¡Vienen con todo!

La ofensiva imperial es total, en todos los frentes y con todas sus armas políticas, económicas, mediáticas y militares y lo peor es que nos toca enfrentarlos desprevenidos y en condiciones adversas. Es claro que estudiaron la coyuntura, desarrollaron su plan de guerra de cuarta generación, afianzaron sus vínculos con sus aliados nacionales y ahora pasan a una ofensiva económica y de descrédito total en el panorama internacional.

Es medular su objetivo, generar un resquebrajamiento en el seno de las Fuerzas Armadas pues como es sabido, no es posible un golpe militar sin alcanzar este objetivo, por eso las sanciones del Congreso norteamericano fueron exclusivamente a 200 militares, por eso hoy compran a un traidor para montar esta escalada que busca fundamentalmente quebrar la unidad política de FAB utilizando las acusaciones de narcotráfico y desplegando todo su poderío mediático para avanzar en su estrategia de justificar un golpe de Estado en Venezuela.

La ofensiva económica contra Venezuela esta en marcha, las mismas calificadoras de riesgo que no advirtieron la debacle bancaria en USA y en Europa hoy nos colocan con una calificación peor que países en guerra y con hambrunas, una estrategia para encarecer y dificultar nuestras posibilidades de acceder a créditos internacionales y provocar la caída del valor de los bonos de deuda de nuestro país.

Ante esta ofensiva total la respuesta camarada Diosdado Cabello no es individual, como tampoco debe ser individual la solidaridad; la acusación que pone en primera página el ABC de España, diario de la ultraderecha española, no es solo contra Diosdado, es también contra Tareck El Aissami, contra el General Hugo Carvajal y Rafael Ramírez entre otros, son figuras emblemáticas de este proceso bolivariano, la denuncia también toca la familia de Hugo Chávez, es una ofensiva total de descrédito que busca generar desconcierto en el pueblo chavista y sería un craso error individualizar la respuesta y la solidaridad.

La solidaridad debe ser para todos los denunciados, hay que alertar al soberano que esta guerra está en marcha y se pondrá peor, que sólo con la movilización y una clara demostración de disposición para defender en la calle y con las masas este proceso y a sus líderes agraviados, se podrá enfrentar semejante ofensiva imperial. La defensa no es individual, la defensa es del proceso bolivariano, la defensa de nuestra determinación de ser Libres, Soberanos y nunca más una colonia, la defensa es del legado de Hugo Chávez y de la Patria, la defensa es por el Socialismo Ético, Critico, Productivo y Bolivariano.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1250 veces.



Willian Rodríguez


Visite el perfil de Li Min Wu Rodríguez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: