Éramos pocos y parió la abuela!! Dieterich nada original, nos propone el fascismo

Éramos pocos y pario la abuela!! Dieterich nada original, nos propone el fascismo.

He leído hoy el artículo donde Dieterich nos dice que Venezuela no es…y es….Ucrania y donde con voz angustiada pregunta si sobrevivirá la 5ª. República.

Lo he leído a don Heinz, antes en varias oportunidades, con el mismo respeto que leo a todos aquellos, a quienes les preocupa la suerte, de la Venezuela Bolivariana.

Confieso que deje de leerlo, luego que observe, que los acontecimientos posteriores, a los artículos de Dieterich, se encargaban de desmentir, la mayoría de los tajantes y definitivos pronósticos del articulista.

En consideración al interés, que despertó el artículo de Dieterich, es que quiero hacerles conocer, mi análisis sobre el mismo.

Venezuela no es Ucrania

Es cierto Venezuela, definitivamente no es Ucrania: y no lo es, no porque no tiene a su lado una potencia como Rusia, o porque las FANB, no le hayan enviado a Maduro una advertencia, exigiéndole que llegue a un acuerdo con la “sociedad”, como nos instruye Dieterich.

No lo es, porque es imposible tratar de comparar, la historia de Venezuela, el origen de la composición étnica y social, de su pueblo, la de sus líderes, y la impronta que crea el Socialismo del siglo 21, cuando enfrenta, la misma provocación del Imperio Yanqui, que Ucrania.

El pueblo Venezolano que trae a la historia a su Bolívar, tratando de libertar el continente del Imperio Español, no es el pueblo Ucraniano , del cual, una parte de los ucranianos del Oeste, recibió con los brazos abiertos a las hordas nazis alemanas, que venían a invadir sus tierras, por cuenta y orden, del mismo imperio anglo-norteamericano actual , el que alimento y empujo al títere Hitler, para a destruir el experimento socialista en la URSS.

No es el pueblo Venezolano, el que acompaño a los nazis, en los campos de concentración europeos, a torturar y asesinar a los prisioneros de guerra polacos, rusos y judíos entre muchos otros.

Como me conto a mí, por ejemplo, un taxista polaco en Varsovia, que me llevo a conocer los campos de concentración. “Aquí yace mi hermano, no lo mataron los nazis, a él lo mataron los ucranianos, que acompañaban a los nazis, en las tareas del campo, les teníamos más miedo a ellos, pues eran más criminales, que los propios alemanes”.

Que conclusión extraigo de estos recuerdos, que la historia nos enseña, pero que no todos, aprenden la lección en tiempo, que los actuales ucranianos occidentales de clase media, descendientes de aquellos colaboracionistas con los nazis, sueñan todavía hoy, con integrarse a Alemania, a través de la Unión Europea.

Por eso no tenemos, la misma base popular, los mismos deseos, que empujan a actuar así, a un sector del pueblo ucraniano, para compararlos con el pueblo venezolano y no puedo decir como Dieterich “en lo que atañe a la sobrevivencia del gobierno Maduro ante la Contrarrevolución Naranja, Venezuela sí es Ucrania “l

Algo debo reconocer, que le envidio a don Heinz, la amistad que tuvo con el Comandante Chávez.

Si yo hubiera tenido la suerte de tener “un dialogo nocturno con el amigo Hugo Chavez”como él dice haberla tenido, no me hubiera atrevido a decirle que “era una estupidez de gente ignorante, gobernar con las Fuerzas Armadas y con los pobres. Que un gobierno estable en la sociedad moderna sólo era posible si se basaba en el centro político del país.”

Y no me hubiera atrevido, pues era el propio Comandante Chávez, quien estaba gobernando el país, con las Fuerzas Armadas y los pobres.

Lo cual a mí, me hubiera parecido entonces y ahora mismo, muy inteligente y la única política que ayudaba en esa circunstancia, a marchar hacia adelante con el Socialismo.

El consejo de Dieterich a Chávez, de cómo establecer un gobierno estable en la sociedad” moderna”, que en realidad lo quiso decir don Heinz, es sociedad “capitalista”, es el viejo consejo cómodo, de la socialdemocracia, de cómo maniatar un hecho revolucionario y entregarlo a la “estabilidad” del statu quo .

Y se alegra, por la supuesta aceptación de su idea por el Comandante, cuando dice “fue la gran contribución de Hugo Chávez a la estabilidad política en Venezuela: la creación de un centro político de la 5ta República, compuesto por sectores de las clases medias, populares, burocracias, burguesías, y financiado vía la renta petrolera. “

Para mí, una verdadera ensalada de clases, para acompañar un proceso de domesticación, de los sectores populares y sobre todo, para no sacar los pies del plato capitalista.

Insiste Dieterich “. La crisis actual resulta del hecho, de que ese original esquema de cooptación clasista del Comandante actualmente ya no es costeable”, con lo que termina de confundirme, primero me convence, que él fue el creador de la idea y se la trasmitió al comandante, y ahora me dice que es un “original sistema clasista del Comandante” y además no sé qué originalidad, puede tener un sistema, que solo es la vieja y conocida conciliación de clases.

Pregunta Dieterich: Como salvar el proyecto de Hugo Chávez?

Y don Heinz, nos aconseja” una inmediata solución estructural de la crisis económica y la creación de una narrativa que pueden preservar las lealtades de los antiguos aliados del Bloque del Centro” .y confirma que el “actor político que presente primero un esquema convincente para la evolución del Centro político construido por Chávez en las condiciones actuales de Venezuela, gobernará al país”.

Es decir que según Dieterich, el proyecto de Hugo Chaves que es la 5ª República , no marcha hacia el socialismo, con predominancia y gobierno de los sectores populares , de los trabajadores , sino que su destino “previsto por el Comandante” es el de una sociedad capitalista, con accionistas burócratas, burguesías, clases medias, etc., que Dieterich llama eufemísticamente Bloque del Centro, además algunos accionistas populares y que dicha sociedad capitalista, practica el Bolivarianismo.

Termina Dieterich asustándonos.” En consecuencia, la influencia del centro de gravitación del “bolivarianismo” se diluyó (a partir de 2010). Hoy día, el sistema se desintegra rápidamente, acelerado en su desintegración por la incapacidad total del gobierno de entender el proceso y controlarlo”.

Al terminar su artículo nos aconseja:” Las Fuerzas Armadas, las elites o vanguardias y las masas, son las fuerzas decisivas, cuando las modernas sociedades de clase entran en crisis sistémicas. Por el bien del pueblo venezolano esperamos que esos decisores pronto logren consensuar un proyecto de salvación nacional que facilite la transición pacífica de la 5ta a la 6ta República”.

Perdóneme Don Heinz, pero usted tiene que pagar derecho de autor, a un señor que allá en los años 20, se llamó Benito Mussolini, que para combatir al socialismo incipiente en la URSS, invento el fascismo.

El Fascismo, consistía en unir bajo la férula del Estado, las Fuerzas Armadas, las elites y las masas, si se entiende por masas a los trabajadores, tal como usted propone para el Estado Bolivariano.

Hasta el día de hoy el viejo sistema fascista, bajo los nombres y máscaras que se quiera, con su “invento “de domar a los trabajadores, con la intervención del Estado y hacerlos conciliar con los patrones, sigue siendo útil al capitalismo ,que como se sabe, siguen explotándolos y obteniendo plusvalía de su fuerza de trabajo: y eso no cambió… cierto ??

Para mí, en ese artículo se evidencia, el abandono de Dieterich del marxismo y la lucha anticapitalista, y si tal idea que propone se llevara a la práctica, significaría, la segunda muerte de Chávez.








Esta nota ha sido leída aproximadamente 1363 veces.



Hersh Zakheim

Lic. en organización de Empresas Industriales. Politólogo graduado en la ex URSS

 HZ.virtud@gmail.com

Visite el perfil de Hersh Zakheim para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a182571.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO