El deseo de la oposición y la flojera de Corpoelec-Anzoátegui

No puedo asegurar si el deseo que tienen algunos y algunas antichavistas de hacer desaparecer las lluvias en todo el país es un “sentimiento” generalizado, o por el contrario, es un “sentimiento” que se aloja en el corazón de muy pocos antichavistas radicales. Lo que si puedo asegurar como una verdad absoluta, es que conozco personas, cuya preocupación está centrada en ligar una situación para el país en la cual no exista ninguna probabilidad de un aguacerito. Así, el final de Chávez está muy cerca. Las mentes y corazones de estas personas conocidas están comprometidas en esa especie de liga para que Venezuela se convierta en un zona desértica.

Sé también que estas personas son exactamente como yo: Limpio. En consecuencia no tienen fortuna ni una propiedad en Miami para irse a esperar que Chávez se vaya y vuelvan las lluvias a Venezuela. En todo caso, puede “medio entenderse” que estas personas tengan estos “sentimientos” tan lleno de humildad y solidaridad con “su país” y con el resto de los venezolanos que no tenemos la opción de irnos a Miami a esperar que Chávez se vaya y vengan las lluvias. Sostengo que esto puede “medio entenderse”, porque cosas parecidas (y peores) a este “sentimiento” hemos visto en todos estos once años. Hay todo un paquete de deseos por parte de gente que vive bien y que le ha ido de lo lindo con este proceso, pero ligan y sueñan con guerra, una invasión, sequías, hambre, epidemias, apagones y que el Caroní quede sin una gota de agua.

Lo que no tiene ninguna manera de entenderse, es el empeño de CORPOELEC, gerencia Barcelona, en mantener muchos sectores de este municipio con el sistema de alumbrado público en pleno funcionamiento y con un sol nada de radiante, sino arrecho. Ayer, tuve que ir desde el centro de Barcelona hasta una de las comunidades más extensa y poblada de este Municipio y pude ver, como el sistema de alumbrado público (que a lo mejor no funciona de noche), estaba activo y en medio de un sol arrecho.

Al observar tamaño desconcierto entre los lineamientos que ofrece el gobierno, la recomendación que siempre da Chávez (apaguen los bombillos) y la realidad, me dije: está vaina debe ser la excepción de la regla y se produce porque el responsable de bajar ese “suiche”, se le olvidó el detalle (muy simple) que los Tronconales (así se llama la comunidad) es una zona inmensa y con un alumbrado publico igualmente inmenso. No es la excepción; el alumbrado publico por general funciona de día y de noche está en reposo.

Me dijeron después que posiblemente el sindicato de CORPOELEC-Anzoátegui en un reducto de adecos y estaban actuando en el sentido de hacer realidad el colapso eléctrico y para ello, era necesario (y lógico además) no ahorrar, sino derrochar energía a granel. En verdad no puedo dar como verdad esta conclusión porque ignoro el poder y capacidad del sindicato para realizar esta operación.

Sin embargo, así como puedo asegurar que conozco personas que están ligando a que no llueva y que el Caroní quede sin una gota de agua para que se produzca el caos, tengo la casi seguridad que la gerencia de CORPOLEC-Anzoátegui y especialmente en Barcelona, tienen una soberana flojera revolucionaria o están “encompinchados” o en red con las personas cuyas vidas giran en la animación de ese hermoso y humano sentimiento de ligar que el Caroní se seque, nos venga un terremoto de 8.6 y seguidamente se produzca una invasión para que Chávez pueda irse.

evaristomarcano@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1514 veces.



Evaristo Marcano Marín


Visite el perfil de Evaristo Marcano Marín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Evaristo Marcano Marín

Evaristo Marcano Marín

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /energia/a94999.htmlCd0NV CAC = Y co = US