Presidente, Venezuela se desangra en las carreteras por el exceso de velocidad

En Venezuela, un profesional preocupado por estos males, viene tratando de imponer un control de velocidad desde hace mucho tiempo.

El autor o creador de estos sistemas, ya en el año 1.976 presentó a las autoridades de tránsito un dispositivo electrónico que instalado en el vehículo, alertaba al conductor y en caso de pasajeros, a los mismos, con señales auditivas y visuales de diferentes colores, del estado de la velocidad. Logrò, que se creara la Resoluciòn Ministerial que obligaba su instalaciòn y uso.
Cuando entraba en el exceso de velocidad el dispositivo encendía luces de color rojo y sonidos de una determinada frecuencia.
Al transcurrir más de 30 segundos en este estado el dispositivo sancionaba con el registro de una infracción, en un contador electromecánico.

Este sistema se implementó bajo resolución ministerial en aquella época y luego fue olvidado por intereses políticos, e intereses oscuros, posteriormente en el año 1.983 vuelve con otro dispositivo de iguales características, pero de diferente tecnología, el primero lo era analógico y el segundo digital.
Ahora bien, por la inestabilidad administrativa que estaba en vigencia en esa época, en la Cuarta República, fue disminuyendo su aplicación, al punto de que la resolución ministerial, aún vigente, para esa época, no se aplicaba.
Hoy se vuelve a los fueros, pero con un nuevo dispositivo, con tecnología satelital. El lo llamo DISCONVEL (Dispositivo Satelital de Control de Velocidad) .

Cree este autor, que los sistemas implementados hasta el momento, en cuanto a control de velocidad, son obsoletos y las autoridades del ramo, solo erogan grandes cantidades de dinero en su implementación, pero con resultados negativos, ya que el incremento de los accidentes viales y en consecuencia el de muertos y heridos va en ascensos. En las èpcas como Semana Santa, Carnavales, vacaciones estudiantiles y de Navidad, el conductor infractor, "se luce" al exceder los lìmites de velocidad establecidos en la Ley y su Reglamento, sin importale nada las consecucuencias, que esa conducta violatoria, acarrea a la familia y en definitiva al pais.

Estiman las autoridades y hasta la propia Ley de Trànsito, utilizar los tacògrafos, que tiene que ser visualizados por el propietario del transporte, sin que las autoridades puedan observar la extracción y observación de dichos datos, en forma inmediata.

Esos sistemas son muy propios para el transportista, para aquellos que quieren saber como se comportó un vehículo en un determinado trayecto, pero no para las autoridades, ya que estos en primera instancia son observados por el dueño del transporte.

En caso de que ese transportista observare, que su conductor ha transgredido los límites de velocidad, podrá él sancionarlo o no, pero no avisará a las autoridades, ya que ese aviso se convierte en multa y multa jugosa.

Por otra parte tenemos, a las llamadas alcabalas móviles, es decir un apostamiento de funcionarios en las vías, que hace que se disminuya la velocidad en ese punto, desde allí él, o los funcionarios, podrán observar los vehículos a determinada distancia y desde allí, verificar, solo en esa sección de vía, el comportamiento de velocidad. En mucho de los casos colocan radares y el resultado en la mayorìa de losc asos es nugatorio.

Estos sistemas son detectores puntuales, no pueden ser colocados en todo el trayecto de la vía, por lo largo de estas.

En el caso del DISCONVEl, este dispositivo podrá visualizar el comportamiento del conductor y avisarle cuando ha excedido la velocidad y en caso de permanecer en ella sancionarlo mediante multa, en cualquier parte del territorio nacional, sin la ingerencia o control humano. Igualmente tiene un sonido que aparece al entrar en la velocidad de exceso, ello para avisar tanto a los pasajeros como al conductor que ha excedido la velocidad.

Permite este sistema un margen de permanencia en exceso de 30 segundos.

Ya el dispositivo ha sido presentado ante las Autoridades del Ministerio de Infraestructura y ante varios organismos estatales como el 171. Por ejemplo por ante el 171 del Estado Bolívar adscrito a la Gobernación de ese Estado, pero como las cosas tienen que ser impulsada, no por actividad propia del funcionario, sino cuando le es exigido por el propio Presidente, como así lo han dicho estos, se presentó y no se le hizo las evaluaciones y su aprobación definitiva a los fines, de bajar ese siniestro incremento de accidentes viales, se quedó el aire.

El autor propone a otros países su implementación y es así que ya, envió, comunicaciones al Ministerio de Transporte de Colombia, donde por cierto se viene aplicando un dispositivo mediante resolución del año 2.005, muy parecido a los diseñados e implantados en Venezuela desde 1.977 y 1.983.

Bajar, controlando las velocidades de circulación en nuestras vías, es un requisito elemental para, parar definitivamente los siniestros, que dejan sin vida y lisiadas permanentemente, a muchas personas.
El sistema consta de un módulo que se instala en el vehículo, con sus correspondientes antenas satelital y celular respectivamente.
Este módulo, recibe del satèlite, datos de velocidad, localización por coordenadas, rumbo, hora y envía estos datos a una estación base y desde allí se sanciona a la empresa y a los conductores infractores de forma inmediata, en caso de que la unidad haya excedido los limites de velocidad.
Ya la ingerencia del hombre en esta actividad es cero, en consecuencia será más efectiva su aplicación.

Tenemos en consecuencia la solución a estos males, que día a día, acaban con vidas productivas, en desmedro del desarrollo del país y de las familias.
Es necesario que el Presidente sepa de este aparato, ya que ha estado en manos de Ministros, de Directores de Transito a nivel nacional, inclusive del propio Presidente del Instituto Nacional de Transito Terrestre y nada han hecho al respecto. Todos han dicho que ese sistema, no es prioritario, ya que el Presidente no ha dicho nada.
Por ello debe tener conocimiento el Presidente, porque sé, que de tenerlo, y hacer algun comentario sobre las muertes en las carreteras, por exceso de velocidad, estos funcionarios si se interesarìan en aplicarlo y asì este mal se erradicarìa de manera efectiva y violenta de las carreteras de nuestro paisen forma inmediata. La seguridad vìal estarìa bajo el control constante de un instrumento eficaz y seguro. Los sitemas implantados tanto en la Cuarta Repùblica como en esta, a execpciòn de la època que autorizaron estos dispositivos, han sido un verdadero fracaso que no podemos permitir, todo en pro de la vida, de la familia y del pais.

reveron.jose@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4546 veces.



José Agustin Reverón Orta


Visite el perfil de José Agustín Reverón para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a49318.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO