¡Viva Mardo!

Corrupción es renovación de la vida. Los seres vivos mueren y les caen una pila de bacterias y los desbaratan mediante procesos bioquímicos que como no conozco no proso. Se llama también podredumbre, pudrición, putrefacción, carroña, etc. La corrupción convierte piel lozana, hígado rozagante, rosa encantadora en abono, humus, capa vegetal. Bien bueno.

La palabra también se usa para describir lo que el DRAE llama en su cuarta acepción: «Der. En las organizaciones, especialmente en las públicas, práctica consistente en la utilización de las funciones y medios de aquellas en provecho, económico o de otra índole, de sus gestores». O sea. Me parece estar viendo a alguna gente.

Como es proceso natural, la carroña sobrevenida alimenta otros seres vivos, plantas, hienas, buitres, gusarapos y demás bichos aficionados a esas suculencias. Pero biología es una cosa y metáfora jurídica, política, sociológica y ética es otra. Lo que en los bosques es próspero, en la vida social es pestífero y antihigiénico.

El problema de la gente corrupta no es solo que se apanda una plata que no es suya, y sin trabajar, sino que la distrae para lo que era y encima usa el tiempo por el que se le paga para otras peripecias. Es como el erizo, que pincha por todos lados. Pura pérdida. La metáfora es apta, porque la materia corrompida deja de ser lo que es para convertirse en otra cosa.

La corrupción seduce, se ha vuelto metáfora en las tentaciones que Satanás y sus legiones de príncipes y duques infernales nos propinan, Asmodeo, Satanachia, Belcebú, Barbatos, Lucifer, Luzbel, Aamón, Prusias, Patetas, porque hay toda una disciplina, llamada Demonología, que discurre por grimorios interminables, aderezados por gente ociosa, creativa y medieval.

La persona corrupta detesta a la virtuosa y le suele espetar: «Sí, bolsa, mucha virtud pero pronto te veré en la crápula como yo». «Muy chavista pero tienes un iPhone». No tiene mucha imaginación. Ni talento. Repite lo mismo desde hace milenios sin innovación alguna. Sospecho que es la misma persona que toma caras distintas. No sé, consultaré en algún grimorio.

En Venezuela cogieron la calle y exigen su derecho al trabajo. Supe que se prepara una manifestación de atracadores que irá a la CIDH a exigir sus derechos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5757 veces.



Roberto Hernández Montoya

Licenciado en Letras y presunto humorista. Actual presidente del CELARG y moderador del programa "Los Robertos" denominado "Comos Ustedes Pueden Ver" por sus moderadores, el cual se transmite por RNV y VTV.

 roberto.hernandez.montoya@gmail.com      @rhm1947

Visite el perfil de Roberto Hernández Montoya para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Roberto Hernández Montoya

Roberto Hernández Montoya

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a175438.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO