Por esto, me resteo con Maduro ¡hasta la muerte!

Y ahora pretenden que el presidente de la paz, Nicolás Maduro Moros, saque todas las soluciones a esta crisis económica, política y social que nos agobia, como un mago conejos del sombrero. Que poca memoria la que tienen algunos...

Dicen, Maduro ganó de nuevo las elecciones, pidió una Asamblea Nacional Constituyente y se la dieron, cuenta con las gobernaciones, las alcaldías, los poderes públicos, las instituciones, todo, todo, a su favor, y hasta ahí cualquiera podría decir: la gente tiene razón, por lo menos, la que se queja.

Solo que sería injusto no recordar que esta es una crisis inducida por unos opositores hampones, que resultaron ser unos bates quebrados en la política de altura, pero tremendos jonroneros en el juego del crimen, del terrorismo, en infligir un daño terrible al pueblo, tal como lo han hecho. ¿O lo van a negar? ¿Quiénes mantienen el golpe de estado? ¿Quiénes iniciaron las guarimbas? ¿Quiénes comenzaron el terrorismo? ¿Quiénes les prendieron fuego a seres humanos inocentes? ¿Quiénes colocaron guayas en las vías, para que se degollaran los motorizados? Algo atroz, inhumano, de mentes diabólicas.

¿Quiénes atentaron en contra de algo tan sagrado como nuestros niños? ¿Quiénes trancaron las vías? ¿Quiénes llamaron a los hijos de los demás, para que fueran carne de cañón en las marchas? ¿Quiénes les daban licor y droga a los muchachos, para que se incorporaran a las manifestaciones y desataran la anarquía? ¿Quiénes les ofrecían dinero a los jóvenes, para que provocaran los disturbios? Hagamos memoria. Pongamos a trabajar la mente. Estas monstruosidades no se pueden olvidar.

¿Quiénes destrozaron las áreas verdes y gran parte de la infraestructura nacional? ¿Quiénes recibían dinero de los gringos, con el fin de mantener viva la violencia? ¿Quiénes han pretendido paralizar el país con marchas y protestas? ¿Quiénes patean el diálogo cada vez que lo propone Nicolás Maduro? ¿Quiénes organizaron la guerra económica?

¡Por Dios! Esos apátridas resentidos, en combinación con los comerciantes y empresarios que estaban y están detrás el golpe de estado, generaron un desabastecimiento que desencadenó en un contrabando de extracción que, a su vez, derivó en este terrible “bachaqueo”, esta especie de cáncer social que hizo metástasis, algo espantoso e incontrolable. ¿Quién inventó Dólar Today, ese dólar paralelo que sirve de excusa para mantener una brutal escalada de precios hacia arriba, e intentar doblegar a la gente por falta de alimentos y medicamentos? ¿Quiénes son los responsables de esa inducida y astronómica inflación? ¡Vamos!, pongamos a trabajar la mente, eso sí, con sensatez.

¿Quiénes originan la actual distorsión cambiaria? ¿Quiénes acabaron con el poder adquisitivo de los venezolanos? ¿Quiénes bloquean la entrada de alimentos y medicinas al país? ¿Quiénes ocasionaron una baja de los precios del petróleo, para debilitar la economía? ¿Quiénes son los acaparadores? ¿Quién casi no produce alimentos, pero si mucha, muchísima, demasiada cerveza? No podemos ser tan ciegos, señor lector, señora lectora, reflexionemos con honestidad.

¿Quiénes llevan a cabo una guerra mediática nacional e internacional intentando desacreditar la Patria de Bolívar en el exterior? ¿Quiénes utilizan los medios de comunicación, con el malvado propósito de dañar la psiquis del venezolano, desesperarlo, acorralarlo, desequilibrarlo? ¿Cuáles son los medios que se prestan al golpe mediático en contra del Gobierno bolivariano? ¿Quiénes son sus propietarios? A usted que me lee, le pido que medite, esto está a la vista de Venezuela y del mundo. Y lo ve todo el que quiera y toda la que quiera.

¿Quiénes están apoderados de nidos de alacranes como la OEA, el Grupo de Lima, la Unión Europea, que solo tienen entre sus objetivos aislar a Venezuela en el exterior, para asfixiar su economía? Hagamos memoria. ¿Nos vamos a olvidar de toda esta barbarie de la noche a la mañana? No puede ser. ¿Hasta cuándo Maduro? ¿Hasta cuándo el máximo líder del proceso revolucionario es el responsable de cada uno los males de este país?! Sé que la situación es sumamente difícil, pero seamos honestos, sinceros con nosotros mismos.

Desde que Chávez asumió el poder, los apátridas dijeron que su proyecto socialista era un modelo fracasado, pero desde ese preciso momento comenzaron a torpedearlo con paros, desabastecimientos, cualquier vil maniobra, no le dejaron vida hasta lograr el golpe de estado del 11 de Abril de 2002. La gente trajo de nuevo a Chávez al poder, y los conspiradores siguieron el plan desestabilizador. Y no dijeron por qué. Si el sistema de El Gigante era un sistema fracasado, déjenlo que fracase, por qué tanto miedo, tanto apuro, tanto empeño…Déjenlo que se caiga solo. ¿O no? ¿Vale la pena tanto sacrificio, tanto esfuerzo, tanta sangre derramada por algo que va indetenible al fondo de la fosa? Creo que no.

Desaparecido Chávez, llegó Maduro, y en vez de dejar que, por fin, se cayera solo ese modelo que no servía tal cual ellos lo pronosticaban, esos mismos vende patria lo que hicieron fue empecinarse más en el golpe, cuadruplicaron y quintuplicaron sus acciones, una cuestión incomprensible. Que se caiga ¡y punto! ¿Por qué no dejan que se caiga por sus propias fragilidades y errores en vez de continuar la violencia en detrimento del pueblo? !Que va! No lo dejan. Siguen la aventura conspiradora.

Al combate de ese modelo fracasado se sumó inicialmente en lo personal Barack Obama, después siguió el psicópata y demente Donald Trump, quien con sus serviles en Venezuela y el exterior, continuó la confabulación. La gente más poderosa del planeta ocupándose de un modelo infuncional que, por lo que ellos aseguran, se les desmorona en su patio trasero.  Esperen y barran las ruinas, ¡más nada! ¿Por qué la insistencia en echarlo abajo si supuestamente eso se va al piso con un simple soplido?

¿Por qué gastar tantos dólares en hacer hundir un sistema económico que se puede hundir sin la ayuda de nadie? ¿Por qué esos itinerarios por el mundo buscando que se sumen más países en contra de Venezuela? ¿Por qué esa presión de los gringos en contra de sus gobiernos lacayos, para que arrecien el bloqueo a la Patria de Bolívar? Llama la atención que no haya manera de hacer que lo dejen quieto, que dejen que ese modelo quebradizo se rompa sin necesidad de tocarlo.

¿No nos percatamos de esta situación? Los gringos mirando hacia abajo y encima de eso preocupados por un sistema político y económico que es una ruina, una cosa infuncional que, de acuerdo con ellos y la oposición en pleno, se está yendo por un precipicio sin necesidad de que lo empujen… 

¡Mentiras! ¡Puras mentiras! Todo es una farsa de esos degenerados, lo que ocurre es que el proyecto de Chávez que ahora sigue Maduro, despojó de sus intereses a los capitalistas parasitarios que se habían adueñado del país, saqueándole impunemente las riquezas en complicidad con los gringos colonialistas. Y se entronizó en las mayorías. De esa manera, les quitaron el chorro de billete y no hay forma de que lo recuperen. Y esas ansias de dinero y poder volvió loco a los terroristas.

Chávez y Maduro se abrazaron a los más necesitados, les dieron protagonismo, educación, viviendas, los incluyeron, los tomaron en cuenta como seres humanos iguales a los demás, blindaron el proceso de pueblo y eso lo hizo indestructible con todo y que los mal nacidos de la oposición, metidos hasta el cuello en las acciones golpistas, pidieron al imperio más depredador del mundo las sanciones económicas y financieras que actualmente impactan de forma devastadora en el estómago y la salud de la población. Eso hay que decirlo, recordarlo. Nosotros somos de memoria corta, pero tampoco tanto.

Ahora, ¿dónde están esos opositores violentos que provocaron ese desastre? ¿Qué hacen? Ni siquiera dan la cara, la gente ni los menciona, pero resulta que algunas personas aprovechan las redes sociales, los medios de comunicación en general, exigiendo a Maduro que resuelva todo ese desorden, como si nuestro Presidente obrero tuviera la barita mágica de Harry Potter. Y los golpistas tranquilos y sin nervios. Pareciera que no hubiesen hecho nada.

Encima de tal situación -y esto también hay que decirlo- a Nicolás Maduro le tocó enfrentar una buena cantidad de corruptos que se enquistaron en las instituciones del Estado, esperanzados en que lo derrocaran, para poder disfrutar a sus anchas de todo lo que se habían robado. Y esos delincuentes, igual que la oposición más asesina y ladrona, han ocasionado un desastre descomunal.

Sin embargo, Maduro no se rinde, va hacia adelante, debemos reconocer que tenemos un Presidente, que si de verdad ha demostrado ser un hombre del tamaño del compromiso que se le presente. Entre más lo atacan, más avanza y con mayor fuerza. La oposición empecinada en arrodillar al pueblo y él empecinado en llevarle medicinas, comida, viviendas, mediante bonos, los Clap, incrementos de sueldos y salarios. Cualquier misión, medida, que le permita favorecer, sobre todo, a los más necesitados.

Ahhh… nada de eso alcanza, es verdad, pero, ¿qué le pedimos a Maduro, que abandone a los más desamparados, que decline la lucha y se vaya a dormir? ¿Nos rendimos nosotros también? ¿O batallamos a su lado en contra de esta oposición criminal? ¿Hacemos lo que esos bandidos quieren, que se someta junto al pueblo revolucionario al asesino Donald Trump? ¡Jamás! Lo que soy yo, me anoto con el Presidente obrero.

Mejor dicho: con Maduro me resteo ¡hasta la muerte! Con Maduro y todo aquel funcionario de Gobierno que lo acompañe de corazón, que sienta la revolución en el alma; me resteo con ese pueblo revolucionario que, de verdad, siente correr el proyecto chavista a torrente por la sangre.

Quiéranlo o no algunos, deben admitir si son honestos -porque además es así-, que el presidente Maduro es el único que busca soluciones reales a la crisis; cuando no él, la vicepresidenta Delcy Eloina Rodríguez, el canciller Jorge Arreaza o cualquier otro funcionario del alto Gobierno, anda por el mundo trabajando en pro de la patria, del pueblo; la razón de ser de este indeclinable proceso revolucionario.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 9037 veces.



Gian Carlo Di Martino

Politólogo, profesor, abogado. Ex-Alcalde de Maracaibo. Cónsul de Venezuela en Milán - Italia.

 giancarlodimartino2017@gmail.com

Visite el perfil de Gian Carlo Di Martino para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Gian Carlo Di Martino

Gian Carlo Di Martino

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a266927.htmlCd0NV CAC = Y co = US