Buenos y malos augurios para el 2019

Obtuve mi título de profesor de Física y Matemática y en el plan de estudio no se contemplaba la futurología, ni nada que tuviera que ver con la taumaturgia y mucho menos sobre la adivinación. A pesar de todo puedo predecir algunos fenómenos como por ejemplo: si desde la Tierra lanzo un cuerpo hacia arriba asevero, sin equivocarme, que volverá a caer, según la Ley de la Gravitación Universal; si un atleta corre en un maratón, no cabe duda que llegará bañado en sudor, como consecuencia de la transmisión del calor y si una persona come y bebe desmesuradamente, como en esta temporada, le puedo presagiar que engordará, secuela del desequilibrio energético. Sin embargo, como en este mundo extraño muchas personas, a principio de año, se dedican a profetizar lo que sucederá en los doce meses que obligatoriamente transcurrirán, creo que en mis montones de edades acumuladas, aprendí algo de aquellos sibilinos u oráculos, capaces de presagiar lo que acontecerá en los tiempos venideros.

Es frecuente que los adivinos nunca anuncian nada bueno para el año venidero, generalmente notifican desgracias, que en verdad no son nada nuevo en la futurología. Yo, por lo tanto, como no es nada difícil, por imitación, anunciaré mis vaticinios para el 2019.

Dada la negativa de algunos países desarrollados donde funcionan las grandes industrias contaminantes, de controlar la emisión de calor hacia la atmósfera, para el año 2019 los habitantes de la tierra tendrán que soportar, no la ira de dios, sino la venganza de la Pacha Mama. Por el calentamiento ambiental o cambio climático los terrícolas deberán aguantar vientos huracanados, lluvias que como diluvios arrasarán pueblos enteros, tsunamis y los terremotos que desbastarán parte de lo que tanto ha costado construir.

Como consecuencia de la ingesta incontrolada de la comida chatarra, del uso de germicidas tóxicos y la proliferación de la adquisición de los alimentos transgénicos, en el 2019, entre los consumidores de tales productos, se desatarán enfermedades como la obesidad, la diabetes, problemas cardiovasculares, diversos tipos de cáncer, que como epidemias afectarán a millones de personas.

En el 2019, dada la avaricia de los comerciantes por el dinero, muchas especies desaparecerán de la faz de la tierra debido a la caza indiscriminada de animales cuya piel y cuya carne son codiciadas por lo adinerados del planeta.

Por la ambición de la expansión geográfica de las potencias económicas de la Tierra, la Luna y parte del espacio sideral se convertirá en el 2019 en elementos de disputa, tal como en su tiempo lo fueron África y América.

Como los jerarcas religiosos, los políticos y las corporaciones militares no son capaces de resolver las dificultades, continuarán en el 2019 las amenazas de las plagas que emponzoñan la Tierra. Entre las que puedo citar, la plaga del nacionalismo, la plaga del racismo y la plaga del fundamentalismo religioso. Todas estos azotes, al igual que en los siglos pasados fueron y son motivos de guerras interminables.

Resultado de las perpetuas guerras y las terribles condiciones económicas propiciadas por los países desarrollados, en el 2019, por Europa y EEUU, seguirán deambulando millones de refugiados, expatriados y perseguidos por paramilitares quienes buscan en otras tierras una mejora en su calidad de vida.

En el 2019 la guerra en el oriente medio continuará, resultado del afán expansionista del sionismo israelí al arrebatarles a los palestinos las tierras que les pertenece desde hace miles de años.

Tal como en el año que murió, en el 2019 aparecerán nuevas innovaciones tecnológicas que contribuirán al aumento de la estupidez de la gente.

Resultado de los buenos rendimientos que producen la fabricación y venta de armas, en el 2019 se inventarán nuevas artefactos de destrucción "moderada" y masiva. Como corolario de estos nuevos portentos, será necesario generar guerras entre los pueblos para probar la efectividad de tales maravillas mortales.

Los países que hicieron convenios con el FMI, en el 2019 sufrirán los embates financieros de esta entidad, como son la subida de impuestos a los asalariados, la disminución de jornales, el aumento de la edad de la jubilación, la reducción de los presupuestos para los servicios sociales (educción, salud y vivienda), la acentuación del desempleo y la privatización de empresas nacionales.

En el 2019 continuarán surgiendo nuevos gobiernos independientes de los centros de poder del norte del hemisferio, es decir de los países industrializados. Así mismo, se extenderán las prácticas de las sanciones económicas y embargos, por parte de las potencias económicas y militares, que afectarán a las economías de los pueblos sancionados. Dichas prácticas inhumanas acarrearán problemas a las naciones condenadas, como son las dificultades de la compra de alimentos y medicinas, impedimentos para obtener préstamos en los bancos internacionales, entre, tantas calamidades.

En el 2019 el dólar declinará en el mercado internacional como secuela de surgimiento de nuevas potencias económicas y de nuevas monedas como el yen, el rublo, la rupia y las criptomonedas.

Con relación a Venezuela, al igual que las predicciones globalizadas me referiré al futuro muy cercano:

En enero del 2019 presidente MM asumirá la presidencia constitucional, tal como lo decidió el pueblo venezolano en elecciones libérrimas.

En el 2019 la oposición venezolana continuará su diáspora debido a la carencia de líderes y de un proyecto político.

En el 2019 los venezolanos advertirán la necesidad de trabajar arduamente y en conjunto para vencer las sanciones económicas propiciadas por EEUU y los gobiernos de la derecha de la UE.

Los comerciantes especuladores en el 2019 continuarán engordando sus cuentas bancarias dado que estas se alimentan de las calamidades del pueblo.

En el 2019 el gobierno de EEUU y los gobiernos de la derecha de la UE continuarán hostigando al presidente MM en su afán de derrocarlo, violando todos los tratados internacionales sobre la injerencia de terceros para resolver las dificultades de cada país.

En el 2019 la población de Venezuela advertirá que solo trabajando juntos el gobierno y el pueblo, de forma creativa y denodada, lograrán superar los escollos que lo imposibilitan alcanzar el desarrollo que merece.

En 2019 el gobierno del presidente MM en alianza con otros países del hemisferio alcanzará vencer los obstáculos generados por las sanciones económicas foráneas, lo cual contribuirá a mejorar las condiciones de vida de los venezolanos.

Con los anteriores pronósticos para el planeta y para Venezuela, de seguro me gradué de futurólogo. Al final de 2019, una vez que las personas se abracen para desearse el feliz año 2020, se darán cuenta que acerté en un cien por ciento en mis augurios. Bien lo afirmó el general Simón en el mensaje al Congreso Constituyente de Colombia de 1830: "Las lecciones de la Historia, los ejemplos del Viejo y el Nuevo Mundo, la experiencia de veinte años de revolución han de serviros como otros fanales colocados en medio de las tinieblas del futuro". Lee que algo queda.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 832 veces.



Enoc Sánchez


Visite el perfil de Enoc Sánchez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Enoc Sánchez

Enoc Sánchez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a273763.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO