27 años de una masacre

Evaluando llanamente lo que es la memoria colectiva, sin tener doctorado en estudios de la conducta humana, podemos establecer algunas "coincidencias" globales del cómo al género humano le es fácil olvidar para no reconocer sus debilidades o cobardías y seguir adelante en su burbuja mental, y el cómo estructura para ello excusas para justificar lo quiere desconocer.

Tenemos el episodio del Holocausto Judío durante la II Guerra Mundial de la Alemania Nazi, un hecho que ha sido bien publicitado, donde fueron asesinados millones de seres, incinerados, fusilados y torturados para exterminar esta supuesta raza criminalizada por los arios de Hitler y sus temidos miembros de la SS. Pero esto es tan solo un episodio mas de esa lucha humana para sobrevivir contra la barbarie; la historia de la humanidad está y sigue llena de estas atrocidades; las masacres y exterminios siguen ocurriendo, bajo la mirada cómplice de quienes prefieren protestar para evitar la extinción de animales en peligro y no se compadecen por los millones de seres que mueren de hambre, exterminios religiosos, pruebas colectivas para experimentar fármacos, o simplemente para desalojarlos de sus tierras.

Venezuela sufrió en 27 de febrero de 1989 un episodio que sigue dando de que hablar, aun cuando centenares de seres preferirían que ello pasara al olvido; El Caracazo como se llamó aquel estallido social, donde los pueblo de Guarenas-Guatire encendieron la chispa de la protesta callejera, extendida en pocas horas a medio país, a causa del cúmulo de desigualdades económicas y la implementación de las políticas neoliberales del recién gobierno de Carlos Andrés Pérez y sus "Chicago Boys"; ello en complicidad y tutelaje del Fondo Monetario Internacional FMI y el Banco Mundial, deseosos de ponerle mano a los activos de la Nación y de rodillas al pueblo para complacer la intervención y privatización de toda la economía nacional a favor de los poderes fácticos, que son los mismos de hoy.

Pues bien, esa memoria corta y complaciente de muchos es a la que apela el Sr. Ramos Allup y sus seguidores para que el pueblo en general, llámese chavista o de oposición, "pasen la página", de esa etapa del gobierno adeco que él avaló como flamante jefe de la bancada parlamentaria de aquel Congreso Nacional; el Paquete de Medidas Económicas pasó a la historia como "El paquetazo". Este señor después de 27 años de aquella masacre contra el pueblo de abajo, debiera dar paso a las nuevas generaciones, aun apela a reeditar ese paquetazo; para ello primero debe inducir a la desvalorización del hecho donde fue parte culpable a tantos asesinatos, y que aún reclaman justicia.

No podemos hacer como el pueblo alemán que ante la vergüenza histórica volteó la vista manifestando desconocimiento, El Caracazo es una mancha que tenemos los venezolanos que no reclamamos justicia contra esa masacre, realizada por las balas de un gobierno vendido. Hoy, muchos porque se cansan de hacer colas, caen en el juego maquiavélico e intentan empeorar las cosas, provocadas precisamente por este sector antichavista, lleno de odios y mezquindades, sin ver las consecuencias nefastas que acarrearán porque a ellos no les importa el bien común.

Al cumplirse 27 años del Caracazo y sus consecuentes bajas en número aún incuantificable, pedimos gloria eterna a los caídos, y honor a quienes luchan para que estas masacres no se repitan mas en el país, pero sobre todo prohibamos olvidar a los caídos y quienes los asesinaron.

RUMORES

Hay que reconocer las debilidades de la revolución para enfrentar los problemas que la canalla mediática articula, a través del rumor como herramienta para quebrar a quienes la duda le invade en este proceso, golpeado pero no vencido. Aquí en Nueva Esparta, como en la mayoría de los estados donde ganó la derecha, se envalentonaron hasta quienes habían quedado fuera del juego político opositor; decenas de rumores locales y nacionales despachan maliciosamente sobre la figura de nuestro gobernador Mata Figueroa; incluso hasta Ramos Allup osó mencionarlo como uno de los gobernadores provenientes de la Fuerza Armada, que solicitan la renuncia del presidente Maduro; y en el ámbito local lanzan sus socios la patraña que "Mata Figueroa se cansó de tantos problemas y no aspirará su reelección", sin mencionar los rumores personales contra él y su familia. Todo ello articulado por las mentes enfermas que se valen de la mentira y del vil ataque anónimo, intentando vanamente cercenar el afecto, la ética y la capacidad de un hombre íntegro, quien no le hace falta estar en un restaurant o bares de la isla para mostrar su empeño para trabajar en beneficio de su pueblo; este ataque apunta por mampuesto agredir la imagen de Maduro para acabar con este proceso. Una dura batalla, cruel y despiadada, que ya afecta a quienes dudan y se desesperan reclamando por acciones radicales, inmediatas y contundentes. No es fácil para el presidente Nicolás Maduro subvertir el posicionamiento en su contra, sin embargo sus acciones van bien encaminadas; por ello apostamos, como una buena mayoría del país, pueda superar los obstáculos enfrentados y ver los resultados esperados.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 780 veces.



Henry Hernández Armas

Analista social, experto en Imagen Corporativa, Relaciones Públicas, Estudios Sociales.

 hernandezarmashenry@gmail.com

Visite el perfil de Henry Hernández Armas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Henry Hernández Armas

Henry Hernández Armas

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a223699.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO