Triunfo o fracaso ante la guerra contra la revolución

Verdaderamente que el enemigo es fuerte, quiere llevarnos poco a poco a donde quiere llevarnos. Hay un problema en esta guerra y varias consecuencias funestas.

Antes de entrar al tema hay que advertir que debemos aprender  de guerra psicológica. Si no conocemos las directrices, parámetros, estrategias y tácticas de ella, entonces, seguramente sucumbiremos a la misma y tarde o temprano estaremos en el bando opuesto aupando la caída de la revolución Bolivariana.

Los defensores de la revolución, deben actuar cada quien desde su trinchera: el gobierno aplicando las estrategias y medidas especiales, tal como la que comenzó desde hoy en cuanto a las compras en los mercales, pdevales y supermercados bicentenarios, restringiendo por cada día dos números de cédula, de lunes a viernes y el sábado todo el mundo.  

En el caso de nosotros, los chavistas, los simpatizantes del chavismo como yo,  y las personas apolíticas,  quienes también están sufriendo la guerra económica, tenemos también nuestra participación contra esa cruda guerra.

Lo primero que hay que entender es cómo opera el enemigo de la patria, para que de esa manera sepamos cómo actuar en su descalificación, vencer sus objeciones, razonar con términos y frases contundentes que los hagan reflexionar.

¿Cómo opera el enemigo?, de esto se puede hablar mucho, sin embargo, por las limitaciones de los escritos  me concentro en :

  1. El enemigo tiene conocimiento de que una parte de la población piensa con la panza(chavistas y no chavistas), con base a esto, preparan operaciones de acaparamiento y especulación, así como  operaciones psicológicas para crear la sensación de escases de alimentos, y en consecuencia se generan las colas.
  2. Una vez constituida la cola día a día, es sumamente fácil realizar cualquier comentario que descalifique al gobierno/estado. Les detallo algunas de las experiencias:  Una persona pasa por una cola con otro compañero y le comenta “cola todos los días, pero tenemos patria”, “a lo que hemos llegado”,  burlonamente se retira y los rostros de la cola reflejan que avalan dicho comentario, ¿cómo refutarlo, si ahí está la cola?,  ¿cómo abordar a esa persona y hacerle ver otro punto de vista en relación al origen del problema?
  3. La operación psicológica va más allá, los grandes supermercados: Día a Día, Unicasa, Micro Macro, Central Madeirense y otros, operan para mantener las colas todos los días. Ellos también están sumados a la guerra. ¿Cómo probar esto?, es muy sencillo, cuando llega un producto de la canasta básica: azúcar, leche, harina precocida, carne, pollo, etc., ellos trancan y obstaculizan completamente el acceso al supermercado y le obligan a usted a hacer la cola, así no vaya usted a comprar el artículo motivo de la cola. La idea es mantener viva la cola para que la gente  razone que es culpa del gobierno.
  4. No tengo duda que la operación psicológica ha introducido en las mentes fáciles de colonizar, que hay que protestar enérgicamente contra el gobierno, a cualquier hora y en cualquier sitio. No se ha dado usted cuenta  que en el metro siempre hay gente que aparentemente no se conoce y sus conversaciones siempre son descalificadoras del gobierno.
  5.  Quienes están aupando la guerra, son verdaderamente los oligarcas y aristócratas venezolanos, tales como: El Pajuel Capriles, María Machado(qué arrechera cuando no te usan el Corina), Leopoldo López, el sector de Fedecámaras, entre otros, y alguna parte de ese pueblo pendejo que está con ellos.
  6. Existe una enorme red cibernética y comunicacional que el enemigo sabe aprovecharla y que además tiene la capacidad para enviar más de diez(10) millones de mensajes en un momentico. Quizás el 70% de esos mensajes sean contra el gobierno. Esto nadie puede subestimarlo, porque es quizás el arma más poderosa para arruinar a un  país o engrandecerlo.

Ante esto creo que es necesario:

Hablar sin miedo con nuestros amigos y vecinos, por supuesto en las medidas de las posibilidades, si la persona da muestra de que razona, entonces háblele, de lo contrario retírese.

Compruebe, investigue y averigüe por usted mismo cualquier información extraña y aparentemente cierta, no le de veracidad, más si es generada por medios de la oposición o personas chavistas que usted conozca, porque hasta a los chavistas han sido confundidos, tampoco se convierta en propagador del mensaje si no ha sido verificado.

En este momento algunas respuestas son claves, doy algunas, ciertas personas “cargan encima” frasecitas que acompañan con la palabra “Patria”,  “Mira la cola, tenemos patria”,  “No consigo los repuestos, pero tenemos patria”, “Compadre los comerciantes suben los precios, pero tenemos patria”. Estos son algunos ejemplos, en ese caso Mátelos(coloquialmente gánele) con argumentos como el que sigue, “usted repite lo que te mandan a decir los  enemigos de la patria, tu si eres pendejo vale” o “Amigo(a), está usted recibiendo órdenes de la aristocracia: María Machado, Capriles y López son aristócratas, cuando ganen, a ti te van a dar dos patadas por ese c…”.

Escuche primero, no se apasione porque entonces  su posible gran razonamiento se perturba, si escucha, puede detectar dónde y cómo colocar el argumento, como ejemplo: Alguien razona, “en Colombia la situación está mejor que en Venezuela”, Respuesta “si la situación en Colombia está mejor que en Venezuela, por qué aquí hay millones de colombianos y no hay millones de venezolanos en Colombia”(esto sucede a diario con gente confundida)

Dígales:

“Abra los ojos amigo(a), vaya a la raíz del problema, le quitaron la teta a los oligarcas y por eso tenemos 16 años de guerra”.

“Compadre o comadre, de 19 elecciones los hemos revolcado en 18, ¿no te dice algo eso?.

“Si en EEUU, España, Colombia u otros países capitalistas, alguien ofende al presidente, lo fríen de inmediato, ¿aquí ha pasado eso?.

Si le hablan que Leopoldo López es un preso político, defínale lo que es un preso político: “Preso por expresar sus ideas contra un gobierno”, en el caso de Leopoldo López está preso por ser un asesino.

Si le hablan de la agresión a los estudiantes, indíquele que por primera vez y en el mundo, la policía venezolana en estos 15 años siempre ha custodiado las marchas estudiantiles y actúa cuando se han convertido en violentos, que es lo normal en ellos.

Estos son algunos ejemplos, lo clave aquí es: evitar discusiones innecesarias, debemos siempre dar ejemplo de control y mesura, No hacerse eco de información no confirmada, decirles una frase rápida, que rompa sus argumentos y usted se va, estar siempre informado de la actividad nacional e internacional: política, economía, geopolítica, planes sociales, logros, fracasos, es decir todo, para que pueda ser un soldado equipado con las armas del razonamiento y las emociones dominadas.

No caiga en la táctica de los opositores enfermos que es: te dicen 40 cosas en un minuto, usted trata de razonar sobre la primera cosa que dijo e inmediatamente te dice otra distinta, normalmente abandonamos lo que estábamos razonando y comenzamos  a rebatirle la segunda, él argumenta una tercera y usted abandona la segunda para razonar sobre la tercera y así lo lleva. Las personas que están escuchando y viendo el debate le queda la siguiente sensación: usted no le respondió nada sobre las acusaciones, ¿qué le parece?

Para finalizar, todo esto no es más que un ejemplo de lo que podemos decir y hacer para el combate que nos corresponde a nosotros los ciudadanos defensores del proceso.

Todo esto, también me lo estoy diciendo a mi mismo, éxitos en el combate.

Saludos.   



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2221 veces.



Mario Díaz


Visite el perfil de Mario Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: