Carta dirigida a Tarek William Saab

Quisiera realmente hablarle al exgobernador que conocí personalmente en los últimos días de su administración, el mismo con quien hablamos allá en la pequeña cancha de futbol iluminada del Complejo Polideportivo en compañía de su esposa. Con el que igualmente compartimos la cena en la inauguración del comedor popular en Boyacá Tercero de Barcelona, donde asististe en compañía de tu hermano Douglas.

Al escribir estas líneas estoy seguro de comunicarme con el hombre que luchó por la defensa de los derechos humanos en sus tiempos de dirigente universitario, así me lo manifestó un día Agustín Blanco Muñoz, y posteriormente en medio de sus actividades políticas. Seguro estoy que no has perdido esa sensibilidad humana que desaparece en algunos funcionarios

Quien más que tú para saber de la vida de la ciudad de El Tigre, tú que lo vivistas y disfrutaste a plenitud, contando con un padre que todavía goza del aprecio de la población por la generosidad de sus acciones. Nunca atropelló a los clientes en la tienda más humilde de Casco Viejo, pero muy bien surtida sobre todo de amor. A los deudores cuando veía que ya no podían seguir pagando, les decía, "Paisano, trabaja sin presión, cuando puedas me llevas el dinero".

No son cuentos son realidades, como lo fue el vil asesinato de Jesús Rafael Flores Rojas. Siete balazos en la cabeza, le quitaron la vida instantáneamente en momentos que guardaba el vehiculó en el estacionamiento de su casa. Los victimarios no aceptaron que le entregara el carro, no se llevaron nada. Se trató como dijese la policía técnica, de un sicariato.

El Pavo Flores como era conocido cariñosamente, escribía una columna semanal en el diario Mundo Oriental, además era corresponsal de un periódico del estado Sucre. No tenía enemigos, su honestidad orientaba su vida. Como articulista siempre estaba en la búsqueda de la verdad, investigaba y denunciaba, fueron para el momento de su muerte, muy leídos unos artículos sobre un concejal apodado Paper Mate.

Recodaras que desde Barcelona hiciste todas las diligencias para esclarecer el abominable crimen. Estabas de gobernador, la policía logro encontrar el escondite de los asesinos, dándoles de baja. Al parecer uno de ellos se escapó, que de estar vivo no debe dormir en paz ante el cargo de conciencia por haber matado a un hombre desarmado, lleno de vida y preocupado por el bienestar de la comunidad.

Los autores intelectuales nunca se encontraron. Ese crimen quedó en el olvido, quizás pocos amigos lo recuerdan. Mucha gente declaró, no se llegó nada. En ese tiempo Ernesto Paraqueima era alcalde y José Brito se desempeñaba como concejal, Es interesante que todavía hagan vida en El Tigre para refrescar ese caso. Que conste no estoy diciendo que sean sospechosos, por si acaso mal interpretan que los mencioné.

Aprovechar este aniversario de la ciudad, para que a través de su persona como Fiscal, se reabra este expediente, investigando hasta las últimas consecuencias. Dirigiendo todo usted mismo, que ha demostrado tener voluntad de hacer justicia sin importar quien caiga. Ese se convertiría en un gran regalo aniversario para El Tigre. El espíritu del Pavo Flores, y su familia se lo agradecerían y los residentes del municipio Simón Rodríguez lo aplaudirían.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 963 veces.



Claudio Schiveci

Exdirigente juvenil en el Liceo Cajigal de Barcelona, Cofundador de la revista Horizonte, redactor de la revista cultural Candilejas. Columnista en los diarios El Metropolitano, La Nueva Prensa de Oriente y Diario Impacto en Anzoátegui.

 claudioschiveci@gmail.com

Visite el perfil de Claudio Schiveci para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Claudio Schiveci

Claudio Schiveci

Más artículos de este autor