Jaquelinne Farías, por favor préstame atención. Los otros ministros no lo hicieron

¡Qué tal, camarada! Cada día con mayor angustia ante la situación de indefensión que tenemos ante tantos ataques terroristas, reseñados en todos nuestros programas y con lo que la oposición logra sentirse efectivos con su vandalismo y enorgullecerse.

Es como le ocurre a cualquier delincuente común al ver sus acciones reflejadas en las páginas y noticieros, y con orgullo negativo las muestran a sus compinches para adquirir jerarquías.

Con humildad opino, y tal vez equivocado en políticas internacionalistas que como es lo que más gravita en la opinión sobre nuestro gobierno hay que enviar reportes mensuales a los organismos internacionales sobre el estado de sitio con muertes que existe en algunos sectores habitados, buenos y malos.

Informarles, fílmicamente, a las embajadas de cada país acá, y desde nuestras embajadas todas allá, sean de amigos o medioamigos, que el gobierno ha decidido “TOMAR MILITARMENTE ESOS ESPACIOS” ya que nos están matando a diario. Paramilitares infiltrados, narcotraficantes de varios niveles, etc.  

Es una especie de SOS nuestro para que los opositores mundiales, y los venezolanos, no sigan pensando que somos pendejos y para que después no digan que tomamos medidas contra el pueblo y vayan a  inventar más injerencias o invasiones.

Esa matazón, y heridos, de Policías sin importar jerarquías, a través de una acción permanente con paramilitares colombianos y activistas del narcomundo popular, al destacar ineficiencia la han estrategizado como un incentivo para atemorizarnos, demostrar inseguridad, ingobernabilidad.

Ahora, con sus permisos, y en especial a nuestra apreciadísima Jaquelinne, a quien admiramos y respetamos por sus capacidades profesionales y políticas, y sus aciertos y su verbo fuerte, por su compromiso íntegro e integral con la Revolución, y a quien quisiera le llegaran estas notas.

La condición humana y profesional de ingeniera de Jaquelinne la sentí cuando se desempeñaba como presidenta de Hidrocapital y llamé a su número, y me escuchó con cordialidad pudiéndole comunicar que yo había elaborado una propuesta (que aprobaron profesionales y autoridades del INOS y que no aplicaron)  para sustituir tuberías de gran diámetro lo menos traumáticamente posible para las comunidades y usuarios de las vías.

En ese caso para reparar la tubería de 1.500 mm de la avenida principal del Cafetal.

Bien. Voy a reinsistir con lo que parece tan difícil de lograr que lo siento como una especie de utopía personal como es ordenar parcialmente los medios radiales, y en especial los televisivos.

Comenzando con sus programaciones de noticias, todas, y que sean generadas por ellos mismos dándoles mayor empleo a periodistas.  

Servirá para prohibir la lectura de periódicos, menos mostrándolos, ya sea directo del papel o de las páginas de internet, por radio y TV.  El que quiera verlos que compre sus periódicos, pero no podemos calarnos toda esa diarrea de información falsa, tendenciosa, o exagerando problemas que nos muestran a todos, bien amaneciendo o cerrando en las noches.

Las vainas vomitivas como de Tal Cual, el Nuevo País, Reporte de la Economía, y pare usted de enfermar, que nadie compra ni por urgencias sanitarias de carretera, nos las calamos en los noticieros tanto los revolucionarios como, y con peor efecto psicológico, los escuálidos y los independientes, mal llamados los ni-nis.

Además, si es necesario, apurarse para legislar al efecto, aunque la sigan chillando, para que exista un verdadero equilibrio informativo, por lo menos en las primeras y últimas páginas.

Las primeras páginas diseñadas para perjudicar e intimidar, hasta se han convertido, en páginas rojas, las de los crímenes, sucesos aborrecibles, etc.

Que por cada defecto, error, de gestión gubernamental, que hay por montones por descuidos de mucha gente, que muestren en fotos o titulares y presentar al lado, a continuación,  un logro de las mismas dimensiones del efecto.

Exigimos menos ventajismo visual opositor y así “comenzar a medio ganar” aunque sea una batalla, en la inclemente guerra de cuarta generación (o de todas las generaciones) que nos están ganando y es lo que más nos perturba emocionalmente, y nacionalmente, súper potenciado con la Guerra económica, que nos ganaron, hasta ahora.

Hay varios periodistas del estilo de los anteriores “globoterrores” en TV y en radio con programas dañinos y hasta insultantes. Llenos de mentiras. Por ello, si invitan a  alguien y miente, deben ser penalizados entrevistador y entrevistado, y tal vez el productor y el director del programa.

Ahora, y a veces repiten, sin asegurarse de la veracidad del contenido de cuanto mensajito de texto que les llega o, peor aún, los elaboran allí.  

También queremos, rogamos, le exigimos a CONATEL, al excelente periodista William Castillo, que fijen una estrategia al efecto, controladora, no importa, pero frenadora de la socavación de nuestra Revolución.

Y si ustedes en CONATEL tienen miedos o compromisos, apóyense en las “contralorías de usuarios” (si es necesario crearlas por estados)  dispuestos a frenar el desastre comunicacional contra nosotros.

Por ejemplo, ¿qué tanta importancia nacional tiene que, haciendo un pase por TV a una región del país, un locutor destaque solo hechos negativos, caso como una violación de una niña, un robo en una escuela, etc., salvo para seguir dañando al gobierno?

Por otra parte, cuando entrevistan a cualquier maquiavélico vocero arrastrado y dice cualquier vaina mintiendo, queda como una simple entrevista, y no pasa nada. ¡Coño, no pasa nada! Exigimos que los llamen a que demuestre su mentira.

Por cierto, aunque ahora es baja la agresión contra el CNE porque se aproximan elecciones, es una oportunidad para exigirles a los líderes opositores vandálicos que se expresen del CNE cómo lo vienen haciendo.

Pero que sus observaciones negativas y desprestigiadoras las expongan en una Asamblea con todos los trabajadores del CNE y sus autoridades, y sientan cómo de una vez por todas echan por tierra sus insultos y sus grandes mentiras.

Igualmente, que todos los líderes de la escualidismo que siempre opinan contra algún componente de la FANB, o contra toda ella, que repitan y expongan  todo eso frente al Alto Mando Militar.

A muchos, seguro no le funcionarían muy bien los esfínteres. A menos que ya se hayan acostumbrado.

Como he propuesto: con cada mentira su demostración si no, una condena.

Por otra parte, sí ya comenzamos a dejarnos de tantas tonterías, si ya no tememos porque no tenemos tanta dependencia, mejor dicho porque somos soberanos, ¿qué nos importa que mediáticamente digan cualquier otra cosa en contra estas medidas que propongo para proteger a nuestro gobierno, si se cansaron de hacerlo contra el presidente Chávez?

Aun todas las libertades dicen que no hay libertad de expresión, que hay “políticos presos” y exiliados, entonces ¡apretemos las tuercas!

Por más que por nuestros canales de Tv. y las pocas emisoras de radio y periódicos que nos acompañan, y las valiosas cadenas, difundan la magnitud de la obra, que a veces no es representativa ante tantos problemas acumulados por tanta desidia del pasado, (y pelones nuestros a montones), por más didáctico e informativo que sea el Contacto con Maduro y retransmitir los “Aló Presidente”, la acción de gobierno se diluye con la sucia acción mediática de la oposición integral. Universal. Que sí sabe y cumple con su tarea.

NOS CONTINÚAN GANANDO LA BATALLA MEDIÁTICA CON SU TERRORISMO Y SU DESINFORMACIÓN MASIFICADA. CON SUS MENTIRAS.

Bien. Por mi angustia, la del Presidente, y la de todos, pero a ver si le llega al MINCI, a Jaquelinne, nuevamente someto a su consideración algunas propuestas para combatirlos.

Es más, camaradas, estimo que los ataques mediáticos son tan fuertes que conforman un delicado Asunto de Estado que requiere, a mi humilde entender, uno o varios gabinetes ministeriales ampliados para atenderlo y resolverlo. Un CONATEL más agresivo.

Hay que actuar decididamente salgan sapos o salgan ranas por las supuestas violaciones a la libertad de expresión, de los DIHH, y todas esas pajas manipuladas. Pero haciendo una contraofensiva certera, sin ambages.

Esos medios que agreden y agreden, que insultan e insultan a mansalva a un altísimo porcentaje de venezolanas y venezolanos, no pueden seguir afectándonos. Por falsos y mentirosos nos irritan y nos acosan. Nos someten al escarnio mundial y a que nos agredan de todas las formas.

No le dieron descanso a Chávez y ahora tampoco a Maduro.

Cuando leas uno de los  artículos, http://www.aporrea.org/medios/a204295.html

encontrarás descritas las siguientes acciones que acá resumo:

Ordenar la transmisión de noticias.

Una Globovisión muy mejorada mantiene su agresividad en las mañanas donde Carolina y a Alfredo leen unos editoriales que dan pena, por no decir asco periodístico. Y donde a los entrevistados del gobierno les hacen preguntas tendenciosas, duras y rostros poco cordiales y a los de oposición complacientes.

Ah, salió Carolina, llegó otra dama, pero la agresividad no es asunto de esos lectores de telepromters y laptops,  ni el énfasis con que leen y comentan, el problema está en l@s director@s de información  intocables, ocultos.

 

La Propuesta: Cada tipo de medio radial y televisivo deberá generar sus propias noticias. La idea: eliminar la lectura de los periódicos que cada mañana salen por la radio en todo el país (ni de computadores o tablets) y que de manera más agresiva inunda las pantallas de televisión, tanto en las emisoras de alcance nacional como en todas las regionales.

 

Repeler las noticias e informaciones mentirosas o que confundan

Ante cada información falsa o tendenciosa en radio y televisión, y de una manera bien monitoreada, oponer una “respuesta inmediata” en una mini cadena antes de que se convierta en una matriz de opinión.

Equilibrio Informativo

En vista de que el equilibrio no se logra voluntariamente por parte de los medios, exigir (legislar) que cada noticia negativa tenga una positiva tanto en Tv., en Radio como en los Medios Impresos.

Equilibrio en las entrevistas

Muchas veces algunos productores, algunos programas, y que para mostrar equilibrio invitan separados a un chavista y a un opositor alternadamente, y cada quien expone sus verdades, pero el peso de los negativo es el que pesa más.

Propongo que se sugiera a los entrevistadores, y a los canales y emisoras, los temas sean tratados por parejas, un opositor y un chavista, del mismo rango, así cada quien expondrá sus razones y el público será quien saque conclusiones.

Propagandas.

Reducir la promoción e inversión en los medios escritos adversos al gobierno, ya que los lectores de oposición no le hacen caso a nada de eso. No los leen, y si lo hacen no creen y hasta se burlan. Promoción y dinero perdidos.

Gastamos una millonada de bolívares fuertes para alimentar a esa perversa cadena nacional de prensa.

Sólo aquellos medios que muestren equilibrio informativo, luego de una evaluación exhaustiva y permanente, y como estímulo pudiesen gozar de esas jugosas entradas para su mantenimiento. Estimo que no podemos seguir financiándolos su guerra en contra nuestra.

Otra

Transmitir en minicadenas programas que desenmascaren la perversa actuación de la oposición y se destaque el despreciable apoyo de USA.

Que nos hayan ganado, como hasta ahora, unas batallas, no ha estado bien ni bueno, pero evitemos que nos ganen la guerra y  perdamos la única opción de surgir, como lo estamos logrando, con la Revolución, que será bonita con el empuje de todos

¡Patria, Socialismo o muerte! y solamente si nos ponemos las pilas y respondemos con efectividad a las agresiones mediáticas ¡VENCEREMOS!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2367 veces.



Eduardo Palacios Sevillano

Ingeniero Civil. Escritor y caricaturista. Productor radial y locutor. Miembro de la directiva de la Orquesta Sinfónica del Estado Anzoátegui. Miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Bolivariana del Edo. Anzoátegui. Coordinador de la Red de Historia, Memoria y Patrimonio de Anzoátegui.

 edopasev@hotmail.com

Visite el perfil de Eduardo Palacios Sevillano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Palacios Sevillano

Eduardo Palacios Sevillano

Más artículos de este autor