No es posible esta vaina Banco de Venezuela

Carajo, no es posible que no haya ningún calificado técnico en el Banco de Venezuela o en cualquier otra dependencia del estado venezolano para "levantar" la plataforma de acceso a Clavenet y que por fin nos permitan saber si tenemos o no dinero electrónico, si el cheque rebotó o si había saldo, si descontaron la deuda de la óptica o me aumentó la miopía, si el de los pastelitos cobró para poder ir de nuevo con la tarjeta de crédito hoy convertida en la cesta ticket, o para realizar transferencias porque el cono monetario se convirtió en una burbuja y no tengo efectivo, o para ver nuestro fideicomiso y "rasparlo" antes que la hiperinflación se lo trague, o para ver nuestro desbalance (el balance es historia) o para cualquier consulta que nos lleve al medico. En fin, ver nuestra vaina bancaria. Las alternativas que nos dan para consultar, aparte de Clavenet, son varios teléfonos del Servicio Número Universal Cobro Compartido (así se denominan los 0500) y que al marcarlos puede suceder tres cosas o tres casos:

Primer caso: Tu tu tu tu tu …, es decir tono de ocupado

Segundo caso: Una femenina voz autoritaria grabada que nos dice de manera tajante que: "El número que usted marcó, está ocupado. Su llamada será desconectada" y de nuevo Tu Tu Tu Tu …

Tercer caso: Que después de marcar 43 veces (las conté haciendo cuadritos y rayitas, estaba con algo de paciencia) puedas "entrar" al laberinto de opciones después de colocar tu número de cédula: Si marcas el cero te vas en cero, si marcas el uno, no estoy para ninguno, si marcas el dos, no estoy para vos (en caso de los zulianos) si marcas el tres, te sale al revés, si marcas el cuatro te vuelves mentecato, si marcas el cinco sal de aquí de un brinco. Y ya cuando escogimos el número de acuerdo a nuestra conveniencia, nos hacen esperar con una melodía olímpica y de nuevo aparece la voz femenina grabada pero en tono más agradable (hasta sensual) diciéndonos por espacio de más de media hora (o el tiempo de tu puta paciencia) que nos atenderán en breves segundos (no se si hay segundos mas breves que otros), alternando con la frase de que yo soy importante para el banco con la reiterada consigna que dice algo como "inclusión es nuestro camino". Pero, no se en que parte de ese camino se perdieron.

Ya cuando me atendió una chica de "carne y hueso" me dijo que le tomara un "capture" (foto de la imagen de la pantalla de la computadora) como prueba de que no puedo ingresar a Clavenet y que se lo enviara al correo del banco para que resolvieran ese problema, porque habían "algunas" cuentas que tenían dificultades para acceder a esta plataforma. Le dije que aquí en el Zulia nadie puede entrar y si cada usuario envía una fotografía de su Clavenet sin abrir, se colapsará aun más el sistema, por el "peso" de tantas imágenes.

Finalmente y de manera amable la joven me indicó que la otra alternativa era utilizar la mensajería de texto, al número 2662. Esta opción que es una especie de fórmula o ecuación matemática donde primero derivamos y luego integramos: Colocamos el número 2662 + Consulta de saldo en cuenta: CSC (espacio) + clave, es igual a… nada. Si, nada que llega el mensaje del saldo ni de ninguna vaina.

No tenemos efectivo, las cosas suben brutalmente cada día y hay que pagar rápido, nadie nos fía, hay cortes eléctricos diarios sin previo aviso y afecta la utilización de los usureros puntos electrónicos, el cono monetario aun es un coño, por favor, por favorcito, gente del Banco de Venezuela, inclúyanos en el camino de la inclusión… alguien que diga algo serio o mejor, arreglen esa vaina.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 49649 veces.



Carlos Contreras


Visite el perfil de Carlos Contreras para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: