Las medidas del decreto de emergencia económica y crisis del modelo económico rentista alternativo opositor

Juan Pablo Guanipa señala que "Ya nadie puede negar la grave crisis económica y social que vivimos los venezolanos…." (1). Si es así, al parecer coincide con el gobierno en evaluar la magnitud de la gravedad y que se manifiesta en el desabastecimiento del mercado, en las colas que realizan los venezolanos (as) día a día, entonces porque no se aprobó el decreto en parlamento legislativo? Mientras que la oposición inculpa al gobierno de la crisis económica el gobierno acusa al empresariado capitalista por la guerra económica además también a sus aliados políticos, la Mesa de la Unidad Democrática, la Mud en apoyarlos.

Así pues; el parlamento negó el Decreto 2184, es decir la aplicación de las medidas económicas excepcionales, extraordinaria y coyuntural para sacar a la población de la situación, mediante "la recuperación económica productiva", aumentando la producción nacional, y con ésta, el abastecimiento del mercado, es decir el esfuerzo en la salida de la crisis económica y social y no precisamente proponiendo la salida política del gobierno de Nicolás Maduro. ¿En qué consisten dichas medidas, las del decreto? Veamos (2):

1. Disponer los recursos provenientes de la economía presupuestaria del ejercicio económico financiero 2015, para garantizar la continuidad de las misiones sociales, abastecimiento de alimentos y de productos de primera necesidad.

2. Asignar recursos extraordinarios a proyectos, previstos o no en la Ley de Presupuestos, a los órganos de la Administración Pública para optimizar la atención de los venezolanos en sectores como salud, educación, alimentos y viviendas, los cuales podrán ser ejecutados a través de las Misiones y Grandes Misiones.

3. Diseñar e implementar medidas especiales, de aplicación inmediata, para la reducción de la evasión fiscal.

4. Dispensar de la modalidad de requisitos propios del régimen de contrataciones públicas a los órganos contratantes en diversos sectores, a fin de agilizar las compras del Estado que necesiten urgencia.

5. Disponer de trámites para la importación y nacionalización de mercancías cumpliendo con los permisos pertinentes.

6. Implementar medidas para agilizar el tránsito de mercancías por puertos y aeropuertos, pudiendo desaplicar temporalmente normas legales que se requieran.

7. Dispensar de los trámites cambiarios de Cencoex y BCV a órganos del sector público y privado para garantizar las importaciones de bienes indispensables para el abastecimiento nacional.

8. Requerir empresas del sector público y privado, incentivar sus niveles de producción así como el abastecimiento de diversos insumos a los centros de producción y bienes esenciales.

9. Adoptar las medidas necesarias para asegurar el acceso de la población a alimentos, medicinas y bienes de primera necesidad, así como al disfrute de todos sus derechos.

10. Adoptar medidas para estimular la inversión extranjera así como la exportación de rubros no tradicionales.

11. Desarrollar y fortalecer el sistema de misiones y grandes misiones socialistas, a fin de incorporar los pequeños y medianos productores.

Cómo las interpreta Juan P. Guanipa, al fijarse en "los considerandos" o justificación del decreto alega, "Ese decreto lo que hace, en primer lugar, es ubicar la raíz de la crisis en una guerra económica con actores nacionales e internacionales, quienes, a raíz de la muerte de Hugo Chávez han intentado desestabilizar la economía del país, tumbar el precio del petróleo, afectar las instituciones y producir una ruptura del hilo constitucional" (2). Existe o no la guerra económica como raíz de la crisis económica y social? No hay duda, la crisis económica es resultado de la competencia del capitalismo, y la competencia es propiamente una guerra de intereses económicos no solo entre actores nacionales sino también internacionales, cuyas geopolíticas influyen en los estados nacionales y sus instituciones, guerra que termina con la desestabilización política y el rompimiento del hilo constitucional.

A nivel macroeconómico, expliquemos que el problema de la crisis económica deriva del desenvolvimiento de un modelo económico, vale decir que la crisis del modelo económico se explica por el desempeños de sus actores económicos, ya sea el sector público como privado, ambos se desenvuelven en el modelo rentista venezolano el cual ha desembocado en crisis, ella no data de los últimos 17 años de la revolución bolivariana, sino desde el dictador Juan Vicente Gómez, bien lo explica Julio Escalona: "Ese modelo lo funda Gómez y ha cambiado poco. En cierta medida el petróleo ha sido estatizado, pero las principales ganancias son del capital transnacional; el incremento del ingreso provoca importaciones que destruyen la producción interna, devalúan el bolívar, dolarizan la economía venezolana, afectan la balanza de pagos, generan exportación de capitales, endeudamiento, inflación. Un fetiche multiplicador de depósitos bancarios en el extranjero fortaleciendo la dominación del capital en la medida que somos más dependientes del petróleo y los empresarios negocian para seguir apropiándose de los dólares". (3).

Con esto estamos aclarando la respuesta al planteamiento de Leon Moraria, "Las intervenciones de los diputados de la MUD en la Asamblea Nacional, al referirse al desastre actual de la economía, lo identifican con una frase que dice mucho, pero, no concreta nada, "esta crisis es la consecuencia de un modelo fracasado" (4). Por supuesto Moraria no apela a la raíz del problema, de el "modelo económico fracasado", prefiere situarlo en el marco de las decisiones de los últimos 17 años, cargar la responsabilidad de todo al sistema económico, sea público o privado al Gobierno chavista y no darse por enterado de que la raíz del problema es el modelo rentista petrolero, de mercado rentista.

Por tanto superar el modelo plantea recuperar la producción social, abandonar progresivamente las importaciones, sustituirlas, industrializar el país, fortalecer el empleo, el ingreso, la oferta y la demanda, reinvertir las ganancias, fortalecer la balanza de pago, evitar la fuga de capital, entre otras medidas, aquellas emitidas por el decreto de emergencia que según la percepción de Juan P. Guanipa significa las siguientes facultades que se atribuye el gobierno: 1. Hacer uso de los recursos remanentes del presupuesto de 2015 y aprobar créditos adicionales o modificaciones presupuestarias en sustitución de la Asamblea Nacional. 2. Eliminar los controles legales en materia de contrataciones públicas, importación y nacionalización de mercancías. 3. Requerir de personas naturales o jurídicas cualquier edificación, maquinaria, medio de transporte que sea necesario para abordar la situación de emergencia. 4. Restringir el sistema monetario, así como las transacciones comerciales o financieras. 5. Dictar cualquier otra medida política, económica o social que estime conveniente" (5). En resumen Así que este decreto lo que busca es incrementar el intervencionismo del Estado, aumentar los controles en todas las áreas del país (6) dada la anarquía empresarial, la especulación capitalista y la criminal actividad de los bachaqueros.

Por estas razones no aceptan además el Decreto, porque hace hincapié en el papel intervencionista del Estado, en cambio la oposición se plantean un modelo neoliberal y al mismo tiempo keynesiano, proteccionista, vale decir un modelo dependiente del rentísmo petrolero, sustentado en "…. reactivar el aparato productivo con incentivos a los productores nacionales tradicionales y con estímulo a quienes aspiren a ser emprendedores. Tenemos que disminuir los controles ya asfixiantes de un gobierno que por controlar todo sólo ha generado ineficiencia y corrupción". (7). El modelo económico que plantea la oposición no es un modelo independiente, está sometido a la ayuda del gobierno con los incentivos económicos, ya sea exoneraciones fiscales, créditos, subsidios, entre otros, recursos provenientes del gobierno, ya sea de los ingresos petroleros y no petroleros.

De igual modo, la oposición aun cuando plantea replicar el rentísmo petrolero, servirse de los ingresos y las divisas, sugieren además, "….reactivar el aparato productivo con incentivos a los productores nacionales tradicionales y con estímulo a quienes aspiren a ser emprendedores. Tenemos que disminuir los controles ya asfixiantes de un gobierno que por controlar todo sólo ha generado ineficiencia y corrupción" (8). Como vemos el acento está colocado en desregular la economía, en la libertad económica de los capitalistas, y eso significa que "Cualquier plan de reactivación económica o de medidas, requieren de altos grados de confianza por parte de los inversionistas (…) (9). En resumidas cuentas del modelo capitalista, Omar Ávila indica que (….) debemos de salir del "rentísmo" y tener una economía productiva, pero para ello necesitamos un sector empresarial privado fuerte, grande y competitivo que genere empleos y contribuya con el desarrollo. Esto solo se puede lograr rescatando la confianza, a través de un Estado de Derecho donde se respete la propiedad privada, en donde las reglas estén claras, y haya libertad" (10).

Con ello estamos diciendo que la burguesía en el país solo pretende sustituir los personajes del gobierno más no cambiar el modelo económico, dar un giro a la derecha, estimular el capitalismo, la concentración del ingreso y la profundización de la desigualdad del desarrollo, crear un fuerte sector empresarial privado basado en reglas claras, privilegiando al capital por encima del trabajo, a los inversionistas por encima del salario. En definitiva un modelo económico basado en el control de la empresas privada de la economía, desplazando al Estado y sustituyendo sus actividades económicas por el sector privado.

Fuentes:

1.-Guanipa, Juan P. "El decreto", cifrasonlinecomve@infocifras, 28-01-2016.

2.-Gaceta oficial N° , Decreto 2184

3.-Escolana, Julio "¿Nuevo modelo económico?", Aporrea, 28/01/2016

4.-Moraria León, "El modelo fracasado tiene nombre", Aporrea, 24-01-2016.

5.-Guanipa, J., Ob. Cit.

6.-Idem.

7.-Avila, Omar, "Deseos no preñan", El Nacional, 26-01-2016.

8.-Guanipa, J. Ob. Cit.

9.-Avila, O. Ob. Cit.

11.-Idem.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1592 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a222206.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO