El arado y el mar

A los dirigentes chavistas: oigan a José Vicente

José Vicente tiene su propio estilo, su particular textura, no es hombre de estridencia, opina con elegancia, sin perder agudeza, filo. No es un oportunista, tiene otra calidad, pero sobre todo es un valiente demostrado en la época cuando se rajaban los cántaros sin ir a la fuente. Los revolucionarios tienen mucho que agradecer a su valentía en la defensa de los derechos humanos, le deben respeto.

Más allá de las diferencias ideológicas que se tengan con JVR, siempre hay que oírlo, atender sus opiniones, lo que dice tiene fundamento, no padece de incontinencia verbal. El domingo 19 de noviembre en su programa habló de los precios y de la forma de hacer política. Leamos la versión de la prensa:

"El ejercicio de la política no puede estar referido a lo banal, a la maniobra artera o a la manipulación rastrera de las ideas. Todo lo contrario, tiene que ser una actividad destinada a preservar los principios, a resguardar valores, a impedir que los antivalores que acechan a la sociedad asuman la conducción y la orientación del conglomerado social" 

¿Cuál era el destino de este mensaje, cómo saberlo? José Vicente entiende que los actores principales de la política son, es obvio, el gobierno y la oposición; si a ellos se refería, tiene razón. La política entre nosotros se ha degradado, él nos alerta con el dolor de quien tiene más de medio siglo respetando a la política. “Maniobra artera, manipulación rastrera de las ideas”: cuando la política llega a estos niveles se deben prender las alarmas, nada bueno vaticina esta situación. 

Pero José Vicente no se queda allí, más adelante dice. Leamos la prensa:

"Insoportable el costo de vida, imposible callar ante el fenómeno que azota a todo el pueblo por igual, sin excepción, sin distingo social y político, los venezolanos estamos contra la pared". 

Aquí las palabras adquieren carácter de urgencia, es una alerta dramática, desesperada: hay una situación de emergencia extrema. Cuando un pueblo está acorralado contra la pared, la reacción es imprevisible, y si ese pueblo padece una política artera y rastrera se deben tomar medidas con desespero, apremio. Y cuando los dos bandos principales de la política se reúnen en Santo Domingo, con la parsimonia de quien reparte un botín que está asegurado, entonces las alarmas deben estallar.

¿Qué esperan los factores sanos del país, los militares, los chavistas honestos, los dirigentes lúcidos, los hombres de buena voluntad para tomar medidas? Es que van a esperar a qué, ¿a unas elecciones que no resuelven la situación?; al contrario, la agravan. ¿Es que van a esperar que todo se derrumbe para oír el llamado, esperarán a recoger los muertos?

Vayan dirigentes y salven la Patria, hoy reclama la acción, la historia no perdonará a los dirigentes chavistas, a los que el Comandante les dio su confianza y ahora callan en nombre de una falsa lealtad. Los chavistas le deben lealtad es a Chávez, es a la Patria Socialista. Su divisa debe ser ¡Patria Socialista o Muerte! ¡Horror al capitalismo!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2892 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Toby Valderrama Antonio Aponte

Toby Valderrama Antonio Aponte

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ideologia/a255531.htmlCd0NV CAC = Y co = US