La columna de Dante

No nos equivoquemos más

Ya nos lo decía nuestro Libertador Simón Bolívar: "¡Unidad, unidad, o la anarquía os devorará! Todos debéis trabajar por el bien inestimable de la unión". Y cuánta razón tenía, hoy en día la mayoría de los problemas que enfrentamos se deben precisamente a que estamos desunidos. ¡Ya basta! Si queremos solucionar de una vez por todas las dificultades que vivimos en Nueva Esparta tenemos que hacerlo unidos, organizados, sin mezquindades, pensando en un único fin: salir adelante, resolver y vencer las adversidades.

No existe otra salida. En medio de las sanciones, del bloqueo, las dificultades que vivimos con la salud, lo económico, lo educativo, la seguridad, el empleo, el turismo, los servicios, el transporte, lo productivo, la calidad de vida, todo, todo, todo podemos resolverlo trabajando en equipo, con la fuerza imparable que te dan tus seres queridos, tus vecinos o semejantes, todos los involucrados, con el apoyo y la motivación que te da saber que no estás solo, que estás avanzando en conjunto y que juntos van a batallar, accionar, obrar, trabajar y hacer lo necesario hasta alcanzar lo planteado. Esa es la única forma.

Y no me estoy refiriendo a la unidad de las fuerzas revolucionarias. Me refiero a la unidad de todo el pueblo, de todos los sectores. Solo unidos y organizados, como en familia, encontraremos y daremos soluciones a cada problema que nos aqueja. Ya basta de peleadera que lo que ha hecho es hacernos perder el tiempo y alegrar a nuestros enemigos externos que nos ven como tercermundistas. Por eso estamos insistiendo: Debemos sentarnos en un gran encuentro sectorial estadal, todos escuchando, proponiendo, debatiendo, solucionando, accionando.

Nosotros podemos convertirnos en un gran ejemplo para todos. Aprendamos de los países desarrollados que han salido adelante con patriotismo y unidad en la acción, cada quien asumiendo una responsabilidad con amor.

Nueva Esparta siempre estará por encima de los intereses particulares. Tenemos todo para salir de la crisis, solo nos falta la voluntad de avanzar unidos, con organización, con un plan de acciones concreto que nos permita aprovechar bien nuestras enormes potencialidades, que hoy están subutilizadas. Y para hacerlo debemos desprendernos de nuestros egos, dar nuestros brazos a torcer.

Yo reconozco que cuando fui protector actué en muchos casos como si fuera indolente, fui impulsivo, no fui empático. Aun cuando deseaba que todo mejorara y trabajamos, no tuvimos los resultados que queríamos, que era que la gente estuviera bien y feliz. Tuve comportamientos que no fueron adecuados como ser humano, como político y me arrepiento. He reflexionado y aprendido, por eso llego a estas conclusiones.

No tengo problemas en sentarme con el Gobernador, con todos los alcaldes, con todos los partidos y con toda la gente. Me importa más Nueva Esparta que la política partidista y que todos los intereses particulares que pueda tener. No importa quién lo dirija, importan los resultados, importa Nueva Esparta. Aquí nací, aquí vivo y aquí moriré. Deseo que nuestros hijos y nuestros nietos reciban un estado de bienestar, construido por el amor de todo un pueblo neoespartano que decidió unirse, organizarse y salir adelante.

No podemos hacer lo mismo y esperar resultados diferentes. Aprovechemos los problemas y las crisis para dar un salto en todo sentido. La mayor de las fuerzas yace en la unidad, que multiplica los resultados y reduce los esfuerzos, potencia las fortalezas y minimiza las debilidades. Vamos a unirnos y alcanzaremos logros extraordinarios. Podemos hacerlo. Vamos a hacerlo. ¿Quién se incluye? Un abrazo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2072 veces.



Dante Rivas


Visite el perfil de Dante Rivas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: