Análisis, rechazo y respuesta ante la agresión de nuestras universidades

Para nadie es un secreto que en nuestro país se viene desarrollando un plan golpista desde el pasado 12 de febrero del presente año, donde grupos ampliamente financiados por el imperio norteamericano han provocado muertos y heridos en algunos municipios del país, para crear un clima de ingobernabilidad que justifique ante la opinión pública internacional, una intervención militar en Venezuela. Ese es el análisis más básico que se podría hacer de la situación actual.

Ahora bien, esta violencia desproporcionada de grupos altamente fascistas ha llegado a un nivel inimaginable para algunos. No solo se han atrevido a trancar vías, degollar motorizados, quemar camiones de PDVAL y CORPOELEC, agredir las instalaciones físicas del Ministerio Público y asesinar guardias nacionales, pues ahora han tenido el fachismo de incendiar nuestras universidades que han sido aperturadas para el pueblo venezolano, que antes no tenía la posibilidad de acceso a una educación universitaria gratuita.

Mientras en diferentes países de corte neoliberal, se privatiza la educación y las oportunidades de estudio son cada vez más restringidas, en Venezuela ciertos grupos terroristas provocan el incendio total de nuestra UNEFA Táchira, e incendios parciales en nuestros núcleos de Naguanagua y Los Teques, perjudicando directamente a miles de estudiantes universitarios. El nivel de irracionalidad de estos grupos ha llegado a extremos que los convierten, sin duda, aparte de mercenarios y terroristas, en nazi-fascistas, aun cuando unos pocos personajes pintorescos de poca credibilidad los llamen "estudiantes que luchan por sus derechos mediante protestas pacíficas".

¿Estudiantes? ¿Derechos? ¿Protestas pacíficas? Nos encontramos con una realidad ineludible que al parecer ellos no quieren entender. Primero, no son estudiantes son terroristas, ningún estudiante quema una universidad. Segundo no pueden decir que "están luchando por sus derechos" porque en Venezuela desde la llegada de la Revolución Bolivariana el sector universitario ha sido uno de los más reivindicados, no en vano hemos aumentado la cantidad de estudiantes universitarios a más de 2.500.000, alcanzando el quinto lugar a nivel mundial en matrícula universitaria. Y por último, no se le puede llamar protestas porque no se está exigiendo algún tipo de reivindicación social, y mucho menos se puede denominar de pacífica cuando han incendiado y destrozado todo a su paso.

Es por ello que, los estudiantes unefistas, los revolucionarios, los que sentimos a la patria en el alma, los que hemos comprendido este proceso de transformaciones profundas de carácter colectivo, rechazamos rotunda y categóricamente estos actos vandálicos, y estamos convencidos de que la paz de la Patria se construye desde el diálogo efectivo entre las diferentes partes, desde la racionalidad del pensamiento, desde el debate continuo, el respeto a las ideas, la tolerancia y la convivencia cotidiana de la sociedad en su conjunto. La paz no se construye con la simple ausencia de la guerra, el silencio ante la agresión, y mucho menos con la violencia, el asesinato y el caos como elemento central de la acción, sería una contradicción descomunal tan solo pensarlo.

Asimismo seguiremos dando nuestro aporte en la edificación del socialismo del siglo XXI, a través del estudio continuo y nuestra formación integral, para responder ante los inmensos retos que implica la apertura de un horizonte político de justicia social e igualdad. Aun cuando a algunos les incomode, nuestros espacios universitarios seguirán siendo núcleos generadores del pensamiento crítico y lugares de capacitación de profesionales comprometidos firmemente con la opción socialista que requiere la Revolución Bolivariana. Su plan macabro de desestabilización no detendrá nuestro accionar patriota, pues seguiremos haciendo Patria a través del estudio, aun cuando pretendan limitarnos.

En ese mismo orden de ideas, sabemos que existen diferentes hechos de violencia que responden a un mismo guión y a un mismo plan, que a su vez corresponden a unos mismos intereses. El imperio norteamericano en su crisis estructural busca a través de un golpe suave, que yo diría mas bien que es un golpe lento, la confrontación directa de pueblo contra pueblo, la violencia generalizada, el caos constante y el nerviosismo colectivo, con el fin primordial de apoderarse de nuestras riquezas mediante el derrocamiento "justificado" del actual gobierno. No obstante, todos nuestros esfuerzos deben dirigirse hacia la paz y la convivencia de nuestro país, como un compromiso irrenunciable. Es nuestro deber como agentes de pacificación, mantener la calma y evitar a toda costa cualquier tipo de provocación, sin que esto disminuya nuestras fuerzas. No podemos permitir que grupos radicales enfermos de odio nos sigan incendiando nuestras universidades, pero bajo ninguna circunstancia debemos responder con violencia. Ellos esperan por nuestra impaciencia para generar el ambiente antes planteado, y es allí cuando nosotros debemos actuar con inteligencia eludiendo a toda costa cualquier tipo de enfrentamiento. ¡Somos amantes de la paz!

Es por ello que ante cualquier escenario, el esfuerzo de todos nosotros, debe configurarse bajo la unidad de nuestras fuerzas, y el trabajo constante por la construcción de la paz. El Comandante Supremo Hugo Chávez nos lo decía con aquella frase visionaria "No faltarán los que traten de aprovechar coyunturas difíciles para, bueno, mantener ese empeño de la restauración del capitalismo, del neoliberalismo, para acabar con la Patria. No, no podrán.  Ante esta circunstancia de nuevas dificultades -del tamaño que fueren- la respuesta de todos y de todas los patriotas, los revolucionarios, los que sentimos a la Patria hasta en las vísceras como diría Augusto Mijares, es UNIDAD, LUCHA, BATALLA Y VICTORIA". Esa debe ser nuestra consigna. ¡Venceremos camaradas!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1157 veces.



Luis Fernando Guanipa Jiménez

Chavista crítico pero siempre leal. Cero medias tintas. Comentarista aficionado del Voleibol, Baloncesto, Fórmula 1 y Béisbol.

 LuisGuanipa94@gmail.com      @LuisFGJ

Visite el perfil de Luis Fernando Guanipa Jiménez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Fernando Guanipa Jiménez

Luis Fernando Guanipa Jiménez

Más artículos de este autor