Diputado Zambrano y Magistrada Emérita Blanca Rosa de Marmol: ¡Pura creatividad!

Para uno que no es leguleyo ni tiene interés en meterse en ese campo que luce a veces "racionalmente" perverso, al leer parte de las opiniones que emitió el diputado Edgar Zambrano y la magistrada emérita, Blanca Rosa de Marmol en el foro que organizó Últimas Noticias sobre la Ley de amnistía, uno llega a la conclusión, que la vaina no es están complicada como supuestamente parece y que el diputado Zambrano, en perfecta comunión con la magistrada emérita del tribunal supremo de justicia, Blanca Marmol de León tienen una solución corajuda (arrecha quiero decir) para ahorrarnos unos reales con esto de la administración de justicia.

Me interesaron estas dos opiniones por eso. Son ingeniosas y corajudas. Permiten ahora y en el futuro resolver cantidades de casos de la manera más fácil y amigable. El diputado Edgar Zambrano nos sugirió que la ley de amnistía es un encuentro. ¡Arrechísimo!

Partamos de este supuesto imposible. Yo por ser chavista y no estar de acuerdo que Edgar Zambrano sea diputado, siendo electo por el voto de la gente, se me ocurre diseñar un plan macabro para que se vaya de la Asamblea Nacional. Planeó entonces, un imposible y calculo quitarle la vida a un hijo o nieto con una guaya. Como he maquinado esta perversa idea con premeditación y alevosía, sé que el hijo o nieto del Diputado Edgar Zambrano pasea en bicicleta o en patineta todas las tardes y regresa a casa a las 7 pm. Coloco una guaya y le produzco unas lesiones, que casi lo degüellan.

Al día siguiente, suena mi teléfono y me consigo que el diputado Edgar Zambrano me está invitando a un sancocho de gallina (un encuentro) con unas cervecitas bien frías. Ese encuentro o reencuentro no hace panitas y me perdona así de fácil. Un reencuentro pues.

Disfrutado el sancocho y ya las cervecitas en espumosas orina vertidas al torrente de aguas servidas; el "reencuentro termina en un tribunal, en el cual, el diputado Edgar Zambrano, junto con su pana que intentó matar a su hijo o nieto, certifica que no hubo lesiones graves ni gravísimas y todo quedamos felices. Con esa consideración de que no hubo lesiones "graves o gravísimas" como nos planteó la magistrada emérita, Blanca Rosa de Marmol, posiblemente se me ocurra otra fatal idea. Decido por ser chavista, darle un batazo a mi vecino porque es de la MUD y un batazo no es una vaina ni grave ni gravísima.

Esa vaina es verdaderamente genial. Con esas dos cositas, pudiéramos pensar en eliminar el TSJ y frente cualquier agresión vamos a un reencuentro, que podemos resolver con un sancocho y unas frías. La vaina además de genial, encaja en nuestra idiosincrasia: Rumba pareja.

Pregunto: ¿La magistrada emérita, Blanca Rosa de Mármol, será la misma que salvó su voto por una denuncia interpuesta por el ciudadano Israel Álvarez Armas?[i] ¿Será la misma? Si es la misma, cómo así. ¿Cómo es que en ese caso sí y aquí no?

El Profesor Lupa diría: Misterio de la ciencia del derecho.


 

[i] http://ccee.fullblog.com.ar/el-voto-salvado-historico-de-la-magistrada-blanca-rosa-marmol-de-leon.html

 

Nota: Pueden leer en la edición de este viernes 01/04/2016, las opiniones plasmadas en el Foro: Páginas 8 y 9



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1810 veces.



Evaristo Marcano Marín


Visite el perfil de Evaristo Marcano Marín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Evaristo Marcano Marín

Evaristo Marcano Marín

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a225517.htmlCd0NV CAC = Y co = US