Toby y su entelequia ramirista

Toby Valderrama al que conozco solo por sus escritos (creo que una vez en Caracas, el amigo Manuel Vadell nos llevó a un conversatorio que al final se convirtió en monólogo, donde él era la atracción) ha sido un defensor a ultranzas de Rafael Ramírez. Creo que es plausible y hasta poco criticable la solidaridad, lealtad y el conservar la amistad en tiempos y situación en que el ahora ex-ministro y ex-embajador, se encuentra, no solo cuestionado por su quehacer político-gubernamental, sino también porque es procurado por la justicia terrenal bolivariana por estar incurso en manejos financieros ilícitos, con los recursos del estado. Pero, colocar a Rafael Ramírez como el "niño Jesús" inmaculado de la corruptela y la ineficiencia que hoy "gozamos" los venezolanos y deslindarlo de la actual crisis por ser hasta hace "muy poquito" una de sus mas conspicuas y activas fichas de este desmadre, coño no. Por otro lado, apostar por él como alternativa de la gobernabilidad y la paz nacional y rescate de lo que queda del proyecto socialista, es llevar esto a otra posición un tanto irreal y hasta irracional.

Recordemos que en tiempos del Comandante Chávez (ahora suena lejano) existía un grupo de pensadores, ideólogos, escritores y escribanos que pretendían generar el pensamiento político que supuestamente iba ha conformar la teoría de esta revolución. No existía ni madurismo, ni ramirismo, ni siquiera el chavismo; era tiempos del Socialismo del siglo 21 o Socialismo Bolivariano. Fue entonces en que toda esa pléyade de insignes teóricos de la izquierda empezó ha desperezarse del trasnocho improductivo o el sometimiento al que estuvieron confinados y les llegó el momento de desplegar su bagaje de ideologías y reflexiones, en aquello que se denominó el Proceso Bolivariano Revolucionario Socialista. En ese momento, cada uno buscó su espacio para que al comandante Chávez le llegara sus reflexiones y este las leyera en su programa dominical Aló Presidente o las comentara en uno de sus extendidos discursos. Época de bonanza petrolera post golpe de estado y sabotaje y donde Chávez le bajo dos a la presencia de las FANB como su "partido de gobierno confiable" y comprendió que debía darle mas espacio a la dialéctica socialista, como sustento político para llegar mas al pueblo.

Pero, sobrevivir como pensador de izquierda en un entorno presidencial donde se daban muchos codazos para quedar en "los primeros anillos" era difícil. Por eso, después de aquella magnifica actuación del "video escondido" que se hizo viral donde Rafael Ramírez dijo que PDVSA era roja rojita, el hombre se apoderó del primer anillo y el que estaba con el, le iba ir bien y el que no, pues, se quedaba fuera. Esta preeminencia del otrora zar petrolero generó un mecenazgo que acunó entre otros privilegiados a Toby y su entorno, un entorno de luminarias donde el quien es quien era de catálogo. Tiempos en que el comandante nos "recomendaba" leer un Grano de Maíz, que a veces nos sabía a arepa con quesito derretido y mantequilla y otras veces, a fororo sin azúcar, Pero lo hacíamos y aun lo hacemos. Considero a Toby un tipo que debemos leer, aunque ahora lo haga más con sus vísceras o sus emociones que con la sindéresis que amerita los actuales tiempos. También comprendo que escribir antes era más cómodo y había más espacio para generar el pensamiento político crítico, pero un tanto edulcorado, porque el gobierno era "amigo". Ahora, el gobierno es el adversario (ni siquiera la canalla de derecha) y hay que atacarlo y aunque entre tantas torpezas, "cometa" un acierto hacia el pueblo, este acierto no hay que reconocérselo.

Hoy, la situación no es la misma. Se han acuñado diferentes epítetos clasificatorios para describir la variopinta fauna en que el chavismo nada ideológico, se ha fragmentado: maduristas, ramiristas, diosdadodistas, rodriguistas, elalsaimistas y paremos de contar. Es complicado para los mandos bajos y medios acatar líneas, porque no saben a quien darles su lealtad o no saben a quien "traiciona". El denominado legado de Chávez lo han convertido en los "ojitos" de una franela, en una estampita, en videos cortados con precisión quirúrgica y hasta en un santuario de peregrinación. Chávez es ahora una metáfora espiritual, lo han deshumanizado y lo ensalzaron junto a José Gregorio, María Lionza, el Negro Primero, Guaicaipuro, mitificándolo, con celebraciones simbólicas recicladas anualmente, no para recordarlo, sino para decirle al pueblo emocionado, somos chavistas, aunque no nos parezcamos.

Así que apreciado Toby, aunque te esfuerces en maquillarlo, Rafael Ramírez (que hoy tiene amnesia selectiva plasmada en sus largos escritos) es parte muy, pero muy importante de lo que tu, yo y muchos de los que escribimos (o creemos hacerlo) nos deberíamos apartar, porque este personaje es coparticipe de lo que hoy día sufre el pueblo venezolano. Decir reiteradamente lo contrario sobre Rafael Ramírez, escribir crónicas sobre supuestas tramas o conspiraciones hacia él, encumbrarlo como la mejor alternativa de seguridad para nuestra nación o nombrarlo de manera reiterada para cincelar su nombre en la psiquis del soberano, no será una ficción que se convierta en verdad. En todo caso puedo estar equivocado como tu lo puedes estar, pero a mi no me ata un vinculo solidario hacia alguien que me dispensó mas que su amistad, porque pertenezco o soy parte de esa "millonada" de venezolanos sin privilegios dados, que sobreviven, que subsisten, que nos levantamos con preocupaciones y nos acostamos con mas preocupaciones de las que teníamos al amanecer, ya que por individuos como Rafael Ramírez al que se les confío gran parte del patrimonio de la nación, dilapidó la riqueza de todos nosotros para tener vivir su materialista y egoísta vida de privilegios con privilegiados. A este pueblo ahora no se le puede echar chistes, porque ya sabe de cuentos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1065 veces.



Carlos Contreras


Visite el perfil de Carlos Contreras para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Carlos Contreras

Carlos Contreras

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a268391.htmlCd0NV CAC = Y co = US