Irán a un paso de la guerra

Con Irán Venezuela tendrá una deuda histórica por ese gesto que lo enaltece de poner a nuestra disposición cinco buques, que otros países se negaban por temor a las sanciones. Cuatro de ellos contienen gasolina y los otros insumos químicos catalizadores para la producción de gasolina, a sabiendas de las reiteradas amenazas de Trump que ha enviado al mar Caribe a cuatro buques de guerra dispuestos a interrumpir su llegada a las costas venezolanas, que sería considerada como un acto de piratería marítima. Aquel adagio que dice …"Cuando veas las bardas de tu vecino arder pon las tuyas en remojo". No se cumple con el hermano pueblo de Irán; porque aun bajo las amenazas gringas, no se amilana y continua adelante. Todo por culpa e Chávez que le envio gasolina a ese país en un momento de crisis, cuando era presidente Mahmound Ahmadinejad; pasando por encima de un bloqueo, que en este caso le tenia EEUU a Iran. Hoy ante este hecho de solidaridad que engrandecía a Chávez, vamos a recibir los beneficios de la siembra que en su momento sembró.

Las relaciones diplomáticas de Iran y EEUU siempre han estado salpicadas por el conflicto, la hostilidad y las amenazas; aunque en momentos cuando adquiere cierto grado de intensidad se han disparado las alarmas, previendo un posible enfrentamiento bélico que no ha llegado a concretarse. EEUU siempre ha esgrimido los mismos argumentos, que ha utilizado contra nuestro país, como aquel que Iran es un "Estado que patrocina el terrorismo". Bush tildo en una oportunidad a Iran y a otros países "como ejes del mal". Luego vendrían las presiones ante la iniciativa de Teherán de sacar adelante las investigaciones nucleares; que fueron suspendidas para aliviar las tensiones entre los dos países. En el 2019 acusa al Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica como una "organización terrorista"; pero se vuelven a prender las alarmas con el asesinato a comienzos del 2020 del general Oasem Saleiman, un prestigioso militar del ejército iraní; mientras que se encontraba en Irak mediante un bombardeo autorizado por el mismísimo Trump. Vendría luego las respuesta del gobierno de Iran que obligo a EEUU sacar de Irak a algunos combatientes a su servicio.

Recordemos que durante los gobiernos de Chávez y de Admadinejad en Iran, fueron gobiernos de mucho acercamiento y empatía. Se llevaron a cabo interesantes convenio binacionales desde el punto de vita agrícola, industrial, tecnológico. En el estado Bolívar puso en funcionamiento la fabrica ensambladora de tractores VENIRAN TRACTOR. En Minerven recibió una concesión de oro. Se construyo una fábrica de cementos en el estado Monagas. Un convenio petrolero entre PDVSA con la empresa PetroPars y finalmente una ensambladora de vehículos VERIAUTO INDUSTRIAL C.A, en Aragua. Por otro lado Irán utiliza el uranio que tenemos reservas probadas, que requiere a granel para su desarrollo en el campo de la energía nuclear. Hay que tomar en cuenta que Iran se encamina hacia una economía autosustentable con significativos avances en diferentes campos de las ciencias y la tecnología y que ha marcado distancia de dependencia con otros países; situación esta que no ha pasado con nosotros. La OPEP, de la cual los dos países son miembros, durante el gobierno de Chávez se llevaron a cabo contactos y acuerdos que permitieron el establecimiento de precios y volúmenes acordes con el negocio petrolero.

Irán y Venezuela tienen a un enemigo en común en cuanto a bloqueos y sanciones; como es al gobierno de los EEUU y aun asi contra viento y marea continua su ruta hacia Venezuela a pesar de las amenazas de un rabioso Trump que no da su brazo a torcer para impedir la llegada de los buques a nuestras costas, de cristalizarse esta acción estaríamos en presencia de un acto de piratería marítima, que violaría normas y tratados internacionales En respuesta vendría el cierre del Estrecho de Ormuz, que impediría el paso de buques petroleros de los EEUU y sus aliados provocando el desencadenamiento de otra guerra en el Golfo Pérsico.

Desde este escrito vaya mis parabienes al hermano pueblo Iraní y a su gobierno que en estas horas aciagas salen en auxilio de nuestra patria a contrariar al todopoderoso imperio del norte que se creen los dueños del mundo. Vaya nuestra condena para aquellos países que Chávez les tendió la mano en momentos difíciles y hoy ante estas provocaciones y acosos no se han pronunciado; prefieren continuar siendo el patio trasero de los gringos. Mientras tanto nuestras FANB, preparan un recibimiento a los buques iraníes, al entrar a nuestras aguas jurisdiccionales, desde serán escoltados por aviones, naves y buques de nuestra armada.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1497 veces.



Luís Roa

Licenciado en Administración de Empresas (ULA). Luchador social. Jubilado de CVG Alcasa

 Luisroa519@gmail.com

Visite el perfil de Luís Roa para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: