El reseteo, centrífugas e incertidumbre económica

Aplicar un reseteo a la economía, como quien en la cotidianidad tiene un computador que se cuelga o detiene sus funciones. Un equipo con una falla de fondo, falla de disco, problema en el sistema operativo, bien sea por agotamiento del software o del hardware, por obsolescencia o porque el equipo adquirió un virus que afecta integralmente su funcionamiento o la llamada guerra económica.

En la economía venezolana, todas las causas del reinicio económico y la reconversión yacen en todo tipo de fallas estructurales y sobrevenidas que ralentizaron el funcionamiento del aparato económico llegando a un punto cercano al colapso. El rentismo, la coyuntura, la guerra y el bloqueo son componentes medulares.

No obstante, reiniciar un computador no implica resolver a fondo las causas de la falla integral. Quien opte por reiniciar una computadora aspira apenas a encender nuevamente el aparato para ganar tiempo, continuar coyunturalmente en una tarea y posteriormente ocuparse de revisar las razones de la falla para atenderlas tres meses de de reseteo y sedimentación .desde el 20 de noviembre se cumplieron tres meses de haberse puesto en marcha la medida de la reconversión de la moneda propuesta por el gobierno nacional ,vuelve a su sitio de origen. No se trata simplemente de quitarle ceros al bolívar, sino quitárselos a la hiperinflación."el componente más importante de una reconversión es que el dinero no pierda su capacidad de compra, la política inflacionaria, si se logra controlar o disminuir la inflación, en este caso la hiperinflación, por supuesto, su cono monetario va a durar mucho tiempo".

En Venezuela, el principio de reconversión económica integral decretada por el presidente Nicolás Maduro, dado el conjunto de medidas y su simultaneidad y conexión, es equivalente a atender la falla de un computador primeramente respaldando para conservar lo que se desea conservar. Luego, sustituyendo el disco duro, el sistema operativo y por último colocando un antivirus. El reinicio y reconversión de la economía venezolana apenas ha tocado el primer botón, y el computador ya está con sus piezas expuestas

La fuerzas centrífugas e incertidumbre del actual modelo económico requiere actuar con mucha sensatez. Si no se reducen las presiones sociales y política su viabilidad podría estar en peligro. Se requiere fortalecer lo positivo y corregir lo negativo a través de nuevas reglas y una mejor regulación. Parte del futuro está en nuestras manos . El reseteo a la economía es el gran telón de fondo que marca las decisiones de los economistas, en el momento de realizar los augurios que se les reclaman. Éstos pueden ser adornados con jergas especiales, con una fraseología de conceptos abstractos –pero huecos– que hacen oscuro el mensaje, pero que muchas veces reconfortan a quienes escuchan, básicamente, porque no lo entienden. Rebajar la soberbia de la economía es un camino que se entrecruza con otras disciplinas sociales, de las que se aprende, con las que se colabora, en las que se encuentran explicaciones no mecánicas y resolutivas. E igualmente en esa encrucijada los encuentros con los científicos experimentales deviene esencial para el economista: biólogos, físicos, químicos, matemáticos, ingenieros, constituyen aliados firmes que enriquecen las explicaciones económicas, en un universo holístico. No hacemos leyes en economía, aunque algunos de los conceptos que manejamos tengan ese nombre. No las podemos hacer, porque el comportamiento humano no es lineal ni previsible, ni las informaciones son simétricas, ni los mercados son eficientes, ni existen puntos tangibles de equilibrio que regulen de forma "justa" las negociaciones económicas.. El economista se enfrentará a la incertidumbre con una nueva visión en la que las explicaciones no sean reduccionistas. Si, ante algo que desconocemos, se invoca a la tecnología como mantra que resolverá la cuestión incierta, la realidad que infiere este sistema complejo que es el hombre en comunidad impone la cooperación efectiva con otras ciencias y la visión humilde de que un mayor compendio de conocimientos y técnicas, procedentes de distintos campos, va a ofrecer respuestas más razonables y podremos resolver la crisis de la actual coyuntura económica.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 643 veces.



Antonio J. Rodríguez L.


Visite el perfil de Antonio J. Rodríguez L. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /economia/a272935.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO