Los buceadores de cargos, lameplatos cachorros infiltrados de zorros adecos y vivaces comadrejas copeyanas

Esta fauna de recién graduados (ojo, no estoy criticando a los que buscan trabajo para buscarse el sustento diario; ni mucho menos a los nuevos profesionales honestos). Buscan consejos de viejos dirigentes cuarto republicanos para infiltrarse en las Alcaldías y Gobernaciones, Ministerios e Institutos Autónomos y hasta en las misiones. Lo primero que hicieron fue inscribirse en el PSUV como aspirantes, pero no participaron, ni participan en las actividades políticas de esa organización. Siempre he tenido la impresión que esta es una estrategia apuntalada por los viejos zorros adecos y las vivaces comadrejas copeyanas. Y ahora si están muy interesados en participar y en apoyar a aquellos precandidatos light que no tendrán escrúpulos para utilizarlos como promotores de votos y funcionarios electorales repartidores de bolsas de comida, canastillas, toallas y sabanas y alguna que otra calderilla (20 Bolívares fuertes). Los he oído despotricar contra el partido de Chávez y añorar al extinto MVR. Muchos de ellos fueron apadrinados por altos funcionarios, concejales, diputados, ministros etc., de esa organización difunta y que algunos que fungen como dirigentes del PSUV, se niegan a aceptarlo como partido. Antes de la aplicación del método de escogencia de precandidatos ideado por la Dirección Nacional y el comandante, gritaban a todo pulmón: ¿Para que el partido, si mi Regente gana sólo? ¡El MVR ganaba elecciones, este partido ya perdió una. El o la Burgomaestre no necesita del PSUV! pero parece que recularon y se dieron cuenta que por esa vía no llegaban a ninguna parte o simplemente se espichaban.

Como sus candidatos o cabecillas tienen los recursos para apoyar a directivos o figuras públicas; se dan el lujo de intervenir en otros municipios para imponerlos y controlarlos, no se sabe con que oscuros intereses --lo sospechamos --. Se han convertido estos recién llegados a la revolución en sendos teóricos e ideólogos, y se dan el lujo de dictar cátedra de ética y moral revolucionaria. Se nuclean porque se huelen parecidos y terminan apoyando las posiciones más reaccionarias. Adulan a quienes les interesa adular, son simplemente unos jalasbolas de los que ostentan el poder y apenas huelen que sus padrinos pueden perder o se van del poder, saltan la talanquera de manera impúdica. Se arrastran antes sus nuevos tutores y sabotean los programas y actividades de los gobiernos estadales y locales. En la campaña por la Reforma Constitucional jugaron al NO, y ahora se prestan para ir votar por todo aquello que huela a contrarevolución o reformismos. Son los organizadores o ejecutores (policías electorales) del “carreteo” de militantes y aspirantes para frenar a aquellos verdaderos líderes revolucionarios. Es la contra revolución infiltrada vestida de “rojo rojito” con franela, chaleco oficial, cachucha y consignas revolucionarias, aunque no tienen la menor idea de lo que significa el socialismo ni la revolución bolivariana. Para ellos el desarrollo y la producción socialista endógena es simplemente una locura del Presidente( Expresan en todas partes que Chávez habla mucho y nos tiene condenado a sus eternas cadenas, que si es muy agresivo, etc.).

Son egoístas, no practican la solidaridad con sus camaradas y no tienen el más mínimo sentido de justicia, principios revolucionarios, ni los valores del militante socialista. Muchos de ellos egresan de los Institutos y las Universidades privadas en donde le diseminan las ideas reaccionarias que irrigaran en sus sitios de trabajo. Rodean a los Alcaldes y Gobernadores para sembrar chismes, descalificaciones e intrigas contra aquellos compañeros que consideran verdaderos revolucionarios o funcionarios honestos. Me atrevería a jurar que su ídolo es el homenajeado y premiado Yon Goicochea y posiblemente su mayor ambición es imitarlo y parecerse a él. En fin, sufragaran en las elecciones para escoger los candidatos y ya sabemos por quien lo harán. Por sus patronos, sus jefecitos y en defensa de su estomago. Finalmente me permito citar a un aporreador, el amigo Román Gómez que cita a Luís Britto García, que a su vez acude a Lenin para decirnos: “No hay revolución sin partido revolucionario, “No hay partido revolucionario sin ideología revolucionaria”.

El aparato sin ideología es piñata ante la cual todos se arrodillan para recoger caramelos y se marchan al concluir la rebatiña”. También nos dice el profesor “ No hay partido revolucionario sin revolucionarios”. Yo agregaría que no hay revolución sin revolucionarios. Insistiré y lucharé por una campaña limpia de oportunistas ni tramposos. Creo en un proceso electoral con claras reglas de juego; pero el poco tiempo que disponen los candidatos conspira contra aquellos que no tienen poder ni dinero. Serie bueno en traer a nuestra memoria un texto del apóstol cubano José Julián Martí a 113 años de la caída en combate (José Martí murió el 19 de mayo de 1895 en la localidad oriental cubana de Dos Ríos, combatiendo contra la metrópoli española por la libertad de su país) “Cuando hay muchos hombres sin decoro, hay siempre otros que tienen en si el decoro de muchos hombres…. El sol quema con la misma luz con que calienta. El sol tiene manchas. Los desagradecidos no hablan más que de las manchas. Los agradecidos hablan de la luz.

Antojofel@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1508 veces.



Antonio Fernández Lunardi


Visite el perfil de Antonio Fernández Lunardi para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a57395.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO