El ajuste silente del paquetazo empresarial pone en riesgo la "suprema felicidad"

AJUSTE SILENCIOSO: EL DESCONTROL DE PRECIOS EN VENEZUELA Y LA DISMINUCIÓN DE LAS RESERVAS

Volviendo a los problemas sociales y económicos de Venezuela, se ha desatado un descontrol de los precios, no por causa de los controles del Estado (el gobierno) sino por el contrario al descontrol, así que el fracaso del modelo chavista se explica más por la tesis del descontrol de los precios (dolarización) que por la tesis del control del Estado de HLTN, y que las distorsiones de la economía de la economía privada han creado un sacrificio a la población, una incertidumbre, y han sido, por parte de la presión de la nomenclatura capitalista de la empresa privada hacia “el levantamiento de los controles cambiarios” y que dicho sea de paso, podría generar una nueva espiral inflacionaria, una nueva presión, imagínese “los productos regulados al dólar libre” para poner un ejemplo al marcaje del dólar Today de 400 o más, disparándose la inflación a la par de la irritación social de la población que está sumergiendo en la pobreza social a Venezuela toda forzando al gobierno de Nicolás Maduro a no prometer una mayor suma de felicidad, porque viene una época de sudor y lágrimas indica Hernán Luis Torres Núñez (1). Ya existe ese momento, hay no solo “sudor y lágrimas”, hasta hay sangre, de víctimas humanas que por carecer de insumos o equipos médicos en hospitales o clínicas privadas han sucumbidos por acaparamiento de los privados o negligencia de los mismos.

Eso significa que el control cambiario debe sostenerse, de lo contrario se dispararía la inflación, poniendo más en riesgo “la felicidad suprema” del modelo chavista, además tenemos una realidad, “ya estamos sin reservas con control cambiario”, ¿Qué podemos liberar?. Los empresarios han ajustados los precios descaradamente, los han dolarizados sin control del gobierno, “se les fue de las mano la situación”, un ajuste silente se aplica, que hasta el mismo INE como dice HLTN respecto de la inflación “decidió no publicar ese índice para esconder esta realidad” que hace al gobierno sujeto pasivo de como las empresas privadas capitalistas repuntan la inflación pasando los precios al marcaje del dólar today, creándose así, “…un modo normal de funcionamiento, los negocios fraudulentos, la expoliación de lo público, y el ataque a los derechos económico-sociales que afectan la calidad de vida del pueblo venezolano. La frontera entre lo legal e ilegal ha desaparecido (2) según Edgar Perdomo Arzola. Veamos gráficamente, como atenta contra el derecho a la vida el índice de precios de alimentos a la población venezolana.

Indicador

abr-13

abr-15

Var. %

Índice de precios alimentos (diciembre 2014)

436,9

1322,2

203%

Fuente: *Luis Oliveros titulado “Fracaso del plan económico 2013-2015”, los problemas económicos de Venezuela se han agravado en estos dos últimos años. Oliveros maneja las siguientes cifras (Ver http://revistasic.gumilla.org/2015/fracaso-del-plan-economico-2013-2015).

Por supuesto eso no es normal, ese modo de funcionamiento donde el Estado cede terreno, por inercia, no es verdad como lo pintan para desarmarlo, “el terror estalinista” no es tal, es simple manipulación mediática, lo cierto es la expoliación social, la debilidad del gobierno, el paquetazo silente, el ajuste inflacionario, lo viene ejecutando las empresas privadas, devaluando el bolívar, dolarizando los precios en el mercado, expoliando a la población, empobreciendo a la sociedad, a la par, de nuevo al gobierno chavista le tocado enfrentar una nueva crisis económica, social y política de cara a las elecciones legislativa.

Si bien Chávez lidió una crisis económica en el 2008, el desplome de los precios del petróleo, el cual supo derrotarla, logrando que los precios repuntara el barril a 100 dólares por un década más o menos, hoy le corresponde a Nicolás Maduro una nueva crisis petrolera, mucho más difícil que ayer, teniendo a Arabia Saudita renuente a recuperar los precios, a no ser por la vía de la guerra contra Yemen pero abdicada frente a los precios del fracking que ha propiciado los Estados Unidos para surfear la crisis que vive, además dividida la OPEP.

Esa crisis petrolera que hizo posible la explotación de los esquistos ha llaveado a Venezuela toda a vivir un nuevo un colapso petrolero, asimismo a mirar de frente lo que somos, un país rentista petrolero, a expiar lo que dice Hernán Luis Torrea Núñez, “el gran error es no haber administrado la abundancia con criterio de escasez”, y es que no se trata de administrar la escasez en sí misma, vale decir administrar la distribución de la renta, sino de invertir la renta, sembrar la renta, administrar inversiones para el desarrollo industrial, crear un aparato productivo que nos permita romper con las andaderas del petróleo, caminar con pasos propios en el desarrollo.

De qué sirve que tengamos la principal reserva petrolera del mundo sino sabemos explotarla e invertirla en nuestro propio desarrollo industrial, en ganar tiempo, creando un nuevo patrón energético apalancado por el petróleo, ya sea solar, eólica, entre otras que nos permita una fuente energética limpia y ecológica además de resolver muchos problemas del desarrollo social energético autónomo.

Pero todo tiene solución, si hay problemas existen soluciones, tenemos “un poco más de 17 mil millones de dólares, de las cuales más de 15 mil millones es el oro almacenado. Es decir que las reservas monetarias líquidas son ínfimas para hacer frente a las importaciones básicas, alimentos y medicinas, ni hablar de otro tipo de importaciones” (3) lo que se refleja en la disminución de las actividades de las empresas privadas públicas y en el consumo social, más o menos en la dolarización de los precios (inflación), escasez, especulación e inseguridad ciudadana (incertidumbre) que amenazan al proyecto socialista bolivariano chavista del siglo XXI, en particular, los logros económicos, sociales y políticos que afectan la calidad de vida de la población venezolana, de allí que sea para HLTN “muy difícil defender la tesis de que el gobierno está procurando la mayor suma de felicidad posible” sobre todo con la disminución de las reservas internacionales como gráficamente se prueba:

Indicador

abr-13

abr-15

Var. %

Reservas Internacionales (Millones $)

25.907

19.996

-23%

Fuente: *Luis Oliveros titulado “Fracaso del plan económico 2013-2015”, los problemas económicos de Venezuela se han agravado en estos dos últimos años. Oliveros maneja las siguientes cifras (Ver http://revistasic.gumilla.org/2015/fracaso-del-plan-economico-2013-2015).

EL COLAPSO DEL NEORENTISMO SOCIALISTA Y LA SUPERVIVENCIA DE LA SUPREMA FELICIDAD SOCIAL

Naturalmente; el colapso de la renta petrolera ha puesto en evidencia el neorentismo socialista (la redistribución de la renta petrolera en las misiones socialista), durante más de diez años el pueblo vivió no solo la experiencia de la recuperación moral y física, la cancelación de la grande deuda social en salud, educación, vivienda, empleo, abastecimiento de bienes de primera necesidad, sino también la bonanza petrolera que hizo posible la revolución chavista sino que temor a equivocarnos, se sembraba la idea de que el socialismo bolivariano, del siglo XXI, ya era un hecho que hacía realidad el deseo del Libertador, “la mayor suma de felicidad posible”, volvimos a despertarnos de lo efímero del petróleo, sin embargo no podemos negar que la soberanía del petróleo con la revolución bolivariana hizo a muchos muy felices y otros en camino de serlo.

Pero esa felicidad está en riesgo, la suprema felicidad social está en peligro, la revolución socialista del siglo XXI la han colocado en situación de supervivencia en el siglo XXI, ¿las razones? Por qué se atrevió en el continente de rescatar las banderas del socialismo, no ese socialismo abyecto del Estado, al que se le acusa que es lo novísimo de este socialismo del siglo XXI…, un rancio capitalismo de Estado, y seguramente es verdad, pero hay que esforzarse en extirpar, y delimitar lo específico de este tumor terminal” de acuerdo con Edgar Perdomo Arzola (4). Es claro, que el socialismo no se reduce a ser meramente un socialismo redistribuidor de las riquezas soberanas, es mucho más que eso, un modelo compartido, de corresponsabilidad social del desarrollo público, social y personal.

HTLN dice “Para mí el socialismo está ligado a la búsqueda de la justicia social y la búsqueda de la minimización de las desigualdades y esto no necesariamente solo puede lograrse por la vía del control del área productiva”. (5). Esta es la gran debilidad, si queremos acabar con el rentísmo ahora neo socialista debemos crear el modelo productivo socialista, de lo contrario estaríamos negando sus derechos económicos, limitándolo al Estado a sostener improductivamente una sociedad, a negar el derecho a existir el modo socialista de producción.

Por eso HLTN coincidencialmente se suma a la crítica de la derecha, “No podemos llamarnos a engaño en el sentido que el modelo económico que se ha seguido no ha dado los resultados esperados, básicamente un modelo de control estatal de la economía…..” (6), si no ha dado los resultado económicos esperados es porque es un gran reto de la clase trabajadora asumir la producción social, romper las cadenas del ordeno y mando del capitalismo, es superar la alienación del trabajo, el infantilismo servil de la clase dominada, la falta de pericia en la administración de las empresas sociales, el control y seguimiento de los procesos gerenciales, el arte y la ciencia de gerenciar con nuevos criterios que el capitalismo adolece para cometer las tareas del socialismo.

El control estatal de la economía es una verdad del socialismo, sin planificación del desarrollo no podemos avanzar por el nuevo camino, solo que hace falta un modelo compartido de control social, entre el Estado, las empresas expropiadas, las empresas de producción social, las cooperativas, las empresas de cogestión social y autogestión además con las empresas privadas que cooperen con la Ley del Plan, 2013-2019. Eso significa un esquema de control amplio de la economía para evitar la anarquía de precios, la fuga de capitales, la quiebra de empresas, la improductividad y la corrupción.

Según HLTN, “El esquema de control de la economía por parte del Estado en el área productiva es una idea que proviene del pensamiento socialista tradicional de inspiración marxista. Un esquema que fracasó históricamente. Sin embargo, la dirección de la revolución no quiere asimilar esta realidad porque sería como una traición a los ideales socialistas y al legado de Hugo Chávez” (7). Es lógico, que si la revolución renuncia al control público, expone a la economía y la sociedad al mercado, a las leyes del mercado, a la oferta y demanda, mejor dicho a la incertidumbre social, muy congruente con la dinámica del capitalismo y así estaríamos traicionando los ideales socialistas de socializar lo público, pero es más, el control de la economía, en especial en el área productiva, por la sociedad, en especial por la clase trabajador en corresponsabilidad con el Estado que no solo pública, ojo, es una idea tradicional marxista, la apropiación de la sociedad trabajadora de los medios de vida.

Esto es así para no degenerar en esa distorsión del pensamiento que nos ofrece la idea de Edgar Perdomo Arzola, “En el totalitarismo soviético el origen de la corrupción eran los políticos, ya que su origen estaba en que el Estado intervenía mucho, y tenían demasiado poder. Su receta es harta conocida: más controles, escasez, colas”, la nomenclatura como lo asocia a la revolución bolivariana, sumándose a la crítica de “los controles del Estado”, estigmatizándolo de “terror estalinista” al que hay que extirpar, el socialismo del siglo XXI, mejor dicho el control del Estado como si este fuese la causa de los males, el tumor maligno, olvidándose que no porque la burocracia cometa errores, el origen de la crisis del socialismo sea el terror del Estado sino la falta de controles sociales de esa burocracia, que el verdadero terror es la anarquía de las empresas privadas, el mercado que deja a los sujetos económicos privados, el control absoluto de la economía, la fijación arbitraria de los precios, la población a merced de la arbitraria fijación de los precios (inflación), además de fijación subjetiva del valor del dólar, desligada de la institucionalidad oficial, el Banco Central, trayendo en consecuencia resultados indeseados en la población, el freno al consumo, el impedimento al acceso de los bienes de primera necesidad.

Indicador

abr-13

abr-15

Var. %

Tasa de cambio paralela (Bs./$)

22

274

1145%

Fuente: *Luis Oliveros titulado “Fracaso del plan económico 2013-2015”, los problemas económicos de Venezuela se han agravado en estos dos últimos años. Oliveros maneja las siguientes cifras (Ver http://revistasic.gumilla.org/2015/fracaso-del-plan-economico-2013-2015)

Por eso; no podemos compartir la tesis de HTLN que propone “Una economía puede funcionar con empresas privadas, cooperativas, y empresas de cogestión en un mercado donde el precio se establezca por la dinámica del mercado. Por supuesto, debe existir una legislación que penalice el monopolio. En caso de que una empresa obtenga unas ganancias muy elevadas por la vía de la especulación, el Estado puede arrebatarle las ganancias excesivas por la vía de un sistema impositivo progresivo y severo”. Podemos admitir que la empresa fije los precios, siempre que sea respetando la regulación de la tasa de ganancia, además al decir, que cuando se presenten “ganancias excesiva”, el Estado penalice de manera impositiva, eso sería admitir el delito económico, hacer cómplice al gobierno de la expoliación de la empresa privada al consumidor solo obteniendo una pena fiscal, se trata de prevenir el delito económico, la inflación y esto se logra con el control público para evitar precisamente la especulación y la corrupción privada como viene sucediendo:

Indicador

abr-13

abr-15

Var. %

Índice de Precios (diciembre 2014)

358,8

839,5

134%

Fuente: *Luis Oliveros titulado “Fracaso del plan económico 2013-2015”, los problemas económicos de Venezuela se han agravado en estos dos últimos años. Oliveros maneja las siguientes cifras (Ver http://revistasic.gumilla.org/2015/fracaso-del-plan-economico-2013-2015)

Por el contrario, hoy la sociedad urge de que el Estado (el gobierno) controle los precios, la dolarización de los precios auspiciada por la página Dólar Today, esa corrupción de los banqueros prófugos venezolanos en complicidad con el imperialismo de los Estados Unidos para blanquear dólares, el lavado de dólares ha desatado insatisfacción de los consumidores, irritación social en la población que ve la anarquía de los precios, la inflación a causa de las decisiones arbitrarias del Dólar Today, el fracaso del mercado, primero con el colapso mundial de los precios del petróleo, seguido con la generación de escasez de dólares, la paralización del aparato productivo, la devaluación del bolívar, no hay duda de que se trata de la crisis del capitalismo, de querer descargar la crisis sobre los países rentistas petroleros, de dolarizar su economía, de someterlo al Estado, a la redependencia monetaria, a la deuda externa y los controles cambiarios, de Sistema de Reserva Federal de los Estados Unidos, a la nomenclatura del capital, al terror financiero del Dólar Today, subordinado a la banca privada de los Estados Unidos.

 

Indicador

abr-13

abr-15

Var. %

Diferencia entre Tc paralelo y el Oficial

59%

2995%

 

Fuente: *Luis Oliveros titulado “Fracaso del plan económico 2013-2015”, los problemas económicos de Venezuela se han agravado en estos dos últimos años. Oliveros maneja las siguientes cifras (Ver http://revistasic.gumilla.org/2015/fracaso-del-plan-economico-2013-2015)

EL DESMANTELAMIENTO DE LOS CONTROLES PÚBLICOS Y DE LA DEMOCRACIA SOCIALISTA EN LAS MISIONES

Para coronar El Paquetazo Neoliberal Empresarial, con la apuesta al dólar Today y la dolarización de los precios, presiona la empresa privada al gobierno, solo le falta la decisión final, liberación cambiaria, liberación de los controles del gobierno, liberación de precios, la manera de que el capitalista especule libremente, obtenga ganancias, crecimiento económico sin desarrollo social, acumulación de ganancias sin desarrollo humano, contentándose HLTN de que “Es obvio que habría que instrumentar algunas medidas de compensación para los sectores en extrema pobreza que pueda paliar en algo los efectos del ajuste económico…” (8) que el capitalismo venezolano mediante el terror de la ciberguerra viene ejerciendo con Dólar Today como artillería mediática, sin embargo, HLTN le da el empujoncito, recomienda una receta consabida, la camisa de fuerza al gobierno (al Estado), “el gobierno debería detener la impresión de dinero inorgánico, lo que sería perjudicial para los más pobres que se benefician de alguna misión que les transfiere dinero sin retribución” (9).

Liquidez Monetaria (Miles de Bs. )

755.521.926

2.191.264.699

190%

Base Monetaria (Miles de Bs., febrero 2015)

241.865.658

838.197.732

247%

Fuente: *Luis Oliveros titulado “Fracaso del plan económico 2013-2015”, los problemas económicos de Venezuela se han agravado en estos dos últimos años. Oliveros maneja las siguientes cifras (Ver http://revistasic.gumilla.org/2015/fracaso-del-plan-economico-2013-2015)

Repitiendo aquello de que no es la arbitraria subida de precios de los empresarios capitalista y su competencia la causa directa de la inflación sino como dice pedro Palmar “La desbocada inflación se debe en buena medida a esa expansión del dinero, combinada con la caída de la oferta local de bienes y servicios, y a la restricción de importaciones debido al desplome del petróleo” (10), como vemos, en el capitalismo rentístico, cuando colapsa los precios del petróleo, se crea escasez de divisas, y eso se refleja en el gobierno y por ende en la venta de dólares de éste a la empresa privada, impidiéndole a esta, renovar el ciclo de compra-venta, el ciclo comercial, por lo que se ve obligado a comprar los dólares en el mercado negro (mercado paralelo), especulando con los precios y los bienes escasos, de esto no se habla en los medios empresariales y académicos de las causas generales de la inflación, solo es gobierno es responsable, eximiendo a la empresa privada y al gobierno de los corporaciones petroleras de ser los causantes del colapso de los precios petroleros.

Que nos propone Edgar Perdomo Arzola, “Venezuela necesita una verdadera revolución democrática que haga cumplir lo que dice la Constitución Bolivariana: que el poder resida en la soberanía popular. No es fácil, pero la revolución, para ser realmente democrática, tiene que romper con el esquema totalitario estalinista que gobierna de facto nuestro presente, y controla impunemente el desarrollo del futuro de las nuevas generaciones como personas libres”. (11). Parece que el señor Arzola ni se ha dado cuenta de la democracia participativa, del papel de los consejos comunales, de la revolución democrática que el socialismo hizo posible transformando la vieja constitución liberal de 1961, que ni siquiera la vieja nomenclatura del capitalismo de Estado, Acción Democrática y COPEY, hicieron posible, menos romper con el monopolio del poder político, el bipartidismo totalitario que gobernó de facto de manera impunemente condenando a las generaciones futuras ante el dilema, la sumisión social o al levantamiento violento, el Caracazo.

Sin embargo Arzola frente a lo diversidad de los problemas de la sociedad venezolana considera que “Donde se refleja la contradicción orgánica entre democracia, capitalismo y socialismo, es decir, entre un sistema político que se fundamenta en la desigualdad jurídica legal de las personas que critican y disienten, y un orden económico-social organizado de la estructura del poder de la nomenklatura bolivariana, en base a la renta, y la riqueza que ostenta el actual burocratismo estalinista”. (12). Parece que Arzola no encuentra la diferencia entre socialismo y capitalismo, en lo económico, cree que la democracia es capitalista, que su principal defecto es un sistema político que la nomenklatura neliberal fundamenta la sociedad en “una simple desigualdad jurídica”, más no en lo esencial de la desigualdades económicas como base de las desigualdad sociales, y que ve el socialismo bolivariano ajeno a la democracia política, la estructura del poder, cuando ha sido éste quien lo ha democratizado en lo social, para la cual la burocracia estalinista ha debido de servir la renta, la riqueza petrolera administrada por PDVSA, tal cual nos los muestra Pedro Palma:

Varias modificaciones recientes de la ley del BCV, …..obligándosele a financiar de forma irrestricta gasto público deficitario de entes públicos como Pdvsa, empresa que en los últimos años ha  incurrido en altísimos y crecientes déficits debido a las cargas financieras que se le han impuesto, muchas de ellas ajenas a su actividad medular, tal como el financiamiento de las famosas misiones o programas sociales del gobierno. Eso explica por qué a fines de marzo de 2015 la deuda neta de la petrolera estatal con el BCV superó la astronómica suma de 925 millardos de bolívares, equivalente a más del 42% de la liquidez monetaria total de ese momento, habiendo aumentado esa deuda neta 3,6 veces en tan solo 18 meses.  Esa es la principal razón por la que el dinero de alto poder creado por el instituto emisor se triplicó en ese lapso, generándose un aumento muy intenso de la cantidad de medios de pago en poder del público”. (13).

Claro no habrá quienes critican y cuestione el papel del Banco Central de Venezuela, su autonomía, pero eso es para lo que sirve un Banco, sobre todo del gobierno, para crear mediante el crédito medios de pagos, como dice ¨Pedro Palma “De hecho, cuando un banco central crea dinero base o primario para comprar activos como divisas o inmuebles, o para dar asistencia financiera a la banca, o para financiar gasto público deficitario, inyecta activos líquidos a la economía que estimulan la actividad crediticia de la banca, haciendo que el nivel de la oferta monetaria acabe siendo mucho mayor que el del dinero primario o base. Eso es lo que se denomina el multiplicador monetario”. (14). Quisieran los críticos que el Banco Central sea independiente del gobierno, tome decisiones autónomas, insubordinadas al gobierno, una especie de Reserva Federal de los Estados Unidos, independientes aparentemente.

Y que nos propone Hernán Torres, si bien el Reserva Federal no ha controlado el déficit público, la emisión inorgánica de dinero en los Estados Unidos, menos se ha aplicado en Japón con relación a la deuda/PIB que podemos esperar de una crisis en Venezuela, ¿que nos atemos las manos? No hagamos uso de la capacidad de maniobrabilidad del gobierno, de las políticas económicas, que quedemos en inercia, pues no, aunque sea creando déficit público, expandiendo la base monetaria por la vía cambiaria como lo hace estos países mencionados, el problema no es que se no solo se incentive la demanda, si no que la oferta no se ajuste a ella, que pueda crear escasez, y esto solo es posible para atender transitoriamente las necesidades de “el camino socialdemócrata, una odiosa tergiversación del socialismo verdadero” (15), como dice HLTN y añade: “Frente a esto solo podemos responder que en los países nórdicos (Suecia, Finlandia, Noruega) donde se ha aplicado esta receta tiene los mayores índices de calidad de vida, ahí si aplica eso de la mayor suma de felicidad para el pueblo. Ningún país socialista de inspiración marxista ha llegado ni cerca a los niveles de vida de estos países del norte de Europa (16).

EL MODELO NORDICO Y LA INCERTIDUMBRE DE LA SUPREMA FELICIDAD SOCIAL EN PELIGRO

Revisemos ese modelo de socialismo hibrido, de combinación de crecimiento económico y bienestar social, de socialismo de estado, que propone Hernán Torrres. Por su parte; Antonio Maqueda acusa de que “Basta con examinar los últimos indicadores para alcanzar la conclusión de que algo no acaba de funcionar en las economías más septentrionales de Europa. Aunque Noruega sea un caso aparte porque posee vastas reservas de petróleo y en consecuencia disfruta de la tasa de desempleo más baja del mundo, su economía padece una suerte de enfermedad holandesa: un camarero cobra el doble de lo que ganaría en cualquier otro país de Europa, la productividad no avanza, el precio de la vivienda se ha disparado y el endeudamiento de las familias es altísimo. El propio gobernador del banco central noruego advirtió hace poco de los riesgos provocados por el desplome del crudo. Y con la vista puesta en el medio plazo recetó una devaluación salarial al tiempo que el Estado se ajusta el cinturón con el fin de compensar el declive de los ingresos del petróleo”. (17).

O sea que la economía septentrional de Noruega es tan rentista como Venezuela, pero además “el ejemplo del camarero” no dista de la realidad en Venezuela, un obrero gana más que un maestro, un empleado puede hasta ganar más que un profesor universitario, y esto en el socialismo del siglo XXI, así que no estamos muy lejos de Noruega, castigando la productividad del trabajo, Venezuela también padece la enfermedad holandesa, con la diferencia de que el gobierno procura que los más necesitados acceden a vivienda gratuitas, la tasa de desempleo es baja en comparación y menos se permite que se devalúe el salario, excepto la inercia frente al empresariado que viene subiendo los precios de manera anárquica, dolarizándolos sin importar la depreciación del poder adquisitivo del dinero, diríase que se está creando una burbuja de precios especulativa.

Por su parte la economía finlandesa “Golpeada por la crisis rusa, el hundimiento de Nokia y las dificultades en los sectores maderero y del metal, Finlandia encadena tres años de recesión. Desde que se inició la crisis soberana, sus costes laborales unitarios han crecido unos seis puntos a la vez que su productividad ha encogido casi cuatro, explica un estudio producido por The Boston Consulting Group. Dentro de la prisión del euro, no puede devaluar y pierde competitividad a manos de los alemanes y los periféricos. Así no es de extrañar que en Helsinki la situación se haya puesto muy fea, hasta el punto de que el líder del partido que ocupa la pole position en las encuestas prometa recortes del gasto por doquier. Entre los economistas finlandenses, abunda la opinión de que se desaprovechó la bonanza para hacer reformas, máxime cuando se trata del país que más envejece del mundo tras Japón. A pesar de contar con unas finanzas públicas saneadas, la deuda pública han comenzado una espiral al alza y Standard & Poor’s le ha retirado la triple A, la primera bajada de nota entre las economías de la zona”. (18).

Aquí tenemos la respuesta que esperaba Hernán Luis Torres Núñez, al menos Venezuela tiene la capacidad de maniobrar con el Banco Central, pero Finlandia atada al euro, dentro de la “prisión del euro” no puede devaluar, si lo hace perdería capacidad competitiva, en cambio Venezuela si lo puede hacer, aún no está sujeta a “la prisión del dólar”, no pierde capacidad competitiva, por el contrario gana frente a Colombia, por el diferencial cambiario. Pero igual pese a ser un país desarrollado, solo que las empresas debería aprovechar estas oportunidades económicas; Noruega pese a que perdió la oportunidad de aprovechar la bonanza petrolera, “la administración de la abundancia con la escasez” como gusta decir a HLTN, pero otro detalle, fijémonos que la deuda en relación al PIB ha comenzado con una espiral que la Standard & Poor’s le ha retirado la triple A en su calificación.

Otro de los países que nos pone como modelo para salir de la crisis venezolana y que la tradición marxista no ha podido alcanzar los niveles de vida según Hernán Luis Torres Núñez se refiere a Dinamarca, de la cual se tiene conocimiento de que “Si bien ha conseguido abandonar las tasas negativas de PIB, la economía danesa aparece estancada y a duras penas se recupera del estallido de una burbuja inmobiliaria que ha ocasionado más de cinco años de crecimientos exiguos o negativos. El desapalancamiento de los hogares y la baja inversión de las empresas aún lastran la actividad, a pesar de que la ratio de paro comienza a bajar del seis por ciento”  (19). Si esto es así, que podemos esperar de Venezuela otra burbuja, si ya nos montamos en la que los empresarios hacen, la burbuja de precios, a todos los niveles, inmobiliaria, automotriz, de equipos electrodomésticos, de herramientas, y los salarios depreciados, no imagino como saldrán del decrecimiento económico si el gobierno no apalanca los hogares, no eleva los salarios.

Por su parte; Tras su crisis bancaria, de Islandia ya ni hablamos. Tan sólo Suecia resiste gracias a que ha acometido más reformas que el resto en los últimos tiempos. Dicho esto, aun así se enfrenta al riesgo creciente de deflación mientras que el crédito sigue al alza, los salarios suben y los precios inmobiliarios se han duplicado, un cóctel que a todas luces puede hacer peligrar su estabilidad financiera. El avance del PIB sueco se vislumbra todavía bajo y el desempleo permanece enquistado en el entorno del 7 por ciento, un porcentaje bastante elevado para los estándares nórdicos”. (20). ¿Es esto lo que nos propone este caballero como modelo de la mayor suma de felicidad para el pueblo a imagen y semejanza de los países nórdicos?.

Cuesta creer que el modelo nórdico funcione en Venezuela, “Aunque ciertamente su posición se encuentra a años luz de cualquier país de la periferia, todos los informes alertan sobre la elevada deuda de los hogares, el estancamiento de la productividad, los altos niveles de desempleo respecto a sus estándares habituales, unos costes laborales y sanitarios al alza, el ausentismo laboral, las pocas horas de trabajo, la existencia de demasiados parados desincentivados por las ayudas, la considerable proporción de trabajadores temporales o una posición fiscal que empeora. Y ello en un contexto sometido a mucha competencia global, frecuentes cambios tecnológicos y un acelerado envejecimiento de la población. Cuando se comparan con sus competidores directos, el mito de la competitividad nórdica es cada vez más una ilusión, afirma en un dossier The Boston Consulting Group (21). Por ciertos problemas muy comunes con la periferia que no podríamos decir que estamos años luz.

Además del Informe del el informe de Samak, una organización compuesta por los partidos de centroizquierda y los sindicatos nórdicos, señalan que “los retos son muy significativos y requieren un gran esfuerzo de reestructuración para que el modelo continúe siendo una historia de éxito”. Este papel destaca entre otras cosas que la desigualdad ha aumentado, que las cantidades destinadas a gasto social han descendido a la media de la OCDE o que Alemania y Reino Unido registran mejores datos de empleo”. (Ídem). De manera también se compensa a la sociedad, sin embargo no se construye el socialismo real, el del empoderamiento popular, de los resortes del poder económico, ese que acaba con la desigualdad social y jurídica, no olvidemos que tampoco en relación con Venezuela, “Lejos queda ese patrón de expansión del gasto público que acabó con sus economías ahogadas entre finales de los 70 y principios de los 90. Desde entonces, abordaron importantes reformas para relanzar sus economías empezando por la educación y unas finanzas públicas saneadas” (22).

Como vemos tenemos tareas comunes, problemas comunes e incluso soluciones comunes, solo que los países nórdicos jamás se enrumbarán por el socialismo verdadero, ese que hace que el pueblo asuma los derechos económicos, la apropiación de los medios de producción social contrario a la privatización y como “muestra un botón: entre 1993 y la actualidad, Suecia recortó el tamaño del sector público sobre PIB desde el 67 hasta el 49 por ciento, unas cotas bastante por debajo de las de Francia y cercanas a las de Alemania o España. De una forma u otra, todos introdujeron al sector privado en la gestión de servicios públicos como hospitales, ambulancias, bomberos o colegios. Aunque el 30 por ciento de la fuerza laboral trabaja para el Estado, siempre se busca la eficiencia en lo público y se miden los resultados. En Noruega por ejemplo no existe la figura del funcionario de por vida. Y en Dinamarca se redujo en 2007 a la mitad el número de políticos regionales y locales, algo del todo punto impensable en otras latitudes del planeta”. (23).

Así que tenemos soluciones, la crisis tiene solución podemos crear las cooperativas para asumir los servicios en corresponsabilidad con el gobierno, tales como ambulatorios, escuelas, con criterios de “eficiencia en lo público y se miden los resultados”, colectivizar el agro con rendimientos productivos para el abastecimiento de las tiendas del gobierno, asimismo aprendamos lo mejor de estos países, “salvo Noruega, uno por uno han reducido sus transferencias sociales para centrarse en la recolocación de los trabajadores, la formación y el I+D, unas políticas que han logrado que el gasto en la rúbrica de ayudas haya disminuido por debajo de los niveles del resto de Europa incluyendo al sur, tal y como recoge el informe del Consejo Nórdico. La protección del trabajador en términos de indemnización por despido y derechos es mayor que en Estados Unidos, Irlanda y Reino Unido pero menor que en el resto de Europa, si bien el temporal suele gozar de muy poco amparo. Y todos están elevando la edad de jubilación a los 67 años”. (24).  

Debemos recolocar a los trabajadores de acuerdo a sus capacidades y vocaciones, reciclar los profesionales universitarios en investigación y desarrollo, con ello se estaría reduciendo el gasto en las misiones sin contraprestación social, apreciando que en Venezuela no se ha tocado la edad de la jubilación, lo cual permite un mejor vivir para el trabajador que abandona el trabajo, pero como nos dice Antonio Maqueda, “Curiosamente, ese mismo informe del Consejo Nórdico concluye que Suecia quizás sea el que mejor aguanta porque ha recortado bastante los impuestos, ha reducido sensiblemente las ayudas a los desempleados, ha reformado las pensiones para que se ajusten a los ingresos y ha endurecido los pagos por enfermedad” (25).

Con esto concluimos, con la afirmación, de Maqueda: “A todo el mundo le gustaría tener el modelo sueco. A los suecos, también”, igualmente le hacemos la pregunta a Hernán Luis Torres y Edgar Perdomo Arzola, no les gustaría tener a estos caballeros, el modelo nórdico luego de revisado que se han reducido las ayudas a los desempleados, se ha aumentado la edad de la jubilación, se ha reducido el gasto social, se han privatizado los servicios, reducido el tamaño del Estado, descendido el gasto social, ha crecido la desigualdad social, altos niveles de desempleo, altos costos sanitarios, en resumen la ausencia de la suprema felicidad social que depara el estado del bienestar? Al parecer, el modelo económico nórdico que se ha seguido no ha dado los resultados esperados, básicamente un modelo de control estatal con el auspicio rector de la empresa privada.


Fuentes:

1.- Hernán Luis Torres Núñez, ¿Estamos ante la acumulación de problemas insolubles?, Aporrea, 27/05/2015

2.-Edgar Perdomo Arzola, Venezuela: ¿Bajo el terror estalinista?, Aporrea, 29/05/2015

3.-Hernán L. Torres N., Ob. Cit.

4.-Egard, P. Arzola, Ob. Cit.

5.- Hernán L. Torres N., Ob. Cit.

6.-Idem.

7.-Idem.

8.- Ídem.

9.- Ídem

10.-Pedro Palmar, “Dinero de alto poder”, Latín express, 30-05-2015

11.-Egard, P. Arzola, Ob. Cit.

12. Idem.

13.- Pedro Palmar, Ob. Cit.

14.-Idem.

15.- Hernán L. Torres N., Ob. Cit.

16.-Idem.

17.-Antonio Maqueda, “El modelo nórdico se agrieta: los países escandinavos se estancan y plantean nuevas reformas”, vozpopulis”, 15-03-2015

18.-Idem.

19.-Idem.

20.-Idem.

21.-Idem.

22.-Ídem.

23.-Idem.

24.-Idem.

25.-Idem.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2734 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a208583.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO