¿Guerra o diplomacia bolivariana de paz?

¡Será que la historia se repite y así como hace 500 años seremos incendiados como hizo el imperio español con Guaicaipuro y será exterminada la revolución bolivariana , obra de nuestro querido presidente Chávez, conjuntamente con el pueblo y la unión cívico militar? Bueno, les escribo que en ningún momento el guerrero flaqueó y gritando de coraje, se entregó a las llamas peleando. Hemos probado a través de la historia ,nuestra fuerza y valor ante las peores circunstancias. ¡Vamos a darle pues, estamos convencidos! ¡No pedimos, ni vamos a pedir clemencia!

Sabemos, que según el cronograma del tiempo, para el imperialismo, el capitalismo , para la oposición nacional e internacional en estos momentos Venezuela estaría ardiendo en llamas, incendiada por los dos lados entre Colombia y Guyana. Las guarimbas, el terrorismo,el vandalismo, la guerra económica, la guerra mediática y las bolas cargadas de mentiras de hechos tergiversados en contra del gobierno venezolano.

Se pretende crear odio y lo han hecho, contra el gobierno, contra las instituciones, contra las fuerzas armadas, contra la policía, entre el pueblo, en una cerrada campaña por los medios de comunicación, tanto nacionales como internacionales. Se trata de empresas trasnacionales con laboratorios especializados en crear acciones y estrategias comunicacionales pagadas ,contratadas por los EEUU, con bastante billetes de los verdes, única y exclusivamente para estos fines.

Esa es la guerra que vivimos sin cuartel. Después de la muerte del amado Chávez, no le han dado tregua al presidente Nicolás Maduro, que ha sabido, como los buenos capear el temporal, con su diplomacia bolivariana de paz. Ellos creían que Maduro se le iban a saltar los tapones, respondiéndole a tantas ofensas, abonándoles sus siembras de violencia y de guerra. ¡Pues nó!, les falló el horóscopo y están desconcertados, porque aquí en Venezuela y en el mundo ya se sabe , quiénes son los violentos, los guarimberos, paramilitares y los narcotraficantes. Aquí estamos por la paz. Nicolás Maduro lo dijo en la ONU, aquí trabajamos por la paz, que es lo que necesita el mundo para salvaguardar los intereses de la humanidad. ¿Es o no es?

Pero a nosotros, al pueblo, lo tienen bien jodío, sufriendo, plagándolo de angustias, negándole los productos de primera necesidad, conminándolo a las colas, al bachaqueo, escondiéndole las medicinas y subiendo todos los días los precios.

Lo han hecho con saña, con sadismo, porque todo ha sido programado, porque gozan pensando y esperando que el pueblo víctima de la desesperación salga a las calles a tumbar el gobierno y no lo acompañe en las elecciones del 6 de diciembre. Esta gente de la alianza opositora, no tiene ninguna humanidad, porque sus fines son económicos. Por eso no le perdonan al proceso revolucionario bolivariano, que las políticas sociales estén direccionadas a favorecer al pueblo, porque implica un desembolso de dinero que no va a parar en sus capitales

Para ellos, Venezuela debe ser una empresa privada, donde ellos impongan su ley del capital, como hacían en la cuarta. La educación debe ser privada, asimismo la salud, las viviendas, los servicios públicos, la recreación, la tecnología, la alimentación, el transporte y la gran PDVSA. No ven la hora de ponerle la mano a la gran estatal petrolera. Todo debe ser de la empresa privada porque de esa manera ellos cuadran sus multimillonarios negocios con la miseria del pueblo. Así lo han dicho sin ningún recato, porque para ellos, un pobre, no puede tener derecho a una vivienda bien equipada, porque esa casa y esos equipos tienen que venderlos ellos, al mejor postor, no al sarrapastroso que no tiene con que pagar.

De allí, cuéstele lo que le cueste tienen que acabar con el proceso revolucionario bolivariano chavista. Y precisamente, en estos momentos están delirando porque ya tienen su estrategia montada con el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial. Ya se repartieron los reales, ya hicieron los cálculos. Están jugando como el gato con el ratón. Dicen que nos tienen rodeados, cercados

Pero en verdad dan pena, porque al parecer las estrategias no le están cuadrando, porque el gobierno, ante tanta barbarie inducida, le ha salido al paso, desplegando grandes esfuerzos, siempre favoreciendo al pueblo. Eso les indigna. Y en verdad, dan pena y hasta risa, porque ahorita los vemos salir a declarar que las medidas económicas, la prórroga del cierre de la frontera con Colombia, los suministros de alimentos a cielo abierto ¡Y QUE SON CON FINES ELECTOREROS!, pero por favor!, si esto lo instituyó el presidente Chávez en su gobierno, porque son políticas de estado para el pueblo, no para los capitalistas, los usureros!

Entonces ¿nos vamos a dejar quitar lo que nos legó el amado presidente Chávez y le ha costado tanto al presidente Maduro Y A NOSOTROS MISMOS, AGUANTANDO, mantener? ¿En verdad queremos que los buitres de Lorenzo Mendoza, Haussman , los del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, se repartan a Venezuela, a la gloriosa patria de Bolívar, Chávez y del poder popular? ¡Nos vamos a dejar llevar por la rabia o la impotencia por resolver cosas que nos molestan del proceso?! NÓ, EL MOMENTO NOS LLAMA! ¡ la pelea es peleando y estamos acostumbrados a vencer o morir, pero la consigna SIEMPRE, ES VENCER Y VENCEREMOS!!!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 969 veces.



Moraima Rodríguez Alcántara


Visite el perfil de Li Min Wu Rodríguez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: