igual, corran para donde corran.

Piensa en el ruido de las sirenas, en los volantes de advertencia. Como trataste de huir, te bombardearon y tuviste que quedarte a presenciar el arrasamiento en familia, abrazando a tus niños para protegerlos de varias toneladas de bombas. El ruido infernal es inimaginable para quien no lo ha oído, me contó un libanés en un chat. Y eso que su barrio del centro de Beirut no ha sido afectado. Por ahora. Estás ileso, pero hayas a tu hija, una mano aquí, una pierna allá entre bloques y cabillas al aire. Igual a tus vecinos, tu tío. Parecido pasa en Israel, porque el infierno no es proporcional pero sí mutuo y queda en Tierra Santa, instigado por los Estados Unidos.

Pero para el Manifiesto de Euston, de intelectuales de la izquierda de ultraderecha, «el que la política exterior de los Estados Unidos se haya opuesto con frecuencia a movimientos y gobiernos progresistas y apoyado a otros regresivos y autoritarios no justifica el prejuicio generalizado contra el país y su pueblo». De acuerdo, ¿cómo va uno a odiar a los Estados Unidos luego de leer a Mark Twain?, ha dicho Eduardo Galeano. Pero ve a explicar eso a quien halla a su papá quemado por dentro con fósforo blanco.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4402 veces.



Roberto Hernández Montoya

Licenciado en Letras y presunto humorista. Actual presidente del CELARG y moderador del programa "Los Robertos" denominado "Comos Ustedes Pueden Ver" por sus moderadores, el cual se transmite por RNV y VTV.

 roberto.hernandez.montoya@gmail.com      @rhm1947

Visite el perfil de Roberto Hernández Montoya para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Roberto Hernández Montoya

Roberto Hernández Montoya

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a24124.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO