Lídice y su simbolismo

A comienzos de la década del 60, ante las agresiones que sufrieran los sectores populares venezolanos, el Partido Comunista de Venezuela, empezó a dar una tímida respuesta con la conformación de brigadas de autodefensa. El 4 de agosto de 1959, a pocos meses de la asunción al poder de Rómulo Betancourt, cayeron asesinados por la policía varios obreros desempleados que protestaban en la plaza la Concordia.

La agresión del gobierno Puntofijista se incrementó y la respuesta de los Partidos de vanguardia también fue creciendo, el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y el Partido Comunista (PCV) implementaron una respuesta más organizada, las insurrecciones de Carupano y Puerto Cabello, dio motivo para la fundación de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN).

En esos años los integrantes del movimiento de resistencia del PC, pasamos a integrar la organización armada, unos fueron enviados a las montañas guerrilleras y otros a la guerra urbana. Me correspondió operar con el destacamento Juan Cárdenas Soto, (1) en Cotiza, San José los Mecedores, La Pastora y Lídice, en este barrio en el callejón Moscú, vivía un excelente combatiente. Muchos años después me enteré del origen del nombre de LÍDICE.

El 17 de julio del 2014, escribí en este Portal Aporrea el artículo: Espacio vital y Gaza: recordando Lídice. Este nombre ha sido un simbolismo que está representado en muchos lugares del mundo en honor a ese pueblo Checo mártir, y a todos los hombres y mujeres que en todos los tiempos han luchado y luchan por la liberación.

En aquellos tiempos de la guerra urbana supe de la combatiente Lídice, tengo un vago recuerdo pero eso no es lo importante. Eran tiempos en que por razones de seguridad, conocíamos solamente lo estrictamente necesario para cumplir con las tareas ordenadas. Muchos camaradas de la guerra urbana terminamos conociéndonos en las cárceles.

Ahora leo el incidente ocurrido con esta antigua combatiente en un empleo en la estructura burocrática del gobierno Bolivariano, y esto causa escozor, sobre todo, en un momento en que la información generalizada, es que estamos en guerra, o al menos que el imperialismo nos ha declarado la guerra con sus veladas amenazas de intervención en caliente,y su actividad desestabilizadora enmarcada en un amplio menú en connivencia con sus colaboradores nacionales y cipayos latinoamericanos y europeos

Los ciudadanos, respetuosos de aquellas mujeres y hombres que en el pasado insurgente venezolano se atrevieron armados o no a participar en la lucha por la liberación nacional; esperamos que esta desagradable situación con Lídice Navas, no pase de ser una infeliz confusión burocrática y los méritos de la camarada sean valorados en su justa dimensión.

El nombre de la histórica población de Lídice, permanecerá como un imborrable recuerdo en plazas, calles, barrios, etc., en cualquier lugar del mundo como un símbolo de las luchas de los pueblos y un alerta ante las injusticias.

LA REVOLUCIÓN ES CULTURAL

(1).-Juan Cárdenas Soto y Luis González, fueron dos patriotas internacionalistas venezolanos, que integraron el Movimiento de Liberación Dominicana que el 14 de junio de 1959 desembarcaron en la República Dominicana, comandados por Enrique Augusto Jiménez Moya, a fin de combatir la feroz dictadura de Trujillo. Fueron capturados, torturados y asesinados.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 893 veces.



Rafael Castro

Productor del Programa Historia Cultura y Sociedad, en Radio Comunitaria Panela 96.9 FM, de San Joaquín, Estado Carabobo/miembro de la Comuna Socialista Carabali

 racasc5@hotmail.com

Visite el perfil de Rafael Castro para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a242773.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO