Ese virus de chancho 'tá sospechoso

Desde hace años se viene rumoreando que existe unas tales manipulaciones “in Vitro”, es decir en laboratorios, dedicados a la GUERRA BIOLOGICA o de CUARTA GENERACION o mejor de Diabólica Generación… 

CUBA, ha sido víctima de algunas “plagas” agrícolas y humanas, que han surgido “de repente”, sin ninguna razón aparente. Sitios en donde plantas y humanos han sido infectados por “virus” extraños y que nadie sabe como llegaron a estos sitios o peor aún que resulta punto menos que imposible, que hayan aparecido en esa forma tan misteriosa. 

Países han sido destruidos como IRAK, en busca de las cacareadas “Armas Biológicas”, las cuales nunca aparecen. 

No es que los VIRUS esparcidos en PANDEMIA no existen, claro que existen y matan de verdad. El asunto es saber de donde salieron y porque en algunos sitios o países determinados. 

Este nuevo Virus, del cochino o puerco, es uno “nuevo”, es decir nunca antes había existido.

Un virus es un organismo que puede reproducirse sin tener una célula huésped. Cada partecita del virus es potencialmente infeccioso y esta contenido en una cápsula de proteína.  

La apariencia de un virus, es como si fuera una pelota del tenis, con cachitos por todos lados. Este aspecto infantil e inocentón oculta unas de las criaturas más despiadadas y mortales para el ser humano que la naturaleza haya producido.

Ellos producen enfermedades muy serias como la hepatitis, el sida, la gastroenteritis o la faringitis, por recordar algunos de estos villanos. 

Los virus, son de estudio reciente para la ciencia y se ha descubierto su capacidad de mutar o transformarse en nuevos virus, los cuales producen peores males. 

Para que surgiera el virus del cochino que afecta a humanos, el cual como su nombre lo indica se produjo especialmente para chanchos y no para humanos, se hizo necesario un encuentro misterioso dentro de un cochino del virus de la gripe aviar y el de la gripe de los cochinos. Esta combinación dio a luz el nuevo virus del puerco que ataca a humanos. 

Esta conjunción viral es bastante difícil en condiciones naturales, por lo que se sospecha una manipulación de laboratorio “made in…” con fines específicos. 

En estos instantes en que la crisis económica sopla sobre los 5 continentes, aparece el tal virus en la república de Méjico y se expande rápidamente con velocidad mortal a Estados Unidos, Canadá, España, Inglaterra, Francia y por allí va.

Ya ha producido más de 200 muertos en todo el mundo a la hora de escribir estas líneas. 

En caso de que el sospechoso virus haya sido producido en un laboratorio ¿a que se debe este experimento?:

Como todo crimen, debemos buscar primero a quien favorece el crimen, es decir ¿Quién se beneficia?.

En primer lugar podemos sospechar de los fabricantes de tapa bocas, los cuales han agotado su producción en Méjico y países sufrientes, aunque estos productores casi artesanales, no tendrían tanto poder para tamaña conspiración, luego volteamos los ojos a los mercados turísticos internacionales en donde Méjico obtenía una tajada grandiosa, con sus acapulcos y cancunes, pasando por sus ruinas mayas y aztecas. A alguien le hubiera podido dar “envidia” tanto dinero (dólares) por esta actividad llamada la “industria sin chimeneas”. 

Otro brollo podría venir del desplome de las líneas aéreas, las cuales son acusadas de esparcir el terrible porci-virus, por lo cual se reducirían a casi nadie los pasajeros voladores. Y podríamos aterrizar en que nuestro nuevo virus podría “ajustar” y hasta “distraer” al mundo de la inmensa crísis económica, cuyo “virus” está firmemente enclavado en la estructura del capitalismo, el cual patalea gravemente enfermo. Una pandemia sería “ideal” para equilibrar las cargas y desacelerar las terribles pérdidas.

El moribundo capitalismo no quiere estirar la pata, sin que mueran algunos inocentes. 

Si seguimos ese caminito analítico, el cual pasa por casas de bolsa, empresas farmacéuticas alicaídas, mafias asesinas en el “border line” Méjico-USA y pare de contar, vamos a descubrir que un poco de gente que le gustaría haber soltado al monstruo sin importar los muertos, que en todo caso, sea la guerra que sea, siempre estos capitalistas los llaman “daños colaterales”.  

¿Pero como protegernos?.

Si la cosa se pone color de charco porcino, es posible que sea imposible evitar el ataque, pero debemos estar prestos a proteger a nuestro pueblo, con todos los hierros. Para ello tenemos un arma formidable: La revolución Socialista, quien va a ayudar GRATIS a todo el que necesite ser ayudado. La mayoría de la gente que muere en esos paises, sucede porque no tiene dinero para acceder a un tratamiento. En nuestro caso la salud no es una mercancía y este tipo de emergencias las tratamos gratis. Esto es una gran ventaja. 

De todos modos, debemos estar preparados sin pánico ni estridencias, debemos prepararnos para resistir y ayudar. 

Este virus es cobarde y nunca dura mucho tiempo en estado libre (unas pocas horas) y una vez que ha infectado vía aire (estornudos y manos sucias), el cuadro dura unos 5 o 6 días a lo sumo. 

Se me ocurre pensar por que en Chichiriviche de la Costa, estado Vargas, en donde el chipo, insecto vector del mal del chágas, no es tan abundante como para una aparición tan virulenta de la enfermedad (87 infectados en pocas horas) y lo más extraño, es la única infección de esta enfermedad que se conoce por vía oral, es decir los infectados tomaron un jugo con mal de chagas. Extraño para la ciencia.

Vade retro, Satanás!...

fnatera@yahoo.es 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5774 veces.



Francisco Natera


Visite el perfil de Francisco Natera Amundaraín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: