Aspirina con bolsita de jabón

Si bien es muy cierto que la llamada aspirina es un medicamento muy valioso, que amilana las dolencias, es un analgésico a base de ácido acetilsalicílico de propiedades antineurálgicas, antirreumáticas y antipiréticas. Es un gran aliciente y bálsamo para la salud.

La aspirina es un gran potenciador para la salud, para mantenerse en forma, casi siempre es recomendado como un escudo biológico protector y vivificante.

En la vida es muy necesario el contar con la aspirina, ese estimulo propio que requiere el ser humano para seguir adelante a pesar de las dificultades, es como la savia endógena de cada cual para lograr sus metas; si bien, el ácido acetilsalicílico es muy bondadoso también lo es la aspiración ( a lo que llamo aspirina) de cada quien por hacer mejor las cosas y asumir con propiedad las responsabilidades que le son asignadas como representantes del Estado ante situaciones tan difíciles como el estar envueltos en una situación de guerra económica abiertamente declarada por un enemigo tan poderosos como el sector financiero nacional e internacional, por lo que atraviesa nuestra Patria.

El cuento de la aspirina, término muy utilizado en el argot castrense, viene a estar conectado, con las diversas funciones que vienen desarrollando los militares de diferente rango en la administración pública, en la cual son escasos lo que se han destacado como buenos funcionarios.

En la historia política venezolana, tal vez, el único militar de carrera que logro despuntar por su dedicación a la comprensión y enfrentar con soluciones concretas los problemas de Venezuela por su dedicación al estudio fue innegablemente que el comandante Hugo Chávez, ejemplo a seguir por los demás miembros del cuerpo militar, cuya máxima aspiración fue la transformación de la sociedad sin pedir nada a cambio, solo el honor seria su divisa mas sublime.

Hoy se observa como muchos hombres y mujeres que proceden de la milicia en sus diferentes componentes, ocupan altos cargos con grandes responsabilidades, que le han sido confiadas por el presidente de la República, pero el pueblo también observa y saca la conclusión de que dichos actores militares se quedan en el papel, replegados en su oficina, delegando las ordenes superiores en sus subalternos, sin cumplir con las responsabilidades asignadas.

Ejemplos de esta situación se ven por doquier, donde se ven los obstáculos para todo un pueblo que clama llevar a la práctica cotidiana las políticas implementadas por el gobierno central para enfrentar la situación de guerra en la que estamos sumergidos.

Escuchando, a un ciudadano, conocedor de los aspectos funcionales de la milicia, refiere que a los altos cargos llegan los militares que ya han logrado sus metas de formación y los rangos así como ascensos que por ley les corresponden, en consecuencia ya están satisfechos con el deber cumplido y disfrutan muy merecidamente de los beneficios sociales y económicos por sus aportes a la nación.

En eso cargos de altas responsabilidades, deben ser ocupados por militares que tengan grandes aspiraciones, no solo en lo personal, sino que entiendan su compromiso con la hora que la ha tocado vivir a la patria, donde una guerra económica coloca en riesgo el devorar los cimientos del estado nación; los militares no son para servir a la patria en el jardín de un general como nos decía el panita Alí; por el contrario, son ellos los primeros en ser llamados para hacer cumplir junto a todo un pueblo las disposiciones de tipo legal que impiden el desarrollo de todas las líneas de la reconversión monetaria y las medidas económicas diseñadas para tal efecto.

En cuanto a la bolsita de jabón, muchos compatriotas se asombran del precio "acordado" sobre el detergente de igual forma que los precios de otros productos de la dieta básica.

Tenemos que tener presente que Venezuela es hoy el gran epicentro de una confrontación mundial, donde el gobierno al mando del presidente Maduro, han diseñado un conjunto de medidas económicas que si bien según los entendidos en la materia son insuficientes, no se puede negar que señalan el camino a seguir para establecer a largo plazo la recuperación económica que tanto anhelamos.

Para los economistas, la economía venezolana presenta todo tipo de fallas estructurales y sobrevenidas que ralentizaron el funcionamiento del aparato económico llegando a un punto cercano al colapso, donde el rentismo, la situación de guerra, y el bloqueo son componentes medulares, ante esta situación el presidente Maduro plantea una reconversión económica integral, cuyo resultado no será de la noche a la mañana, esto es un proceso que lleva invertir buen tiempo, es una "ofensiva para lidiar como largo proceso" la regresión de la situación actual.

Como consecuencia de la nueva situación planteada, es indudable que genera grandes expectativas en la población, la cual requiere orientaciones para impedir el caer en la incertidumbre rayando con la impotencia y desencanto para con el proceso revolucionario. Esta orientación pedagógica tiene que ser adelantada por los dirigentes del partido de gobierno, por el voluntariado de formación, como una tarea estratégica por encima de la diatriba política interna la cual los lleva a distanciarse de la cotidianidad del ciudadano.

El precio acordado para el detergente en polvo, realmente pareciera que es un precio elevado, y es comprensible si se conoce que el mismo tiene unos componentes de elementos importados para su procesamiento tabulado al valor de la divisa extranjera.

El precio del jabón era accesible-como otros productos- para todos los venezolanos debido al subsidio que hacia el Estado con los dólares suministrados a la empresa privada, que llevaron a mantenerlo con un precio artificial de bajo costo; hoy ya agotados los mecanismos de asignación de dólares, el Estado no tiene capacidad para mantener el precio acostumbrado, además es de saber que si queremos derrotar el criminal bachaquerismo colombiano, el detergente al igual que otros productos ,tiene obligatoriamente tener un precio igual o superior al aplicado en el vecino país.

El pueblo debe hacer esfuerzos por entender, que el precio de la bolsita de jabón no es lo fundamental, lo relevante es que Venezuela esta hoy erguida a los ojos del mundo, en plena ofensiva en defensa de su pueblo ante el capital internacional y ante el sistema financiero que siempre han manipulado a los pueblos y gobiernos progresistas con su moneda intervencionista.

Hoy el gobierno venezolano se esta jugando a Rosalinda lo cual tiene el riesgo de un alto costo político, pero con la debida astucia, acompañada de la inteligencia y comprensión de su pueblo, tiene que lograr la meta de recuperar la soberanía económica, estabilizar la moneda para ganar la guerra económica. Nos estamos enfrentando a un gran poderío, son pocos, pero con mucho poder los que quieren que después de la lucha histórica de Bolívar y oros próceres, venga la prostituida OEA, o los yanquees o las fuerzas "deshumanitarias" a gobernar y resolver nuestros problemas. Asumamos el compromiso en la defensa de la Patria, para que el futuro sea más cercano, más luminoso y más grandioso.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 401 veces.



Heriberto Rivera


Visite el perfil de Heriberto Rivera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Heriberto Rivera

Heriberto Rivera

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a269005.htmlCd0NV CAC = Y co = US