Está en marcha la misma receta de Libia y Siria

Leí con estupor las recientes declaraciones del ministro Ernesto Villegas en las cuales calificó de mero show mediático para el mundo el llamado plebiscito realizado por el fascismo criollo hace dos semanas.

NO ERNESTO, ese acto forma parte del plan elaborado por el departamento de Estado para intervenir directa y militarmente en Venezuela, y que, una vez fracasados en sus intentos de obtener el apoyo de la mayoría calificada de los países de la OEA y de provocar una insurrección popular que justificasen esa intervención, se decantaron por aplicar el modelo utilizado en Libia y Siria, en el cual formaron gobiernos paralelos a los legítimos, y ya con esa personalidad jurídica, prestarle la ayuda militar.

Es decir, bajo esa óptica, los imperialistas no estarían ayudando militar y económicamente a insurgentes ni provocando rebeliones, sino a gobiernos establecidos.

Es en ese panorama que se debe entender, no solo el llamado plebiscito, que según ellos es un mandato para desconocer al gobierno; sino el nombramiento irrito del TSJ; el anuncio de la MUD de la próxima formación de un gobierno; la posición insurreccional asumida por la Fiscal General;, la declaración en enero de la Asamblea Nacional del abandono del poder del Presidente Maduro; el llamado de Eduardo Fernández a la formación de un Gobierno de "Unidad Nacional"; el desconocimiento del proceso constituyente, l paro armado de los días 26 y 27 pasados y el llamamiento a manifestaciones violentas para los próximos días, etc. Todos ellos son acciones que buscan configurar la existencia de un gobierno paralelo, que ahora sí, podrá recibir de los países imperialistas los tan necesitados recursos militares y, eventualmente, el apoyo directo de sus fuerzas armadas.

Que ese gobierno se instaure en alguna región militar comprometida, llámese el Zulia o Táchira, tal como ocurrió en Libia, o que funcione desde el exilio, como sucede en Siria, será algo que lo determinaran las circunstancias.

Igual ocurre con la fecha. Que el Emperador diga que será después de que se active la Constituyente, no quiere decir que será así. Puede ser incluso hoy. Y que diga que se limitará a lo económico puede ser un engaño. Hay que recordar que la mentira es la base sobre la que se sustenta la sociedad norteamericana.

Lo cierto es que el gobierno debe dejar de creer en pajaritos preñados, ver la realidad y actuar sin contemplaciones, rápida y eficazmente ante el menor indicio que asome esa posibilidad, para que no le ocurra como a Gadafi, que por estar subestimando al enemigo perdió el poder y la vida en pocos meses.

Por ejemplo, a Leopoldo López le dieron la casa por cárcel por razones humanitarias, y sin embargo vimos como su esposa y su madre viajaron al exterior. No debe estar muy mal para que eso ocurra, entonces ¿Por qué le siguen manteniendo ese privilegio?

Pero por otra parte, estos acontecimientos han permitido descubrir la verdadera naturaleza de personajes que se vendieron como "demócratas" y "nacionalistas". Quedaron así al descubierto las mentiras y manipulaciones de marionetas del imperio disfrazados de entrevistadores u opinadores; las acciones proimperiales de los que, para mí, no son sino simples agentes del Departamento de Estado, como la fulana Marea Socialista; o las posiciones políticas ingenuas de quienes tuvieron papeles protagónicos en el proceso y que hoy acompañan al fascismo en sus demandas.

Este último caso es patético. Vimos como Héctor Navarro sostuvo en una entrevista que su salida se debió a la persecución de un sector retardatario que existe dentro del PSUV. Afirmación que comparto plenamente. Pero, ¿por qué no emprenden la lucha únicamente en contra de esos sectores y atacan de frente a todo el proceso?, ¿Por qué se prestan a seguirle el juego al imperio?

Vienen días decisivos. La victoria del proceso en estos momentos dependerá de la correcta interpretación de los hechos, eliminando el yocreismo y los lugares comunes como guías, acompañada de la toma oportuna y contundente de las acciones que correspondan.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 564 veces.



Carlos Enrique Dallmeier


Visite el perfil de Carlos Enrique Dallmeier para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Carlos Enrique Dallmeier

Carlos Enrique Dallmeier

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a250022.htmlCd0NV CAC = Y co = US