Quinta Internacional Socialista Contra el Imperialismo

Cada una de las internacionales realizadas hasta el presente tiene su propio contexto existencial, que son aquellas circunstancias que les dan origen, que las propician, que las justifican. La primera, ¿es la construcción de una respuesta a la concepción, a la revolución industrial de 1750, es la convocatoria a la unidad del movimiento obrero y socialista? ocurrió bajo el nacimiento de las concesiones científicas sobre el socialismo y el desarrollo de la sociedad llevadas a cabo por importantes pensadores, Marx el más destacado. La segunda Internacional en una Inglaterra y una Francia donde se germinaba el partido mundial de la revolución, y crecimiento de la organización obrera, la tercera Internacional por el año 1919, tuvo el sello, el peso especifico del triunfo de la revolución Rusa de Lenin, el líder bolchevique del nuevo gobierno soviético, se propuso esta iniciativa los objetivos: a) Luchar por la superación del capitalismo; b) El establecimiento de la dictadura del proletariado; c) La completa abolición de las clases ; d) La realización del socialismo; y la cuarta Internacional fue para León Trotsky, entendida como el partido mundial de la revolución proletaria, tuvo sus ejes programáticos: a) Teoría de la Revolución; b) Programa de transición; c) y el Internacionalismo. Nos preguntamos nosotros que paso después de la segunda guerra mundial? a sido mas fuerte el nacionalismo que la conciencias de clases en situación de guerras? nos preguntamos nosotros, todavía estamos en la fases de transición?.

La Quinta Internacional Socialista, no es la voluntad de un hombre sino el nacimiento de unas ideas y propuestas de pueblos que fueron marginados, explotados, y que esta conducta de valores encuentra en Hugo Chávez Frias ese espacio en la historia y que con la correcta interpretación de los sucesos políticos ocurridos después de la segunda guerra mundial que se manifiesta en crisis climática, crisis financiera, crisis alimentaria, crisis económica, crisis moral, convoca al encuentro de movimientos populares de partidos de izquierda, campesinos, obreros, ecologistas, intelectuales, poetas, y a empresarios con sentido de la vida y conciencia de protección al ecosistema.

Desde aquí, desde esta Venezuela grande, hermosa surge de nuevo el hecho político del congreso anfitrionico de Panamá, se interpreta a plenitud que la patria es América, que es posible y que es necesario la unidad de los pueblos, del internacionalismo proletario para la construcción de un mundo mejor que sea capaz de enfrentar la actitud depredadora del capitalismo. El comandante Chávez viene construyendo con otros presidentes y pueblos, esa unidad, allí existen las referencias del ALBA, UNASUR, ASA, que se reafirman con la conducta indoblegable recién asumida en el foro de Soberanía Alimentaria convocada por la FAO, donde se dejo clara nuestra conducta FMI, BM Y OMC, para conseguir el triunfo en esta gran batalla, una de las primeras tareas es estudiar a profundidad la caracterización del momento actual, tanto de nuestras propias fortalezas y debilidades, como de la realidad del capitalismo como sistema hegemónico.

UNA MIRADA POR LA IZQUIERDA

En el primer caso es obvio que no podemos pasar la página de lo ocurrido en la Unión Soviética y los giros que algunas economías que se proclaman socialista están dando a favor de la reforma capitalista, pues existen demasiadas interrogantes que no nos dejaran en paz hasta que las abordemos con sinceridad y voluntad de superación. Estamos seguros que los pueblos no aceptarán embarcarse nuevamente en otra cruzada por el socialismo sino surge la verdad en torno a premisas, consideradas sagradas, y que en el pasado resultaron un fraude en la línea de construir la nueva suciedad. Para el debate quedan de ahora en adelante temas como el papel del Estado, el vanguardismo, la democracia socialista, el modelo económico, la transición, el papel del ambiente en la actual sociedad planetaria y la globalización, entre tantos. La izquierda, y así pensamos con Marta Hanecker, esta ante una nueva dimensión de la historia humana a la cual debe adaptarse urgentemente, y debe hacerlo para no correr el riesgo de que por falta de unidad y claridad el capitalismo se auto reforme en nuestras narices. Un aporte a la discusión es entender la amplitud como principio insoslayable de la Quinta Internacional, para que confluyan en ella movimientos variados cuya existencia y motivaciones particulares se conecten a una red global de lucha contra el poderoso enemigo común capitalista. ¿Qué forma organizativa podría aglutinar, ¿a los cocaleros bolivianos?, ¿los obreros de pie?, ¿a los sin tierra del brasil? y a los jirajaras venezolanos? ¿A la FARC? ELN? ¿Via campesina internacional? La permeabilizacion hacia estos sectores justifica procedimientos y toma de decisiones flexibles, mucha docilidad de trato y claridad de objetivos, para no encajonarlos a los intereses de Estado, si es que a la Quinta la van a integrar movimientos en el poder, que al final repita la mezquindad propia de los intereses grupales. La izquierda tiene pues semejante reto, y ante la luz del día queda una realidad contundente marcada por la globalización, el peso aplastante del capitalismo en su fase neoliberal y un renacimiento de la lucha por la liberación y el socialismo.

LA CRISIS DEL CAPITALISMO NEOLIBERAL.

Volvemos al reto de efectuar una discusión sobre la realidad de la crisis del capitalismo. ¿Crisis cíclicas o definitiva? ¿Puede auto renovarse el capitalismo como propone Stiglitz? ¿Será sólo formalismo y presión de la periferia la posición combativa de las colectividades preocupadas por el destino de la humanidad? ¿Qué indica el reventón de Walt Street del presente año? ¿Qué relación existe entre la asunción al poder de movimientos de izquierda en America latina y la crisis del capitalismo? ¿`Puede el socialismo retomar los senderos de la historia y volver a ser la alternativa para la humanidad? ¿Se enmarcan en la construcción del Socialismo las tesis de La Alba y la integración latinoamericana? ¿ASA? ¿UNASUR?.

Cuando Juan Pablo Segundo lo catalogó como salvaje muchos pensaron que no era más que protagonismo de un jerarca de otro poder mundial como la iglesia católica. Sin embargo en lo que lo convirtió en un revolucionario pragmático Carol Wojtyla asumió con claridad la crítica a un sistema que sacaba las garras y dientes más filosos contra los pueblos; desarrollaba su etapa neoliberal. Década de los Ochenta, consenso de Washington, las condiciones las habían creado los vencedores de la segunda guerra mundial cuando bajo el aplastante peso de los Estadios Unidos crearon la maquinaria de explotación y sometimiento de los pueblos más feroz de la historia. Un macabro sistema de dominio internacional integrado por: instituciones (FMI, BM, OMC), donde la toma de decisiones benefician al Estado corporativo y a la libre empresa como concepciones ortodoxas en lo económico con el dólar como moneda preponderante; una cultura global capitalista caracterizada por los tipos y esteriotipos, hábitos, y elementos que consolidan la cultura global afianzadora del consumismo, el individualismo, la propiedad y la alineación, y finalmente una maquinaria militar de corte imperialista con el ejercito norteamericano como punta de lanza, cuyas demostraciones en Irak, los Balcanes, y el golfo pérsico dejan poco margen de duda de su aplastante poder.

CAMINANDO POR AMERICA

En América el neoliberalismo tiene una historia particular. Partiendo del acuerdo de Quebec, los neoliberales pretendieron un acuerdo global para el continente que debía firmarse en 2005, sólo que la oposición de Chávez y el nacimiento del foro social mundial anuló tales pretensiones, y a la par se consolidó la alternativa Bolivariana para los pueblos de nuestra America que es en la realidad su antitesis. Los TLC significan libre movilidad de capitales, igualdad de tratamiento a las economías, imposición jurídica supranacional, privatizaciones a ultranzas, preponderancia de económico sobre lo social y explotación irracional de los recursos naturales. Esto ultimo es una de las facetas mas preocupantes de este contexto pues el recalentamiento global por la emisión de gases tóxicos a la atmosfera que comúnmente se llama efecto invernadero, esta produciendo ya, lo que los científicos asumían para décadas, consecuencias catastróficas como de derretimiento de los polos con sus secuelas de aumento de la masa de los mares y el dislocamiento del ciclo hidrológico.

Sin embargo es la crisis económica lo que precipita los acotecimuientos, la humanidad se esta moviendo, a diario protestas desde la elite hasta la periferia: desde Paris, pasando por Nueva York, hasta Tegucigalpa y caracas vastos sectores se manifiestan en contra de un estado de cosas insoportable, de un momento decisivo ante el cual la izquierda esta llamada a asumir posiciones inequívocas. Por todo lo cual en buena hora la Quinta Internacional Socialista es la alternativa para esta convulsionada y golpeaba humanidad.


UNIDAD, ORGANIZACIÓN Y CONCIENCIA REVOLUCIONARIA CONTRA EL IMPERIALISMO

CHAVEZ NUESTRO COMANDANTE


brauliojo72@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3142 veces.



Braulio Álvarez

Diputado y dirigente campesino


Visite el perfil de Braulio Álvarez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: