Reflexiones en Positivo

Pánico ante las tres R

No hay nada que le pueda causar más temor a los que se nombran dirigentes dentro del chavismo que las tres r ya que esa revisión bien echa pueden poner a muchos al descubierto. Si algunos de esos dirigentes, de aquellos que ocupan cargos de gobierno o que son contratistas con el gobierno, temen a la capacitan del pueblo parea que no los vayan a revisar y rectificar ya que algunos de ellos no aguantan una auditoría bien hecha. Por eso aún vemos que algunos de ellos solo se ocupan del pueblo cuando lo necesitan y requieren que hagan bulto para decirle a los dirigentes de posiciones más altas que ellos tienen poder de convocatoria y que merecen las nominaciones a cargos, pero una vez pasados los eventos se vuelven a olvidar del pueblo.

En muchas ocasiones pareciera que el poeta español le dedicó sus versos a los políticos venezolanos que aún no superan la mentalidad cuarto republicana, esa mentalidad que debe ser revisada, rectificada y modificada, aquella que interpretó Joan Manuel Serrat, la fiesta, “se encuentran el rico y el pobre, el prohombre y el gusano, y juntos bailan y se dan la mano” pero cuando llega el día y se termina la fiesta: “vuelve al rico a su riqueza, vuelve el pobre a su pobreza”…

Y a pesar de la insistencia del líder que no puede estar en todas partes ya que es un hombre y no un dios, sus voceros hacen y dicen lo que les da la gana y los guiados siguen siendo representados y no hay voceros, solo hay pueblo y representantes. Por ello una ideologización profunda no puede ser adelantada, solo paños calientes y como dice el dicho, pan y circo, pero nada de cambios, seguimos igual que siempre y se acabó la fiesta, vuelve el pueblo a su pobreza y el líder a su riqueza, o me equivoqué vuelve la base a lavase y el líder a jefe.

Aquí hace falta mucha ideología, pero no lo llevaran adelante algunos de los actuales líderes porque ponen en riesgo sus cargos políticos, son muchos los que no se actualizan y siguen con las prácticas cuarto republicanas eso si repotenciadas. En estos días alguien me comentaba de un caso de asfaltado que no aguantaba el paso del tiempo y de los vehículos, y comentaba que el director de la alcaldía le reclamaba la baja calidad del asfaltado y la respuesta que le dio fue “¿cómo quieres calidad si me quitaron el 20% por el contrato, el 5% por fiscalización, el 10% para que salga el pago, y los precios deben estar adecuados a ciertas condiciones? ¿De dónde salen esos pagos que hay que hacer por fuera del trabajo si no es de la calidad?

Lo cual imagino que es recurrente en muchas localidades aunque quien esté al frente del negocio se haga llamar revolucionario o no. Hay algunos personajes que su fortuna antes y después de desempeñarse en un cargo no tienen comparación posible, y que no soportaría una auditoría ni una buena contraloría, pero quién se la haría.

siglea@cantv.net

 lealsig@yahoo.com 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1965 veces.



Sigfredo Leal Levy


Visite el perfil de Sigfredo Leal Levy para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad