(Caracas no te duele, no les importa un carajo)

Freddy Bernal, Buhoneros, Anarquía. YA BASTA

¿Qué caraqueño no anhela la primera semana del año con ansiedad, con nostalgia?
Ser nuevamente dueño de las aceras, aun sin importarnos el SUCIO, es un placer que no lo puedes pagar ni siquiera con Master ni con American Express, es la felicidad suprema, es el orgasmo DESEADO, es la plenitud.

Dedicarse a caminar, caminar, hasta hacer piruetas en las aceras que una vez fueron propiedad del peatón, es algo que solo se vive una vez al año, qué no daríamos para que esa semana fuera eterna, que fuera infinita?!!! Sin importar el deterioro, la insalubridad que reina en ellas, no importa! esas son banalidades, las calles fueron nuevamente de sus propietarios. El Boulevard de Sabana Grande, lo he disfrutado, el de Catia igualmente, volví a recorrerlos como en mi niñez, como en mi adolescencia, a pesar de todo, extraño al guariqueño Alcalde de Caracas, que sin ser nativo de nuestra ciudad, nos devolvió espacios a los caraqueños, hasta que aparecieron Hernán Gruber Odremán y el lamentable Freddy Bernal (con más de seis años diciéndonos mentiras, que va a reubicar a los Buhoneros, con planes y proyectos fantasmas que no termina de concretar).

La buhonería hoy en día es una industria que se fortalece cada día más y más, gran parte de estos compañeros que trabajan en la economía informal son asalariados, perciben un salario por la venta de la mercancía. Son pocos los compañeros de la economía informal que son propietarios de su mercadería. Son diversas las formas de explotación que se mueve en este mundo infernal de la economía informal. Ni que decir de los invidentes, de tras de ellos hay gente muy poderosa, que a la sombra de la explotación, maneja millones de bolívares.

El alquiler de los espacios en las aceras es otra de las variantes de explotación de los inescrupulosos, la matraca policial es un aditivo imprescindible para brindarles la protección debida. El contrabando, se dice por ahí, es el soporte de esta actividad tan lucrativa. El trabajo de niños en estos puestos es otro mal que nadie quiere ver.

Los aguantadores de oficio, en complicidad con los ladrones callejeros, son una de las formas más evidentes de delinquir en el centro de Caracas y en los espacios como el Boulevard de Sabana Grande y el de Catia. Estos mercados Persas presentan todas las características necesarias para el desarrollo de esta modalidad hamponil. Cuando algún policía osado logra capturar algún delincuente, nunca podrá encontrar la evidencia del delito, ella reposa en algún puesto de estos compañeros o en el fondo de una olla de chicha.

La venta de comida callejera es, sin duda, otro grave mal que atenta contra la salud del venezolano (la pregunta es ¿De qué sirve un Ministerio de Salud que debería regular estas actividades, así como direcciones de Salud en las Alcaldías Municipal y Mayor?). Usted puede comprar desde un pedazo de pizza, hasta arepas, empanadas, pollo a la broster, chinchurria, chorizo, hasta una buena morcilla refrita, y pare usted de contar las cantidades de exquisiteces de las cuales puede proveerse en la propia acera de su sitio laboral.

Se podría escribir todo un libro de lo que representa la economía informal en nuestra querida Caracas, pero lejos de ser esa la motivación, la motivación son las repuestas que estamos esperando por parte de las autoridades del Distrito Federal (Municipio Libertador), para que nos entreguen de una buena vez y para siempre NUESTRAS ACERAS, ya estamos cansados de sus promesas cuarta republicanas Alcalde Bernal, queremos nuestras calles ya! si usted no puede solucionar este problema, así como el de la basura y todos los males que padecemos, renuncie YA para que evite la vergüenza de ser revocado, es un clamor popular, la vaina está en que nadie quiere hablar primero por temor a que lo tilden de contrarrevolucionario, y si pedirle a usted que haga su trabajo es contrarrevolucionario, CONSIDEREME PUES ENTONCES CONTRAREVOLUCIONARIO, pero ya está bueno de que usted no ponga orden en esta vaina.

Usted es tan culpable como los compañeros de la economía informal de los desmanes y la anarquía que reina en Caracas, ni que decir de que todo aquel que se cree con derecho ahora de ocupar las avenidas para montar un toldo, armarse con una franela roja rojita y en ella esté impreso “cooperativa de moto taxi la Revolución”, lo haga y NADIE diga nada, es relajo es total. No hay quien haga valer las leyes en el Municipio Libertador.

¿Para que carajo sirve su policía administrativa y la que hace el papel de fiscales de transito? Para que un aparato tan hipertrofiado y burocrático, como lo es la Alcaldía del Municipio Libertador, y la Alcaldía Mayor, y no hacen su trabajo, de que sirve la erogación presupuestaria de miles de millones de bolívares anuales, que nos cuesta a todos mantener, ¿para qué carajo sirven?

Ya esta bueno de tanta hipocresía, quien no SIRVE que se vaya y que otro mas eficiente y que quiera a Caracas ocupe su lugar. Ya no podemos ser mas tolerantes ante tanta desidia, y los peatones, somos mayoría, los compañeros de la economía informal tienen derecho a trabajar, pero no a cercenar nuestro derecho al libre transito, es necesario que nos devuelvan nuestros espacios, nuestros Boulevard, nuestras plazas, para el disfrute y recreación de TODOS. Exigimos una Caracas limpia y nuestras avenidas para ayudar a descongestionar el terrible tráfico de la ciudad capital.

Renuncie ya Alcalde…

chamosaurio@gmail.com
http://chamosaurio.blogspot.com/


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3367 veces.



Ricardo Abud

Estudios de Pre, Post-Grado. URSS. Ing. Agrónomo, Universidad Patricio Lumumba, Moscú. Estudios en Union County College, NJ, USA.

 chamosaurio@gmail.com

Visite el perfil de Ricardo Abud para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a29107.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO