Lander, Gutiérrez, Márquez, Mosonyi, García, Arconada, Alcalá y Marea Socialista ¿es bueno aplaudir a la canalla?

Desde mi sencilla reflexión, lo que viene pasando con algunas personalidades, grupos o colectivos críticos, viendo que casi desde el mismo anuncio del Comandante Chávez, sin haber leído su mensaje semiótico, para votar por Nicolás Maduro y ser el presidente sustituto, asumiendo estos posturas contrarias hasta prácticamente romper definitivamente con el gobierno, no es más que la contradicción dialéctica que en ningún proceso político antagónico puede evitarse, eso sí, en el caso planteado, a la larga cada quien definirá la ubicación histórica y el papel que ha de jugar en su acción o por omisión y sus consecuencias particulares, en la confrontación directa de clases que inevitablemente llegará a estas tierras bolivarianas y chavistas.

Así, partiendo de que la confrontación histórico-social, imperialismo y soberanías nacionales de los pueblos del mundo es la contradicción principal de estos tiempos, lo que ya no deja dudas porque ya se viene profundizando. El imperio gringo-europeo, sabiendo que no tiene otro fórmula ante sus propias y difíciles dificultades, no escatimará esfuerzos ni recursos de cualquier tipo para el logro de sus objetivos estratégicos, la dominación mundial definitiva, ejemplos sobran bastantes; en el caso de nuestra Gran Patria Bolivariana, de la misma manera los imperialistas vienen haciendo lo suyo con todo y no están dispuestos por las buenas a detenerse.

Por otro lado se sabe particularmente hasta la saciedad que en Venezuela tenemos los recursos energéticos que quieren a merced los gringos, en tal sentido, procuran algo bien importante que les facilitaría lograrlo, podría resumirlo en dos aspectos. Uno, controlar el área geoestratégica significa la entrada libre a la parte más rica del continente suramericano; Dos, la derrota de la referencia histórica de resistencia y prestancia a la lucha antiimperialista que en sus distintos momentos histórico han jugado los habitantes de estas tierras, desde Guaicaipuro, pasando por Simón Bolívar hasta Hugo Chávez, negarlo sería ingenuidad intencional.

Ahora, qué se debate en la Patria Americana. Unas consideraciones al respecto, las cartas están echadas y los sectores tradicionales y conservadores existentes desde la misma colonización española, hoy asumiendo una postura de derecha subsumida a los intereses neocoloniales y neoliberales gringos en los últimos 180 años, no hacen más que moverse en ese ritmo estadounidense. Siguiendo esas pautas estos mantuvieron gobiernos, partidos, políticos e intelectuales de y sin calaña siempre al mismo servicio, con algunas excepciones que luego tumbaron y/o aniquilaron.

En este contexto es indispensable saber qué les toca o qué se plantean individualmente o en colectivo los definidos herederos de nuestros antepasados históricamente hablando en la coyuntura actual en Venezuela, coyuntura que como nunca antes en la etapa chavista le es favorable a los apátridas desde el punto de vista económico gracias a que aún mantienen control material sobre importantes y estratégicos bienes de consumo y de orden psicológico (alienación consumista) sobre parte importante de los distintos sectores en la población, amén de los errores y omisiones intencionales del tamaño que fueren y que en su momento, habrán de pagar los responsables que se han amparado desde el mismo chavismo.

Ahora, si se justifican las críticas al gobierno alegando aspectos ideológicos, asimismo, asumiendo necesidad de rectificación pero sin lograrlo, de igual manera, señalando que se sigue dentro el chavismo y con la revolución bolivariana pero en un mar de confusión de elementos tácticos con estratégicos, sería iluso creer que esas críticas (pensando en la buena intención de los distinto/as vocero/as) sirven para esclarecer y movilizar a las masas chavistas y al pueblo en general en procura de preservar el legado de Chávez que está recogido en la Constitución Bolivariana y en el Plan de la Patria, cuando en verdad la derecha o la canalla se está regocijando de la fulana contradicción en el seno del chavismo, pues, solo la concibe como una simple y evolutiva coincidencia que realmente no estimula cambios, pero eso sí, les ayuda a preservar sus intereses de clase antagónica.

Por otra parte, en aras de ser asertivos en los mensajes hacia los sectores del chavismo popular, es necesario ver esta contradicción política desde el punto de los intereses verdaderamente contrarios, tomando en cuenta la concepción dialéctica preexistente desde las ciencias sociales, particularmente dentro de lucha de clases, considerando la ofensiva y la defensiva, el avance y la retirada, la victoria y la derrota, como parejas de fenómenos verdaderamente contradictorios e irreconciliables. El uno no puede existir sin el otro. La lucha y la interconexión entre ambos aspectos constituyen el conjunto de la inevitable guerra, lo que permite impulsar su desarrollo y resolver sus problemas en las perspectivas de cada clase social en sus contradicciones.

Entonces, Edgardo Lander, Freddy Gutiérrez, Gustavo Márquez, Esteban Emilio Mosonyi, Juan García, Santiago Arconada, Clíver Alcalá y la derivada Marea Socialista, sin la sine cuanon acumulación de fuerzas populares con conciencia de clases y dispuestas a ser movilizadas por ustedes como una vanguardia esclarecida, qué papel procuran o creen que han de jugar cada uno al pedir o coincidir con la canalla nacional e internacional, en la exigencia para la realización del referendo ya contra el Presidente Nicolás Maduro, el de saludados o el de saludadores?

Si no responden no importa, eso le toca, como siempre a la historia informarlo, indistintamente de quien haya triunfado.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1735 veces.



Gustavo C Vásquez


Visite el perfil de Gustavo C Vásquez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a231234.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO