Educación, salud y alimentación en tiempos de revolución

Como podemos negar que los grandes cambios históricos de transformación social, cultural, económico y político de la patria grande de Bolívar.

Es increíble ver, a estas alturas un grupo lleno de odio, desamor por su tierra y mucho odio hacia esos cambios tracé dentales gracias a el actual gobierno venezolano que a influido en esa lucha por la igualdad de los pueblos de América y mas allá.

Como negar que en el año 1998 teníamos un nivel de vida patético, sin esperanzas de tener un sistema de salud que sintiera esa gran necesidad de atención humana y verdadera, como ver la gente muriendo de hambre, como negar los niveles altos de mortalidad infantil, como negar la miseria espiritual que nos dio esa rancia democracia machista y déspota por 40 años.

Yo soy nacido y criado en un mundo capitalista/consumista donde los sueños de ser bachiller, comer bien y tener un techo era algo que jamás llegaría a mi vida.

Hoy con alma y corazón, con un nivel alto de conciencia, aceptando culpas y logros, puedo decir que Dios existe, que si puedes luchar y creer en algo, que te puedes caer en un abismo sin fondo, pero que siempre hay una luz buscando aclarar la oscuridad de tus pasos.

Todo eso se lo debemos a esa circunstancia, a ese ser que tuvo el valor de alzar su voz, su fusil, y ese amor por su pueblo llevo hasta hoy, las llamas de pasión por la historia que nos negaron por miedo a la evolución y temple de un pueblo organizado lleno de sabiduría y porvenir.

Hoy queridos camaradas, tenemos un sistema de salud, que al principio fue paralelo al tradicional, pero que ya siembra los cimientos y crece cada día mas gracias al pueblo hermano de Cuba, tenemos tierra, producción, buenos salarios, y convicción hacia la transformación de la propiedad social.

Hoy contamos con una ley de educación acorde a la realidad, se revindico la sangre y valor de aquellos que lucharon por una educación de iguales con los mismos derechos.

Nuestros hijos tienen ese hermoso programa de alimentación escolar que llena de alegría y energías a niños y niñas, adolescentes, maestros, obreros.

Ahora bien, debemos hacer cumplir la teoría con la praxis, en cada rincón del país, y seguir dando de que hablar, es posible la liberación, la autodeterminación de los pueblos, gracias a esas ganas de seguir los pasos de nuestros mártires.

Que viva la devolución Bolivariana.

Que viva Chávez y todos aquellos que siguen dando todo por los cambios a una vida de iguales.

(*) Militante del PSUV
Desde la habana Cuba
rufinazam@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1997 veces.



John Duarte (*)


Visite el perfil de John Duarte Zambrano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a84746.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO